“The Peyote Dance”: Patti Smith participa en homenaje sonoro a Antonin Artaud

El resultado es un álbum surreal que sonoriza las experiencias sagradas que tuvo el poeta en la Sierra Tarahumara.

Fue en México donde Antonin Artaud escribió El hombre contra el destino. Esta conferencia es una especie de invitación a reconciliarnos con lo original, con la naturaleza.

Fueron precisamente estos deseos profundos de volver a las raíces lo que llevó a este poeta surrealista a buscar experiencias sagradas en la Sierra Tarahumara. En este territorio árido, el francés conviviría con los habitantes de estas tierras únicas, y una de las culturas más enigmáticas de México: los rarámuri.

Ahora esa experiencia ha sido sonorizada en el álbum The Peyote Dance.

Son las enseñanzas orgánicas que Artaud nos da vía esta experiencia sagrada las que Patti Smith y Soundwalk Collective recuperaron para homenajear al poeta en el álbum The Peyote Dance, estrenado el 31 de mayo. En este álbum nos permiten realizar un viaje sonoro a las entrañas de la Sierra Tarahumara que nos da acceso a las visiones que este surrealista relató en sus textos de viaje.

El primer video oficial es una hipnótico collage de secuencias de Artaud. El montaje es sonorizado por la igual de hipnótica canción “Ivry”, cuya letra es medio cantada y medio narrada por la voz de Smith que flota sobre guitarras tarahumaras, cajas de batería chapareke y las campanas mortuorias de la Sierra. 

Y es que Soundwalk Collective es un proyecto creativo cuya composición combina antropología, etnografía, narrativa no lineal, psicogografía, observación de la naturaleza y exploraciones en el registro y la síntesis. El enfoque que este colectivo le da al sonido como parte vital de la cultura, los hace siempre salir a la naturaleza para buscar su materia prima. En ese sentido, The Peyote Dance no fue la excepción, pues estos artistas incluso visitaron la cueva donde Artaud vivió en la Sierra.

Y en cuanto a Patti Smith… bueno, ella no necesita presentación. Es la madrina del punk. Cantante y poeta siempre interesada en la creatividad y su vínculo místico con el chamanismo, como demuestra en esta entrevista con David Lynch.

Afortunadamente, el álbum The Peyote Dance ya se encuentra completo en YouTube. Este álbum es una especie de llave a una nueva concepción del mundo. Una experiencia sonora sagrada que es una oportunidad imperdible para ahondar en el pensamiento del gran Antonin Artaud. Y con ello, en la mística del cosmos.



El futuro del cine según Antonin Artaud

Antonin Artaud predijo, en los mismos inicios de la cinematografía, el peligro de trivialización que el nuevo arte corría en su explotación comercial, y definió las líneas maestras de lo que para él debía ser el cine futuro.

El público podrá ver… una obra verdaderamente significativa, cuyas innovaciones no consisten en múltiples hallazgos técnicos, en externos y superficiales juegos de formas, sino en una profunda renovación de la materia plástica de las imágenes, en una verdadera liberación, en ningún caso azarosa, sino ligada y precisa, de todas las fuerzas ocultas del pensamiento.

 

Con esta contundencia recomendaba Antonin Artaud la película basada en su guión La concha y el reverendo, dirigida por Germaine Dulac. Diferenciaba de este modo la verdadera innovación cinematográfica, que según su parecer debía penetrar en los entresijos ontológicos del medio para extraer de él todas sus potencialidades, de la mera apariencia vanguardista por la innovación técnica.

antonin artaud y el cine teatro
Extracto del filme La coquille et le clergyman

La relación de Artaud con el cine siempre fue tirante. Trabajó como actor en numerosas ocasiones, llegando a estar bajo la batuta del legendario Abel Gance en Napoleón y en Lucrecia Borgia, y a las órdenes del genial Carl Theodor Dreyer en La pasión de Juana de Arco. En su contacto con el cine,  Artaud pronto se dio cuenta de que estaba ante un medio de expresión artística dotado como ningún otro para dar forma a los imprevisibles movimientos del pensamiento. El creador del teatro de la crueldad intuyó como nadie el poder específico de las imágenes para penetrar en la psique del espectador y conducirlo a experiencias vedadas en el arte teatral. Lo que en el teatro depende de la presencia física y del voluntario juego de ficción, en el cine se vuelve participación mágica, involuntaria; el espectador es absorbido por un mundo autónomo hermanado por forma y movimiento con su propio mundo interior.

El cine es un excitante notable. Actúa directamente sobre la materia gris del cerebro. Cuando el sabor del arte se haya amalgamado en proporción suficiente con el ingrediente psíquico que detenta, dejará atrás largamente al teatro… El cine tiene, sobre todo, la virtud de un veneno inofensivo y directo, una inyección subcutánea de morfina.

Artaud soñó una nueva época en la que el dominio de la lógica convencional tocaba a su fin y un nuevo período, comprometido con los abismos de la psique, se anunciaba fértil a este nuevo arte del movimiento. 

El cine se acercará cada vez más a lo fantástico, ese “fantástico” que cada vez se advierte más claramente que es en realidad todo lo real, o no vivirá.

El cine deseado por Artaud era un cine sin historia, caracterizado por el fluir dialéctico de imágenes cuya significación no se debía a una lógica consensuada, sino que brotaba de su misma esencia interna y en su mutuo contacto.

Que Artaud hiciera estas reflexiones sobre un arte que prácticamente acababa de nacer nos da una idea de lo visionario de sus concepciones. Incluso el aparentemente novedoso sistema de imagen tridimensional ocupó un lugar en sus elucubraciones, tratado con un no menos profético desdén:

Probablemente, en un futuro próximo, se llegará al cine en relieve, y aun en colores. Pero todos estos no pasan de ser medios accesorios que no pueden añadir gran cosa a lo que es el sustrato específico del cine.

