Cuando hablamos de alimentación, la simpleza es la clave del éxito. Desde los alimentos más complejos hasta los más básicos cuentan con una sencillez natural que brinda confort al organismo. Entre los más populares está el pan, el elemento que está presente en la comida de millones de personas.

Como una versión renovada del pan básico de caja, el Pan Bimbo Natural crea con menos de ocho ingredientes el símbolo de lo sencillo y natural. La mezcla de harina, masa madre, aceite de oliva y una pizca de sal, dan origen a la rica simpleza que se traduce en perfecto equilibrio y un delicioso sabor.

pan natural

La simpleza de la fórmula del Pan Bimbo Natural otorga la tranquilidad de ingerir un alimento que, además de ser rico, respalda el bienestar de tu organismo. Además de contar con menos ingredientes, esta nueva versión elimina la leche y lactosa de su receta, lo cual permite que aquellas personas con intolerancia o alergias puedan disfrutar de la abundancia que brinda el Pan Bimbo Natural.  

beneficios-pan- masa madre

La clave del pan está en su simpleza 

Con su esencia basada en la masa madre (la cual impulsa la fermentación natural), el pan ya no requiere de químicos o conservadores para llegar a su mejor sabor, aroma y textura.

Gracias a las bacterias y levaduras que posee la misma masa, al mezclarse con el agua se produce una fermentación tan natural que los químicos y agregados industriales son innecesarios. A través de los ingredientes vivos se crea el pan tal como debe ser: natural.

pan natural bimbo

En la historia de la alimentación, lo más básico es lo natural. Regresa a esa simpleza, elimina los sellos y químicos del alimento más importante de tu alacena. Cada bocado se convierte en un deleite para el paladar.

La frescura y grandeza de cada rebanada te transportan a un olor y sabor característico digno de la masa madre. Brinda a tu organismo un abrazo de lo más natural y simple, aquello que sin más agregados produce lo más extraordinario, Pan Bimbo Natural.

Sigue leyendo: ¿Sin gluten porque sí? Lo que debes saber…