PUBLICIDAD

HAZLO FÁCIL

Cómo deshidratar frutas en casa de manera sencilla

Una opción muy saludable como snack para quienes disfrutan de la fruta y el dulce es la fruta deshidratada, la cual además de ser una merienda saludable es fácil y rápida de hacer. Es una increíble opción para los niños, pues estas frutas contienen azúcar pero en cantidades no dañinas como el azúcar refinada que solemos consumir. Aprende cómo deshidratar fruta de temporada y así, asegurarse de que lo que estamos consumiendo es realmente saludable y libre de azúcares añadidos.

Beneficios consumir fruta deshidratada

  • Fuente de vitaminas y minerales: favorece nuestra sistema digestivo, cardiovascular e inmunológico.
  • Fortalece nuestros huesos: gracias a su contenido en calcio y vitamina K, previene el desarrollo de enfermedades óseas.
  • Tienen un efecto laxante: gracias a su alto valor en fibra.
  • Aporte energético: aporta una gran cantidad de energía en una pequeña ración gracias a su concentración de azucares naturales.
  • Saciante: tiene un efecto saciante gracias a su contenido en fibra.
  • Fuente de antioxidantes: ayudan a la mejora del flujo sanguíneo y tienen propiedad antiinflamatorias.

Como deshidratar la fruta en casa

Solo necesitarás de dos materiales: fruta y un deshidratado de frutas, el cual puedes sustituir por un horno normal. Sigue los siguientes pasos:

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO
  • Lo primero será escoger la fruta que queremos deshidratar y asegurase de que se encuentren en buen estado, que no estén muy maduras ni tengan magulladuras. Si no sabes que fruta elegir te dejamos estas opciones: fresas, ciruelas, plátanos, duraznos, manzanas, kiwi, mango, peras, higo y piña.
  • Lava la fruta y comienza a cortarla en cuadrados o en rebanadas, trata de dejarlos del mismo tamaño para que sequen al mismo tiempo. Si elegiste cerezas, coártalas por la mitad; si haz elegido manzanas o peras, corta en rebanadas gruesas y no olvides quitarles el corazón.
  • Coloca el horno a 60°, pon las bandejas de fruta dentro y deja la puerta del horno entreabierta, así podrá salir el vapor.
  • Cada fruta es distinta y por tanto su tiempo de secado también lo es, deberás revisarlas de la siguiente manera: toma un pedazo de fruta, si está seca pero no frágil y es flexible significa que está lista; corta un pedazo de fruta y revisa que no tenga restos de humedad.

Deshidratar fruta al sol

Si no tienes un horno o un deshidratador de frutas, o simplemente te gusta ser amigable con el ambiente, puedes deshidratar tus frutas al sol, siempre y cuando vivas en un lugar donde la temperatura supere los 40°C. Los pasos serán los mismos pero en lugar de meterlas al horno harás lo siguiente:

  • Coloca las bandejas de fruta directamente en el sol.
  • Voltea la fruta una vez al día para lograr un secado uniforme.
  • Guarda las bandejas durante la noche.

Recuerda que este método es mas lento y debe ser con un clima bastante seco. Después de entre 2 a 5 días tendrás listas tus frutas para consumir.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO
Podría interesarte
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD