8 libros para ser un genio, cortesía de Elon Musk

Elon Musk no nació siendo un genio: se hizo uno a través de horas y horas de lectura.

Quizá no haya un imperativo más grande, para toda mente que aspire a la genialidad, que leer. Y leer mucho. Eso lo sabe Elon Musk, quien es una de las psiques más brillantes de este nuevo siglo, y no exactamente por casualidad.

CEO de SpaceX y Tesla, Elon Musk no sólo se encarga de sus inventos o de sus empresas –esto último, de manera brillante; también ha encontrado tiempo para leer hasta 10 horas al día, según dijo en una entrevista para Rolling Stone en el 2017, en la que aseguró haber sido criado por libros:

Fui criado por libros. Por libros, y luego por mis padres.

elon-musk-libros-deberias-leer-beneficios

El ahora billonario y empresario se formó entre la elaboración de cohetes y sus lecturas. Pero contrario a lo que podríamos pensar, no se trata sólo de libros de ciencia o sobre cómo gestionar empresas, aunque sí hay algunos que pueden ayudar a expandir al ñoño que todos tenemos dentro.

Más bien, Musk demuestra cuánto importa la diversidad de lecturas en la formación de toda psique y toda conciencia. Un poco de literatura fantástica, por ejemplo, será siempre una lúcida inspiración.

Como sea, incluso la ciencia ha comprobado que leer es una buena costumbre, y todos los beneficios que tiene la lectura. Así que si estabas pensando empezar una nueva lectura, echa un vistazo a las recomendaciones de Musk.

 

El señor de los Anillos, J. R. R. Tolkien

elon-musk-libros-deberias-leer-beneficios

Con este libro, Musk estimuló su imaginación y su visión del futuro. También, su instinto heroico: “Los héroes de los libros que leía… siempre sentían el deber de salvar el mundo”, dijo a The New Yorker.

 

Guía del autoestopista galáctico, Douglas Adams

elon-musk-libros-deberias-leer-beneficios

Una comedia de ciencia ficción: nada mejor para un espíritu como el de Musk, o el de cualquiera al que le emocionen las infinitas posibilidades de la tecnología.

 

Serie de Fundación, Isaac Asimov

elon-musk-libros-deberias-leer-beneficios

Un poco más de fantasía, esta vez no medieval sino galáctica, que ayudó a Musk a pensar las posibilidades del mundo en la era tecnológica.

 

La luna es una cruel amante, Robert A. Heinlein

elon-musk-libros-deberias-leer-beneficios

Dentro de las ficciones preferidas de Musk también están las que develan distopías no muy lejanas en el futuro, mezcladas con las posibilidades utópicas que, para una civilización a punto de desaparecer, ofrece el viajar a otros planetas.

 

Vida 3.0. Ser humano en la era de la Inteligencia Artificial, Max Tegmark

elon-musk-libros-deberias-leer-beneficios

Todos estamos interesados en la inteligencia artificial; es un tema tan actual como quizá inquietante y fascinante a la vez. Para Musk este es el trabajo más lúcido al respecto, y ayuda a proyectar un futuro donde la inteligencia artificial se inserte en la vida de manera positiva.

 

Mercaderes de la duda, Naomi Oreskes y Erik M. Conway

elon-musk-libros-deberias-leer-beneficios

Este libro, que ahora es también un documental, fue escrito por dos grandes historiadores de la ciencia. En Mercaderes de la duda se intentan develar algunas cuestiones ambientales y de salud pública, mismas que han permanecido ocultas. Sin duda, son cosas que todos debemos conocer para saber cómo actúan los gobiernos.

 

Einstein. Su vida y su universo, Walter Isaacson

elon-musk-libros-deberias-leer-beneficios

Musk es, por supuesto, fan de Einstein, así como de las biografías de Isaacson. El libro está basado en las cartas de Einstein, y es un íntimo relato de una vida que sin duda inspiró a Musk y puede inspirarte a ti.

 

Benjamin Franklin. An American Life, Walter Isaacson

elon-musk-libros-deberias-leer-beneficios

Franklin, de espíritu tan democrático como inventor, es uno de los héroes de Musk. Valdría la pena profundizar en el por qué, leyendo este libro.



