Zimbabue comenzará a vender derechos de caza para elefantes en peligro de extinción de hasta 500 ejemplares tan sólo en este año. La lamentable medida llega como una manera de reactivar el turismo luego del cese por la pandemia.

Según CNN, Tinashe Farawo, quien es portavoz de la Autoridad de Gestión de Parques y Vida Silvestre de Zimbabue, la disminución de ingresos jugó un papel importante en la decisión. Con la pandemia y el cese de actividades, los ingresos del país se vieron reducidos drásticamente. Lo que llevó a la autoridad a vender derechos de caza de hasta 500 elefantes que se encuentran bajo amenaza de extinción.

Zimbabue caza elefantes

Farawo argumenta que uno de los principales ingresos del presupuesto de los parques nacionales se obtiene mediante la caza deportiva.

“Comemos lo que matamos”, comenta Farawo. “Tenemos un presupuesto de alrededor de $25 millones para nuestras operaciones que se recauda, ​​en parte, a través de la caza deportiva. Pero usted sabe que el turismo está casi muerto en este momento debido a la pandemia de coronavirus”.

También en Ecoosfera: Los elefantes merecen ser tratados como personas (aquí te explicamos por qué)

La venta de derechos de caza se pronuncia luego de que el elefante africano del bosque ingresara a la lista de especies en peligro crítico de extinción. Además, la situación del elefante de la sabana africana tampoco es muy esperanzadora, también se le declaró en peligro.

Zimbabue vende plazas caza elefantes

La caza no es, ni será la solución 

Zimbabue está ahora en la mirada de aquellos defensores del medio ambiente. Simiso Mlevu, portavoz del Centro para la Gobernanza de los Recursos Naturales, organización defensora de los derechos de los animales y el medio ambiente en Zimbabue, condenó la decisión de permitir la caza de elefantes y la tildó de “espantosa”.

“Condenamos enérgicamente la caza de trofeos, una práctica que agita a los animales salvajes y aumenta los conflictos entre humanos y vida salvaje”, dijo Mlevu.

“Contrariamente a los argumentos del gobierno de que la caza de trofeos está destinada a ayudar a la conservación, la práctica está motivada por la codicia. Y a menudo, ni siquiera se contabiliza el dinero. Se necesitan medidas más innovadoras y ecológicas para mejorar la generación de ingresos de los safaris fotográficos y el turismo en general”, finalizó Mlevu.

zimbabue caza elefantes

Lamentablemente, exponer a ejemplares de la sabana africana, no es una práctica que se limite a Zimbabue. Otros países del continente también lidian con sus propios problemas económicos que terminan por afectar a las especies silvestres. Tan sólo en diciembre pasado, Namibia puso a la venta a 170 elefantes como una medida para evitar conflictos entre la población humana y la vida silvestre derivados de la escasez de agua que atraviesa el país.

La caza deportiva persigue objetivos sumamente perversos a costa de la vida de animales inocentes que además se encuentran en peligro de extinción. El problema va más allá de vender animales, ya sea vivos o para caza. Parece que el error en todo el mundo es la falta de conexión con la naturaleza, la búsqueda de un mecanismo que permita trabajar y vivir en conjunto. Esa es la falla y estamos haciendo muy poco para solucionarla. 

Sigue leyendo: Cazador furtivo muere arrollado por una estampida de elefantes