En un salto al pasado descubrimos el gran daño hecho a la Tierra. El nuevo time-lapse de Google revela la transformación de grandes pedazos del planeta que experimentan el cambio climático. Increíbles zonas verdes se vuelven áridas y sin color, y lo que alguna vez fue un sitio despoblado ahora está inundado de humanos.

Lanzado como un homenaje al Día de la Tierra, la herramienta time-lapse de Google Earth desprende una cruda verdad: estamos devorando el planeta. La evidencia visual de una expansión urbana sin límites, los efectos de la deforestación, el crecimiento agrícola y más sucesos son visibles en este paso del tiempo.

timelapse tierra
Google

Basta mirar unos segundos para presenciar el devastador escenario. El vivaz verde se despinta rápidamente de la superficie para abrir paso a tonos grisáceos y cafés. La sociedad urbana se apodera sin remordimiento hasta dejar pequeños espacios naturales libres.

Las ciudades se vuelven cada vez más una especie de fuerte encubierto. Edificios saltos, cientos de luces cegadoras y miles de disonancias modernas que nos impiden volver a conectar con los espacios perdidos.

datos asombrosos planeta tierra

Hoy reconocemos a través de este time-lapse que hemos perdida valioso espacios de la Tierra. Cada vez somos menos los que disfrutamos de entornos naturales. Ya sea porque no se encuentran a nuestro alcance, o simplemente porque la vida moderna ha optado por dividirnos de estos espacios orgánicos.

Cómo reconectar con la Tierra 

Aunque este time-lapse de la Tierra revela la pérdida. Desde nuestros espacios somos capaces de recuperar poco a poco el sentido orgánico ¿Cómo puedes hacerlo?

Mira el cielo, tanto en el día como en la noche

Recordar que somos parte de un universo y maravillarnos con la bóveda que yace sobre nosotros es una buena forma de aterrizar y volver a conectar.

Cuida una o varias plantas

No hay nada más bello que plantar una semilla y ver cómo poco a poco brota algo desconocido, que pronto será una planta, una flor o un árbol. Se dador y guardián de vida.

Haz ejercicio rodeado de naturaleza

Si tienes un parque cerca, o mejor aún, un vivero, te recomendamos realizar ahí algunas de tus sesiones de ejercicio. Verás que además se vuelve mucho más fácil correr esos kilómetros cuando a tu alrededor impera el verde, y los árboles te brindarán un ambiente mucho más puro y fresco.

Sigue leyendo: Naturaleza: el túnel del alma que necesitamos recuperar