El Tenzo Kyokun es un ensayo escrito por el gran maestro Eihei Dogen. En este texto se relatan las regulaciones para la preparación de los alimentos para los monasterios zen. Nada más lejos que sólo preparar la comida, el tenzo es el honor de guiar la mente hacia la iluminación a través de la cocina.

Los alimentos, en la filosofía zen, son como ofrendas al trabajo interno de los monjes. En los monasterios, el cocinero en jefe refleja la importancia del servicio en la senda budista. Mejor conocido como chef, el tenzo (literalmente “monje celestial”) conoce los requerimientos y da instrucciones para practicar el dharma budista durante la preparación de los alimentos.

tenzo-budismo-cocina-ritual-espiritual-meditacion

Sus principales tareas en la cocina se centran en beneficiar a los demás (porque simultáneamente él se beneficia), contribuir al crecimiento del monasterio y, por último, imitar a los grandes maestros antiguos y respetar su conducta.

En esta práctica, Eihei Dogen encontró una de las más valiosas enseñanzas de la filosofía zen. Aprendida directamente de un tenzo, Dogen comprendía que la verdadera práctica de la espiritualidad e iluminación se encontraba en las actividades diarias, especialmente en aquellas que se orientan al beneficio y servicio de los demás.

Fue así como la visión correcta de la filosofía se reveló ante Dogen. En el tenzo encontró el verdadero significado de la práctica del dharma. Esta era la profesión digna de un buda. En la cocina es donde se tiene el privilegio de ayudar directamente a alguien y se gozan los logros de la práctica de la filosofía.

tenzo-kyokun-comida-ritual-budismo

También en Ecoosfera: Estimula tu creatividad aprendiendo a cocinar

 

La belleza de la cocina budista 

Este texto es el despliegue del espíritu en la comida y, como escribió Dogen, debería ser un texto de cabecera para todos aquellos que se dedican a la cocina y buscan encontrar en ella significado y esencia.

Incluso si no somos chefs profesionales, todos tenemos momentos en los que nuestro espíritu desea convertirse en tenzo. Preparar algo para alguien, aunque sea un platillo simple, nos da la oportunidad de encontrar la inspiración llena de propósito. El Tenzo Kyokun es, sin duda, un servicio que utilizamos para alimentar una mente compasiva. Llenamos de bendiciones y vitalidad todo lo que pasa por nuestras manos y que va directo a nuestro cuerpo.

comida-zen-tenzo-kyokun-budismo

Algunas de las recomendaciones del texto escrito por Dogen son traducidas a continuación. Ya sea que tu intención sea meditar o practicar tu espiritualidad, sabes que al cocinar lo estás haciendo realidad. Ahora entendemos por qué esta actividad ofrece bienestar y consuelo.

 

Consejos zen para practicar el Tenzo Kyokun:

  • Utiliza tu mente de manera cuidadosa para ofrecer a la gran asamblea bienestar y alivio.
  • Respeta la comida como si la tuvieras preparando para un emperador.
  • Cuando laves y prepares los vegetales o el arroz hazlo con tus propias manos y ojos, haciendo un esfuerzo sincero.
  • Intenta ofrecer los seis sabores en la comida para que no carezcan de las tres virtudes: limpieza, delicadeza y formalidad (los seis sabores son: amargo, agrio, dulce, picante, salado, neutro).
  • Canta mientras preparas los ingredientes, tu asistente debe hacer lo mismo. De esta forma alabas al espíritu guardián del fogón.
  • Evita enojarte y quejarte de la cantidad de materiales de comida. Practica de tal forma que las cosas lleguen a residir en tu mente, y tu mente regrese y resida en las cosas.
  • Observa atento para no gastar ni un grano, limpia tu arroz. Ponlo en recipiente y haz un fuego para hervirlo.
  • Cuando preparas la comida, no veas con ojos ordinarios y no pienses con mente ordinaria. No generes una mente desdeñosa cuando prepares un caldo; no generes una mente de alegría cuando preparas una sopa fina. Donde no hay discriminación, no hay mal sabor.
  • Si algo debe ser venerado, es la iluminación. Si algún momento debe ser venerado, es el momento de la iluminación. Cuando anhelas la iluminación y sigues el sendero, incluso tomar un grano de arena y ofrecerlo al Buda es benéfico.
  • Estos y más consejos ha extendido Dogen en el Tenzo Kyokun. La cocina es, indudablemente, un ritual que nos ofrece iluminación espiritual. Practícala lo más que puedas y agradece al Buda por la elevación que ofrece el sendero de la cocina.

tenzo-cocina-ritual-chef-budismo

 

Sigue leyendo: Shojin ryori: el arte budista de cocinar simple y delicioso