Elon Musk cree que el universo podría ser una simulación (y Neil deGrasse Tyson podría estar de acuerdo)

El universo se comporta de maneras impredecibles que siguen intrigando a empresarios y científicos por igual.

El empresario y famoso inventor Elon Musk estuvo hace unos días en el podcast del comediante Joe Rogan. Durante más de 2 horas, el dueño de Tesla (y futurista de tiempo completo) habló de muchos temas relacionados con el lugar de la especie humana en el universo, y de cómo éste podría ser el equivalente a un juego de video que lleva corriendo 13.8 mil millones de años.

Elon Musk en el programa de Joe Rogan

Pienso que lo más probable —y esto es sólo una probabilidad— es que existan muchas, muchas simulaciones. Bien las podemos llamar realidad, o bien podemos llamarlas multiverso.

El argumento de Musk es que cualquier creación (incluidas nuestras creaciones computarizadas) evoluciona con el tiempo. Esta evolución implica mejoras, que ayudan al equilibrio del sistema. Si esta hipótesis es correcta, afirma Musk, “entonces los juegos serán indistinguibles de la realidad, o la civilización va a llegar a su fin”.

Pero la idea de la realidad como un enorme videojuego parece un poco reduccionista. Musk parece creer que el objetivo del universo no es más que ser el entretenimiento de algún hiperprogramador. Parece que a Musk le interesa si la simulación resultante es divertida o interesante, más que tratar de comprender qué es lo que hace posible la simulación misma. Esto incluso le parece aburrido.

Sin embargo, a juzgar por el comportamiento del universo, la hipótesis de que se trate de una extraña simulación tampoco puede desecharse tan rápidamente.

 

El universo es un ajedrez sin instrucciones

hay-mas-granos-de-arena-en-la-tierra-o-estrellas-en-el-universo-

En el 2016, Neil deGrasse Tyson reunió a un grupo de científicos para conversar acerca de la “pregunta por la simulación”: si vivimos en un universo simulado, ¿seríamos capaces de distinguir que estamos dentro de una simulación? ¿Somos la única civilización, o solamente la única a la que tenemos acceso? ¿Es posible afirmar científicamente que la realidad existe? 

La doctora Zohreh Davoudi, profesora asistente del Departamento de Física Nuclear de la Universidad de Maryland, propone analizar los rayos cósmicos, partículas de energía de larga duración y una de las fuerzas más potentes del universo. Si imaginamos que el espacio-tiempo del universo estuviera hecho de pequeños pedazos (como los pixeles de una imagen de computadora), tal vez esa forma de energía nos permitiría ver que el universo no es un continuo, sino que está formado de un armazón más complicado.

Esta teoría se complementa con la de Max Tegmark, cosmólogo del Instituto de Tecnología de Massachusetts. Según él, la física es matemática, y cuando te acercas lo suficiente a las ecuaciones que explican la naturaleza, sus leyes son matemáticas, lo que implica que la naturaleza está “programada”. Desde el ADN de los seres vivos hasta los patrones de movimientos de quarks y electrones, el universo sigue reglas que no siempre podemos entender, pero reglas al fin.

Lo anterior nos recuerda la famosa explicación del físico Richard Feynman acerca del trabajo científico, al que compara con tratar de entender las reglas del ajedrez por la simple observación de sus piezas. DeGrasse Tyson utiliza este caso para ejemplificar el asombro de los científicos cuando “esa pequeña pieza que solía moverse solamente dos casillas se mueve hasta la otra parte del tablero, ¡y se convierte en otra pieza! Eso es extraño. Es poco común, pero pasa, y es una regla importante del juego que, la mayoría de las veces, no vemos. Así que me pregunto, ¿qué tanto se parece el universo en que vivimos a un tablero de ajedrez del que no tenemos manual de instrucciones?”.

Por su parte, Lisa Randall, física de la Universidad de Harvard —quien no cree que el universo sea una simulación—, opina que finalmente “no sabemos la respuesta, y seguimos haciendo ciencia hasta que falle. Esto es importante porque nos da un incentivo para hacer preguntas interesantes… que ciertamente vale la pena hacer, para ver hasta dónde son válidas las leyes de la física tal como las entendemos”. Y añade: “Tratamos de comprenderlas en la medida de lo posible.”