Cuando, al día de hoy, visionamos el único de sus guiones materializado en imágenes, La concha y el reverendo, encontramos serias dificultades para penetrar en el misterio de sus transiciones, en la desconcertante lógica de su onirismo, en su aparente insensatez. La lucha de Artaud por liberar al cine de las garras metálicas de la industria y los dogmas heredados del teatro, continuada posteriormente por autores como Andrei Tarkovsky o Robert Bresson, no parece haber dado, sin embargo, grandes resultados. En un tiempo de carteleras copadas por productos comerciales carentes de toda profundidad, sus opiniones sobre lo que pudo y debió ser el cine, aunque nos puedan parecer extremas, son un buen revulsivo para nuestras miradas, en su mayoría amaestradas por el contacto soporífero con narrativas convencionales preocupadas exclusivamente por el valor de cambio. 

 

* Fuente: Antonin Artaud, El cine (Alianza Editorial)



Este es el consejo que Patti Smith y otros 35 artistas le comparten a todos los jóvenes

Estos consejos serán la dosis de sabiduría necesaria para tu inspiración diaria.

No hay nada mejor para los jóvenes que el consejo de un artista. No sólo por ser un sujeto creativo e inspirador, sino porque sus palabras suelen estar cargadas de honestidad. Y esa honestidad puede ser un potente aditivo para nuestra práctica creadora, sobre todo en momentos donde perdemos la hoja de ruta que traza el camino a seguir.

Como dijo alguna vez Bruce Lee, debemos saber adaptar lo que es útil, rechazar lo inútil y siempre añadir algo propio: nuestro potencial humano.

Por eso es genial encontrar el consejo que más de 30 artistas le dieron a los jóvenes creadores, todo compilado en una serie de microcápsulas en el canal de YouTube de Louisiana Channel. Entre ellos están escritores, músicos, artistas multimedia y directores de cine que seguro conoces.

Patti Smith, Umberto Eco, Wim Wenders, David Byrne: todos ellos dan lúcidos hacks que te inspirarán.

Y no sólo si tienes aspiraciones artísticas, sino sean cuales sean tus metas; pues sin duda la creatividad será necesaria siempre, en todo lo que nos propongamos hacer.

Muchas de las cápsulas sólo tienen subtítulos en inglés. Pero aquí te dejamos el consejo de Patti Smith, que cuenta con subtítulos en varios idiomas –incluido español– y que es quizá el más hermoso. Porque Patti habla de la importancia de no aislarnos como artistas o creadores: de buscar el mayor contacto posible, y no conformarnos sólo con un triste autoconsumo de nuestra obra ni con el aún más triste dinero.

Te compartimos también algunas palabras de los artistas que conforman esta lista, que pueden ser como aforismos de bolsillo para tu inspiración diaria. Y te dejamos aquí el link para que veas estas geniales microcápsulas. Y si tienes tiempo, ¡tradúcelas! YouTube tiene una función para eso: le estarás haciendo un favor al mundo.

 

David Byrne, músico y compositor

consejo-jovenes-creativos-artistas-patti-smith

El único consejo que tengo es algo que quizá los jóvenes artistas y músicos ya saben. […] Si valoran su libertad y su habilidad de ser creativos, quizá deban ser conscientes de que no harán miles de millones de dólares. Tal vez hagan menos dinero, pero tendrán más satisfacción artística.

 

Laurie Anderson, artista multimedia

consejo-jovenes-creativos-artistas-patti-smith

Yo diría para los jóvenes artistas que fluyan […] Hay tantas fuerzas que te empujan a ciertas direcciones, y hay trampas, como los curadores, que te restringen a un tema,: “Este es nuestro tema. Quédate en el tema”, te dicen […] Empecínate en tu interés, en tus obsesiones, y no te dejes atrapar en la trampa de la definición.

 

Umberto Eco, escritor

consejo-jovenes-creativos-artistas-patti-smith

No hay que tomárselo muy en serio […] Vayan paso a paso. No pretendan recibir inmediatamente el Premio Nobel, porque eso mata cualquier carrera literaria.

 

Fred Tomaselli, pintor

consejo-jovenes-creativos-artistas-patti-smith

Encuentra amigos lúcidos. Haz una comunidad, y no esperes al mundo del arte. Haz tu propio mundo del arte.

 

Shirin Neshat, cineasta

consejo-jovenes-creativos-artistas-patti-smith

Creo que es importante para la gente joven pensar sobre el mundo, tener una perspectiva general […] de otra forma haces trabajo que las demás personas no tienen necesidad de ver, porque realmente no tiene un lugar más allá de una muy pequeña y narcisista conversación. […] Debemos abrir los ojos a los problemas de otros, y ver si podemos expandir el amor.

 

Olafur Eliasson, escultor

consejo-jovenes-creativos-artistas-patti-smith

Hacer arte es hacer el mundo […] Los artistas deberían tener confianza en el hecho de que hacer un dibujo es cambiar el mundo. […] deberían ser sensibles a lo que los rodea y el contexto en el que se encuentran. Pero al mismo tiempo, deberían mantenerse fieles a ellos mismos.

 

Wim Wenders, cineasta

consejo-jovenes-creativos-artistas-patti-smith

Hagas lo que hagas, nadie más puede hacerlo mejor que tú. Tienes que encontrar aquello que puedes hacer mejor que nadie, lo que tienes en ti mismo que nadie más tiene. No hagas nada que no sepas, en el fondo de tu corazón, que nadie más lo puede hacer mejor.