Escucha jazz generado en vivo por inteligencia artificial desde el espacio

Inspirada en la música de John Coltrane, esta sesión de free jazz se genera en vivo desde el espacio y a bordo del Voyager 3.

Jazz libre para deambular por el espacio exterior. Sí, ese precioso y metacaótico espíritu del jazz pareciera un acompañante ideal mientras recorres los misterios espaciales. Tal vez por eso es que la NASA realizó este increíble experimento, cuyo resultado es una transmisión en vivo desde el espacio. Por cierto, la música es generada por inteligencia artificial. 

Outerhelios es el stream permanente de jazz generado por computadora. Fue diseñado para ser transmitido las 24 horas del día desde el Voyager 3. La red neuro-artificial fue creada por Dadabots, proyecto integrado por CJ Carr y Zack Zukowski, y entrenada con música del gran John Coltrane, particularmente con su álbum Insterstellar Space

En cuanto a fundamentos teóricos, Outerhelios se basa en la propuesta de música generativa desarrollada por Brian Eno y que garantiza combinaciones sonoras virtualmente infinitas, por lo que jamás se repiten. ¿El resultado? Una trepidante e interminable sesión de jazz libre –tan libre como cuando tu mente se entrega a la imaginación–.



Improvisa y no temas a equivocarte: lecciones del jazz para experimentar la vida en toda su magnitud

Improvisar, equivocarse sin temor y vivir sin competir son algunas de las cosas que nos enseña este género delicioso.

Todos queremos tener una vida fantástica y fuera de lo común. Pero, curiosamente, solemos adoptar formas preestablecidas y previamente digeridas: nos domina el statu quo y vemos con terror cualquier cosa que consideremos anómala según nuestra –a veces– reducida concepción del mundo.

Es así que, ante nuestro deseo, siempre parece anteponerse una barrera. Delante de ella, abandonar la idea de seguridad es lo más difícil que podemos hacer, no obstante que aspiremos a ello.

jazz-improvisacion-creatividad-lecciones

Por eso el jazz puede ser una fuente de inspiración para quienes aún están en busca de nuevas maneras de experimentar la vida o habitar el mundo. No sólo escuchando este género musical –que por cierto, no por nada es el favorito de algunos animales–, sino también conociendo más de las bases que lo hacen tan maravilloso.

El jazz nació de la necesidad: la necesidad de miles de esclavos que, si bien no gozaban de su libertad, podían emancipar los sentidos mediante la música.

Eran hombres y mujeres con una tradición musical ya heredada, pero que también supieron experimentar y no tuvieron miedo de hacerlo. En época de grandes jazzistas, como John Coltrane, este género siguió siendo un potente cohesionante social para los afroamericanos, al nivel de cualquier religión, pero sin ortodoxias de por medio. Y durante el apartheid en Sudáfrica en los años 60, el jazz fue una trinchera de resistencia cultural.

Esto, sumado a los ritmos impredecibles y las melodías escurridizas del jazz, es lo que lo hace una de las artes musicales de las que más podemos aprender. Las lecciones sacadas del jazz pueden cambiar radicalmente algunas de nuestras preconcepciones, ayudarnos a desmontar prejuicios y, en suma, pueden ser fuente de inspiración para transformar nuestra vida.

jazz-improvisacion-creatividad-lecciones

¿No sabes qué hacer? Improvisa y conviértete en un líder

La vida casi nunca tiene libretos. Y de hecho, las mejores experiencias suelen ser espontáneas e improvisadas, como lo es el jazz. Pero a la vez, ni el jazz ni la vida son siempre pura improvisación: lo más valioso es que, a fin de cuentas, siempre hay una base sobre la cual es posible romper algunas reglas. Por eso, según el jazzista y profesor de políticas públicas Frank J. Barret, “los músicos se preparan para la espontaneidad. Los líderes pueden hacer lo mismo”.

 

Sé tu mismo sin olvidar a los otros

Si algo nos distingue como seres sociales es que hemos sido capaces de individualizarnos, pese a que evidentemente no podemos dejar de depender de los otros. Algo así sucede a los músicos, quienes, a decir del escritor Terry Eagleton, pueden autorrealizarse individualmente sin que ello signifique perseguir sólo sus intereses. Un jazzista, inmerso en su propio proceso, nunca se olvida de sus compañeros. Sin duda, es algo que tenemos que aprender a hacer en la vida.

