Usa el humo de estas hierbas para purificar tus espacios vitales y tu organismo

Ríndele un tributo a tus sentidos y a los espacios que habitas con el humo de algunas maderas, resinas y hierbas curativas.

El humo es un componente sumamente potente, capaz de invadir con su cuerpo etéreo los rincones de cualquier espacio, llegando en su camino hasta nuestro organismo y purificándolo profundamente.

Por eso el humo ha fascinado durante milenios a todas las culturas, y se le han conferido propiedades místicas y curativas. Es el caso de Mesoamérica, donde en la tradición médica y religiosa estaba sumamente expandido el uso de las resinas aromáticas vegetales. Incluso, tanto en estas culturas como en las de Medio Oriente, quemar todo tipo de material orgánico tenía un carácter divino, pues proporcionaba puentes entre este mundo y otros.

humo-medicinal-hierbas-maderas-purificar-espacios

Pero más allá de este contexto histórico y divino, sahumar espacios sigue siendo una práctica extendida en la actualidad, aunque algunos sólo lo hacen para estimular el olfato. En realidad, podemos aprovechar para darnos baños de humo que nos proporcionarán inmediatamente diversos beneficios, según lo que quememos.

Aquí  te dejamos una pequeña lista de hierbas, maderas y resinas para que te dejes envolver por un poco de sus curativos humos.

Ten a la mano algún recipiente de material orgánico, donde puedas colocar lo que vayas a quemar; por ejemplo, una concha o recipiente de piedra (también puedes conseguir un sahumador en tiendas esotéricas). Necesitarás, además, carbones para mantener el fuego todo el tiempo que quieras sahumar tu espacio.

Luego sólo asegúrate de abrir alguna ventana o puerta, y deja que la presencia etérea de estos elementos vegetales te recorra mientras inhalas y exhalas con tranquilidad y te bañas en su presencia.

 

Copal

humo-medicinal-hierbas-maderas-purificar-espacios

Esta es una de las resinas que se usan todavía en México en rituales, ceremonias e iglesias. Su humo es particularmente dulce y agradable al olfato.

 

Lavanda

humo-medicinal-hierbas-maderas-purificar-espacios

El humo de esta noble planta provee tranquilidad y un buen descanso. Es un relajante perfecto, con un aroma ligero.

 

Mirra

humo-medicinal-hierbas-maderas-purificar-espacios

Una gomorresina aromática de árboles que son comunes en Egipto. Funciona como relajante y alivia la ansiedad.

 

Laurel

humo-hierbas-para-purificar-espacios-casa

Esta hierba se utiliza como remedio natural para las dolencias y tiene propiedades desintoxicantes y astringentes, sólo que su olor es un poco más penetrante que otros.

 

Palo santo

humo-medicinal-hierbas-maderas-purificar-espacios

Esta madera equilibra las energías y brinda vitalidad al cuerpo.

 

Salvia blanca

humo-medicinal-hierbas-maderas-purificar-espacios

Esta resina era quemada por los nativos americanos, quienes conocían sus poderosas cualidades purificantes. Ayuda a eliminar el estrés, regulando el sistema nervioso.



Soldaditos de juguete que hacen yoga (y muestran que la batalla está en nuestro interior)

Estas figuras provocarán un glitch en tu concepción de la guerra y la paz.

Es por demás extraño, por lo menos para nuestra concepción contemporánea, que en las disertaciones antiguas sobre la guerra terminara siempre por aflorar un profundo humanismo. Porque curiosamente, libros como El arte de la guerra, de Sun Tzu, no son tanto manuales militares como tratados de filosofía. 

¿Será porque la guerra es inherente a nosotros como especie, y lo mejor que podemos hacer es aceptarle, aprenderle? Suena desalentador, pero también más realista. Porque si lo pensamos brevemente, ¿acaso no es nuestro interior el primer campo de batalla?

En ese sentido, El arte de la guerra es un libro que nos puede ayudar a sortear estratégicamente las trincheras de nuestra psique. Es una reflexión que nos hace ver que la vida es una lucha sin cuartel contra nuestros malos hábitos, y nos plantea un escenario de constante conflicto en donde se pierde o se gana.