Nuestro conocimiento y tecnología actual tal vez no permitan llegar a una respuesta concluyente sobre si vivimos en una gran simulación, al estilo Matrix, que explique de manera uniforme fenómenos como los agujeros negros, los sueños o la conciencia. Sin embargo, seguir preguntándonos sin cesar, aunque parezca disparatado, es la única forma que tenemos de aprender.



Grandes razones por las que deberías leer libros

Leer libros a diario es un hábito que conlleva importantes beneficios. Saber las ventajas de la lectura comprobadas por la ciencia quizá te motive a crear o retomar esa buena costumbre.

Sumergirte en la lectura no sólo te provee conocimiento; también mantiene en forma tu cerebro, e incrementa tu empatía. Es un hábito que, al exigir atención y compromiso, te proporciona grandes beneficios neuronales y espirituales.

Al leer de manera crítica, se exceden los niveles hormonales de tal forma que rebasan las regiones cerebrales encargadas de la identificación y solución de problemas.

Además de las razones obvias para leer libros diario (aumentar el vocabulario y el conocimiento), quizás encuentres otras que te ayudarán a enriquecer tu mente, pero sobre todo, tu espíritu.

6-razones-por-las-que-debes-de-leer-libros-diario annie-spratt-475541-unsplash
Corey Blaz

1. Aumenta tu vocabulario

En un estudio de la Universidad de Londres se evaluaron las habilidades de vocabulario de las mismas personas a los 16 y 42 años, y se encontró que a una edad más temprana el puntaje promedio de la prueba era del 55%. Años después, los participantes tuvieron un porcentaje promedio de 63% en la misma prueba, lo que indica que los seres humanos continúan aprendiendo habilidades del lenguaje incluso como adultos. Los participantes que frecuentemente leen por placer obtuvieron los mayores puntajes en esta prueba.

 

2. Mejora tu capacidad para comprender los estados mentales de los demás

Investigadores de la Nueva Escuela de Investigación Social de Nueva York han determinado que leer ficción literaria, libros que tienen mérito literario y no encajan en un género, mejora lo que los científicos llaman la “teoría de la mente” (ToM), una habilidad para comprender los estados mentales de los demás. De acuerdo con los autores, esta habilidad “habilita las complejas relaciones sociales que caracterizan a las sociedades humanas”.

6-razones-por-las-que-debes-de-leer-libros-diario prasanna-kumar-218699-unsplash
Prasanna Kumar

3. Disminuye tu nivel de estrés

En una investigación llevada a cabo en la Universidad de Sussex en Inglaterra, se halló que tan sólo 6 minutos de lectura eran una distracción suficiente para reducir los niveles de estrés de los participantes en un 68%. El efecto de relajación producido al leer fue mayor que al escuchar música, beber una taza de té o café, o dar un paseo.

 

4. Puede hacerte confiar en ti mismo

Eso según Susan Cain, autora de Quiet: The Power of Introverts, quien dijo que identificarse con personajes centrales introvertidos pero admirables la hacía sentir como si estuviera en la corriente principal cuando era niña. “Los libros, especialmente los libros para niños, son uno de los pocos medios que retratan a los introvertidos como intelectualmente y emocionalmente fuertes, en lugar de distantes, imperfectos o aburridos“, escribe. “Esto es especialmente importante para los niños, que parecen leer sólo por la trama, pero en realidad están formando su visión del mundo y de sus lugares en él”.

6-razones-por-las-que-debes-de-leer-libros-diario annie-spratt-475539-unsplash
Annie Spratt

5. Cambia los circuitos del cerebro

Investigadores de la Universidad de Emory en Atlanta realizaron imágenes de resonancia magnética funcional (fMRI, por sus siglas en inglés) de 21 estudiantes de pregrado, todos encargados de leer la novela Pompeya de Robert Harris. Días después de leer secciones del libro, los análisis mostraron una mayor conectividad en las áreas del cerebro involucradas en la receptividad del lenguaje, así como en la sensación física y el movimiento.

 

6. Es un hábito practicado por personas exitosas

Esto, porque los triunfadores creen en la superación personal. Los favoritos de este género incluyen: Shoe Dog, de Phil Knight; Encontrando mi virginidad, de Richard Branson; y The Hard Thing About Hard Things, de Ben Horowitz.

6-razones-por-las-que-debes-de-leer-libros-diario priscilla-du-preez-607174-unsplash
Priscilla du Preez