 

Haz alianzas en lugar de competir

Un poco en el mismo tono, podemos pensar que el jazz no es como otros géneros en los cuales el papel de cada músico ya está previamente establecido. En su lugar hay un poco de libertad para todos, a la vez que un poco de compromiso colectivo. Esto anula toda necesidad de competir con los demás, y nos demuestra que siempre es mejor aliarse.

 

No temas equivocarte (nada es perfecto)

El jazz no es perfecto. Contrario a la música clásica, que siempre aspira a la perfección impoluta, el jazz es juguetón y no le teme a los errores; por eso irradia una vitalidad que a veces demasiada disciplina o perfección pueden aniquilar, haciendo todo muy aburrido.

 

Sé un poco serio también

Bien dijo John Coltrane que debemos comprometernos con todo lo que hagamos. “Hay diversión en ser serio”, dijo este predicador del jazz. Y es verdad: si algo distingue a los jazzistas es su disciplina, pues pocas artes requieren tanto esfuerzo intelectual y tanta disciplina como este género. Por eso, un poco de seriedad no está de más.

Todo esto no hace sino constatar que el jazz es como la vida: de naturaleza contradictoria. Por eso es el género ideal para sobrellevar la existencia con la mayor de las energías creativas.

 

* Imágenes: 1) Lynnie Zulu; 2 y 3) Pinterest, edición Ecoosfera



Inteligencia artificial predice que este equipo ganará el mundial, ¿pero qué te dice tu intuición?

Apuesta después de leer este artículo. Con estadística y tecnología se realizaron 100 mil simulaciones y se pronosticó al ganador de Rusia 2018.

¿En qué confiar cuando se trata de apostarle al futuro? ¿La intuición? ¿La estadística? ¿La fe? Estas herramientas le han servido al ser humano para anticipar riesgos, triunfos, el clima, huracanes, pérdidas; en fin, para saciar la incertidumbre que caracteriza a esta vida.

En el deporte, según fue ya mostrado en la película El juego de la fortuna (Moneyball) para el caso del béisbol, a partir del Big Data y el análisis estadístico se puede modificar y predecir la estructura de un equipo. Y de todo un deporte.

Y, en contraste con el fútbol, en la edición del Mundial Rusia 2018 hemos conocido a personajes como videntes o animales (como Marcus, el cerdo místico) que han hecho sus predicciones sobre el equipo que ganará.

Rusia 2018 prediccion futbol inteligencia artificial estadistica _102039604_6a17ba2c-ca29-43e3-812a-51aa18712105
BBC

 

Ante estos métodos tan diferentes, ¿a quién creerle para no fallar?

Apostar por la inteligencia artificial puede ser otra opción.

Un equipo de científicos de la Universidad de Ghent y la Universidad Técnica de Múnich analizó estadísticas utilizando tres técnicas diferentes, y al final concluyeron que España probablemente ganará en Rusia 2018.

Como informaron en arXiv, el equipo utilizó varios modelos matemáticos para llegar a las conclusiones, siendo la técnica de bosques aleatorios la que consideraron más eficaz.

Rusia 2018 prediccion futbol inteligencia artificial estadistica kxzpM8BrPJUPrZveTAbHHswf9Auj1Tkr

Los investigadores probaron cientos de miles de posibilidades sobre cómo podría jugarse la final de Rusia 2018. Al poner énfasis en diferentes factores dentro del algoritmo, fueron capaces de identificar qué variables eran las más importantes.

Por ejemplo, descubrieron que la cantidad de jugadores de la Liga de Campeones que se tiene en un equipo es importante por lo bien que funcionará, mientras que la nacionalidad del entrenador del equipo es poco relevante.

Los investigadores realizaron 100 mil simulaciones de la Copa del Mundo y predijeron que Alemania probablemente sería noqueada por oponentes difíciles, pero que si llegaba a los cuartos de final (lo cual no ocurrió), habría sido el equipo con mayor probabilidad de ganar en general. Ahora, con la eliminación de Alemania en la primera ronda, se prevé que gane España.

¿Quién tendrá razón: Marcus o la inteligencia artificial?