Desde Borges hasta Kipling, pasando por los bestiarios, el tigre es un motivo literario recurrente y muy especial en la literatura. La piel del tigre alimentó la imaginación occidental desde que los viajeros se toparon con la difícil (y tal vez imposible) tarea de describírsela a quienes nunca la habían visto. Y una buena colección de tigres no está completa sin “The Tyger”, uno de los poemas más icónicos de William Blake y de la poesía de todos los tiempos.

Para celebrar el 250 aniversario del nacimiento de Blake en 2007, Patti Smith se encargó de editar una selección de poemas del visionario autor, a la vez que descubrirlo para otros no desde la óptica del profesor o crítico, sino de la lectora:

William Blake sintió que todos los hombres poseían poder visionario… Él no guardó celosamente su visión; la compartió a través de su trabajo y nos llamó para animar el espíritu creativo dentro de nosotros (…) Leer a Blake es no estar solo. Camina con él. William Blake escribe: “todo es sagrado”. Eso incluye el libro que tienes en las manos, y las manos con las que lo sostienes.

Esa reverencia cobra vida en esta versión. Debajo del video puedes encontrar una versión al español de Eduardo Lizalde.

El tigre

¡Tigre! ¡Tigre!, ardiente brillo
en las selvas de la noche,
¿Qué mano inmortal u ojo
forjó tu pavorosa simetría?

¿En qué distantes simas, en qué cielos
el fuego de tus ojos se encendió?
¿Qué alas para su vuelo osó cobrar?
¿Cómo la mano osó ceñir tal fuego?

¿Con qué hombros y qué arte
trenzó las nervaduras de tu corazón?
Y cuando él mismo comenzó a latir,
¿qué mano atroz y qué terrible pie?

¿Con cuál cadena y qué martillo?
¿En qué horno se fraguó tu cerebro?
¿Cuál fue el yunque, cuáles garras tremendas
osaron sus mortales terrores apresar?

Al arrojar sus lanzas las estrellas
y empapar con sus lágrimas el cielo,
¿sonrió Él, al contemplar su obra?
¿Hizo al cordero el que te hizo a ti?

¡Tigre! ¡Tigre! ardiente brillo
en las selvas de la noche
¿Qué mano inmortal u ojo,
osó forjar tu pavorosa simetría?

patti-smith-william-blake-tumba
Patti Smith en la tumba de William Blake