Esta misma idea también ha sido planteada en términos no militares, sino psicológicos, por Carl Jung. El pensador suizo pensaba que  todos tenemos un lado oscuro al cual no debemos reprimir, sino aceptar y conocer. Es lo mismo que Sun Tzu plantea para poder ganar guerras:

Si conoces a los demás y te conoces a ti mismo, ni en cien batallas correrás peligro.  Si no conoces a los demás, pero te conoces a ti mismo, perderás una batalla y ganarás otra.  Si no conoces a los demás ni te conoces a ti mismo, correrás peligro en cada batalla.
 
soldaditos-juguete-yoga-joe-juguetes-didacticos

 

La colección Yoga Joe nos propone jugar con estas profundas reflexiones a través de una pieza particular: soldaditos de juguete.

Los Yoga Joes son soldaditos –algunos de peculiares colores, incluidos rosa y púrpura–, que libran la batalla en su interior practicando yoga. Son nueve figuras diferentes, cada una realizando un asana distinto, que nos recuerdan inevitablemente las reflexiones de Sun Tzu.

Es por eso, quizá, que estas figuras producen un glitch inmediato en la percepción. Porque es casi imposible asociar a los soldaditos de juguete con algo como la paz o la meditación, cuando los originales no están hechos sino para escenificar la guerra y retrotraer la violencia en la conciencia infantil.

Eso hace aún mejor esta original propuesta, que se antoja para tener en el estudio o como regalo para incentivar el diálogo con los niños… o el diálogo interno. Porque como dice su creador, Dan Abramson, estos soldaditos no buscan promover el yoga, sino que son “guardianes de la paz interna”, lo opuesto a la tradicional idea de “guardianes de la paz global” de los ejércitos del mundo.

soldaditos-juguete-yoga-joe-juguetes-didacticos

Los Yoga Joe Actúan como símbolos de calma y concentración para todo el que lo necesite en su día a día.

Lo malo es que por ahora ya están agotados en la tienda de My Modern Met. Pero puedes pedir que te envíen un correo cuando salgan más figuras a la venta.

soldaditos-juguete-yoga-joe-juguetes-didacticos

soldaditos-juguete-yoga-joe-juguetes-didacticos



¿Por qué beber más té orgánico?

No cabe duda que el té orgánico es mejor para la salud que el té convencional, mira por qué.

Hay bebidas imposibles de separar de la cultura y la historia. El té es definitivamente uno de ellos. Desde sus viajes legendarios a través de la Ruta del Té hasta la taza que más de uno prepara en una tarde tranquila, esta bebida es una forma de vida. 

Los métodos de cultivo del té no siempre son los más sustentables. A raíz de esto existen opciones como el té orgánico, que deberíamos procurar elegir en la medida de lo posible. ¿Por qué?

No sólo es más amable con el planeta: tiene más beneficios que el té convencional, según demuestra un estudio realizado por la Universidad de Montana.

Los investigadores analizaron muestras de diferentes cultivos en China y encontraron que las hojas de este contienen una mayor concentración de polifenol, un poderoso antioxidante. 

por que mejor beber te organico tipos

El polifenol presente en el té protege las arterias, combate efectos del envejecimiento y reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares

Otra sustancia más abundante en estas hierbas orgánicas es la galato epigalocatequina, conocida como EGCG o más sencillamente, extracto de té verde. Esta sustancia convierte a la bebida en mucho más que un líquido: es una fuente de múltiples beneficios comprobados por la ciencia. 

  1. Previene el daño celular que podría degenerar en enfermedades como ciertas variantes del cáncer, reduciendo su aparición hasta en un 30%, según estudios avalados por el Centro Nacional de Información Biotecnológica de Maryland.
  2. Agudiza las funciones cerebrales como la memoria y el tiempo de reacción.
  3. Reduce el riesgo de contraer infecciones bacterianas.
  4. Aumenta el ritmo metabólico y, en consecuencia, ayuda a perder peso.

Aunque estos beneficios están presentes en todas las clases de té, el té orgánico tiene otro plus: se cultiva utilizando métodos que previenen la erosión del suelo. Además, carece de pesticidas y químicos artificiales nocivos para la salud y el planeta. 

La próxima vez que disfrutes el exaltante sabor del té orgánico, recuerda que no sólo deleitas tus papilas, también sanas tu cuerpo y reduces tu huella ecológica.