El petróleo tiene un gran peso en la emergencia climática. Alrededor del mundo, de acuerdo con un mapa publicado por The Decolonial Atlas hace unos meses, existen 100 empresas que son las responsables del 70% de las emisiones de CO2, y muchas de ellas son importantes compañías petroleras. 

El experto del Instituto de Responsabilidad Climática de Estados Unidos, Richard Heede, decidió evaluar las verdaderas acciones que las empresas desarrollan para frenar su emisión de gases. En esta nueva y reciente lista, publicada en el diario The Guardian, la petrolera mexicana Pemex se colocó entre los primeros diez lugares de las empresas más contaminantes a nivel mundial.

empresas-mas-contaminan-planeta-petroleo-gases-

Es un hecho: México no puede seguir sosteniendo una macroeconomía basada en hidrocarburos, sobre todo si, paradójicamente, el costo conlleva la explotación, destrucción y extinción de los recursos naturales, del entorno y sus especies. Un país que se destaca a nivel mundial como uno de los más biodiversos debería, a todas luces, aprovechar su medioambiente para generar una sustentabilidad que pocos países podrían lograr. Sobre todo si el planeta enfrenta una constante ola de movilizaciones por la emergencia climática.

Retomando la lista de las 20 empresas que, literalmente, están asesinando al planeta y causando su colapso, Heede reveló la expansión de sus operaciones en la industria global, las cuales contribuyen con un 35% del dióxido de carbono y metano lanzado a la atmósfera desde 1965. La mayoría de las empresas que figuran en la lista son de propiedad estatal, las cuales en conjunto producen un 20% de las emisiones totales. Por su parte, las corporaciones de inversión se encuentran detrás con el 10% de las emisiones de carbono.

De acuerdo con el diario The Guardian, en total las empresas han generado 480 millones de toneladas de dióxido de carbono, el cual se reparte de la siguiente manera entre los primeros 20 lugares:

petroleo-pemex-contaminacion-empresas-cambio-climatico
The Guardian

Ante estos resultados, el científico climático Michael Mann pidió que en las próximas reuniones sobre el clima, que se llevarán a cabo en Chile el próximo mes de diciembre, se apliquen nuevas regulaciones para controlar las actividades de esta industria.

“La gran tragedia de la crisis climática es que 7,500 millones de personas deben pagar el precio, en forma de un planeta degradado, para que un par de docenas de intereses contaminantes puedan continuar obteniendo ganancias récord. Es un fracaso moral de nuestro sistema político que hayamos permitido que esto suceda”. –MM

 

No hay industria petrolera sin planeta 

Los contaminantes siguen elevándose y lo único que es visible es una industria petrolera insostenible para el planeta y para la raza humana. Estas cifras son contundentes y demuestran que muy pocos se toman en serio las advertencias climáticas que ya son un hecho.

No son advertencias para el futuro, la crisis climática está en pleno proceso, y a menos de que las corporaciones privadas y estatales estén dispuestas a anteponer la conservación del planeta —sin el cual no podemos vivir— sobre los intereses económicos, no podremos generar un verdadero equilibrio en la vida y apartarnos del consumo masivo.

También en Ecoosfera: El video que BP y la industria de petróleo no quieren que veas

 

Pemex, entre las empresas petroleras más contaminantes del planeta 

Se ha tenido la creencia ciega de que los países desarrollados son los principales productores de emisiones de gases de efecto invernadero, pero México acaba de demostrar que incluso los países en desarrollo también aportan suficiente a la emergencia climática.

Petróleos Mexicanos (Pemex) se encuentra en el lugar número 9 de las empresas que más contaminan en el mundo, habiendo producido 22 millones de toneladas de dióxido de carbono de un total de 480 millones a nivel mundial, lo que equivale a una contribución del 4.58% de CO2.

En el informe de sustentabilidad publicado por Pemex, se indica que en el período de 2017 a 2021 se tiene como objetivo disminuir en un 25% las emisiones de COactuales generadas por la petrolera. Si esta meta se logra, únicamente se producirán 5 millones de toneladas de dióxido de carbono, es decir, una contribución del 1.14% a nivel mundial.

Los objetivos están marcados, pero este no es un esfuerzo que se pueda lograr con la transformación individual. Las corporaciones tendrán que trabajar de manera colectiva desde el interior para hacer su parte en esta emergencia climática.

El tiempo cada vez es menos condescendiente con el planeta y si los grandes representantes de la industria energética no ejercen un cambio en la tasa de emisiones de carbono o se trasladan a la producción de energías limpias, la urgencia climática será irreversible.

 

Sigue leyendo: 4/5 partes del petróleo debe quedar bajo tierra si no queremos otros 2°C: Rob Hopkins