El Círculo Polar Ártico yace imponente con una masiva presencia de hielo y frío. Al menos así se recuerda, porque por primera vez el gélido círculo registra un calor histórico. Los datos recientes apuntan a que el Círculo Polar Ártico se está calentando tres veces más rápido que otras regiones del planeta, lo que desde luego representa un riesgo para el equilibrio global. Siberia, cuya localización es en el Ártico, está sufriendo su peor ola de calor con 48°C en la superficie y el permafrost es la principal preocupación. 

ola calor Siberia

Remontarse hasta las tierras lejanas de Siberia es sinónimo de imaginarse parajes cubiertos completamente por hielo. No obstante, en los últimos años esto ha estado cambiando con el avance del calentamiento global. En aquella región el calor también se hace presente, las olas de calor siguen apareciendo fomentando incluso que ciertas regiones pasen de estar cubiertas de un blanco azulado a un verde vivo.

ola calor Siberia

Ola de calor que amenaza el permafrost

Recientemente se detectó una ola de calor peligrosa en Siberia, donde las temperaturas del suelo han alcanzado los 48°C en Verkhojansk. Y aunque se ha registrado en un solo punto de la superficie de la región, las áreas circundantes no están por debajo 30°C, todas ellas inusualmente con temperaturas altas. Govorovo, por ejemplo, alcanzó los 43°C en su superficie, mientras que Saskylah roza los 37°C.

permafrost se derrite Siberia

Cabe destacar que se trata de la temperatura registrada en la superficie terrestre, es decir en el suelo de las regiones, lo que no es lo mismo a la temperatura del aire. Aunque, incluso así es preocupante, por ejemplo en Verkhojansk el aire alcanzó los 30°C. Esto desde luego es un peligro acechante para los ecosistemas locales y más peligroso aún para el luego permafrost.

ola calor siberia
ESA

Recordemos que nuestro planeta es una burbuja perfectamente estabilizada, le tomó millones de años llegar al equilibrio en el que se encuentra ahora. Los polos cubiertos de hielo son necesarios para mantener la temperatura promedio global y que otras zonas no se calienten de más. Pero con las emisiones de carbono lanzadas por la humanidad diariamente, se está formando una capa nubosa de gases tóxicos que no permiten que el calor proveniente del Sol, regrese al espacio como normalmente lo haría. Así, el calentamiento global está llegando ya hasta las zonas más gélidas de la Tierra, como lo es Siberia.  

ola calor Siberia
Permafrost

El permafrost por su parte, se refiere a aquella capa de hielo permanente en los polos terrestres. Esta capa lleva millones de años criogenizada, si se derrite podrían surgir secretos y agentes a los que no estamos acostumbrados. Como sería el caso de gases que reposan debajo del hielo y también virus que yacen congelados en las profundidades. Lamentablemente el calentamiento global amenaza con derretir el permafrost, lo que sería un paso irreversible hacia el cambio climático.

Sigue leyendo: Así funcionan las ‘bombas de calor’ que están destruyendo el hielo Ártico