TOP: 5 razones para no tener animales salvajes como mascotas

5 razones por las cuales es fundamental respetar las condiciones naturales de los animales salvajes.

domesticatedanimals

Los animales salvajes no son mascotas, por más que disfrutemos ver especies exóticas tenemos respetar sus condiciones naturales y aceptar que criarlos en un entorno distinto al suyo es simplemente cruel. A continuación otras 5 razones para no tener animales salvajes :

1. Al comprar animales salvajes se contribuye a la caza furtiva. Aún cuando se adquieren de manera legal, se contribuye a los criaderos de especies salvajes que pertenecen a un habitat no doméstico.

 2. Es ilegal. Mantener cualquier tipo de animal salvaje en cautiverio es ilegal.

3. No es posible domesticar a un animal salvaje. La domesticación es un proceso que toma siglos desarrollar en una especie.

4. Los animales salvajes traen enfermedades. Muchos animales salvajes pueden tener enfermedades como rabia sin mostrar síntomas. De acuerdo con los Centers for Diesease Control and Prevention de Estados Unidos, miles de personas se contagian de salmonela por tener reptiles o anfibios. Traer un animal a tu casa expone a toda tu familia.

5. No siempre se mantienen pequeños. Cuando los animales crecen, sus instintos salvajes son inevitables. Probablemente terminen destruyendo objetos de la casa donde se encuentren o atacando a alguien. Lo peor es que los animales salvajes domesticados no se pueden regresar a su habitat natural porque no desarrollan sus habilidades de supervivencia estando en cautiverio.

[mother nature work]



Cazador furtivo es condenado a ver “Bambi” en prisión

Formará parte de su condena por cazar venados furtivamente en Missouri.

Seguramente sabes quién es Bambi, el adorable venadito que ha hecho llorar a más de un niño (y uno que otro adulto). Ahora, un hombre en Missouri tendrá la fortuna de ver la conmovedora película de Disney una vez al mes… desde la cárcel.

¿Su delito? Justamente cazar venados de manera ilegal. David Berry fue acusado de incurrir en la caza furtiva de estos animales en un período que los agentes de conservación han reconocido como “el más largo en mucho tiempo”.

Berry, acompañado de su padre y hermanos, mató a cientos de venados durante 1 año entero, con el propósito de utilizar su osamenta como trofeo. Ninguno de estos sujetos brilló por su astucia, pues su modus operandi consistía en cortar las cabezas de los animales y abandonar el resto de sus cuerpos en las carreteras. 

La Corte de Missouri los obligó a pagar una multa de $51,000 USD, con una condición extra. Berry, el líder del grupo, deberá, por órdenes del juez:

Ver la película “Bambi”, de Walt Disney, empezando el 23 de diciembre de 2018, complementado con una proyección extra por cada mes que pase en la cárcel.

No cabe duda de que el mal a veces corre en la familia: su hermano menor, Eric Berry, también fue detenido por asustar a los venados usando luces encandilantes para hacerlos más fáciles de cazar. 

Esperamos que, además de provocarle la merecida violencia, el clásico de Disney por lo menos le enseñe un poco sobre ética y compasión por los seres vivos.