Con un semblante extraordinario y en ocasiones aterrador, los dinosaurios son las criaturas gigantes más alucinantes que la Tierra ha albergado. En la búsqueda de la historia sobre su paso por el planeta, investigadores han desenterrado fósiles, investigado células y, la más reciente, reconstruir el cerebro de un antiguo dinosaurio.

De acuerdo con el estudio publicado en el Journal of Anatomy, el cerebro del dinosaurio carnívoro Buriolestes Schultzi (el cual sorprendió por su pequeño tamaño), descubierto en 2015 y con más de 233 millones de años de antigüedad, se reconstruyó al 100%.

cerebro-dinosaurio-reconstruccion
Márcio L. Castro

Con un peso aproximado de 1.5 gramos, este cerebro tiene una morfología similar al cerebro de un cocodrilo. Cuenta con estructuras muy bien desarrolladas que se perfeccionaron a través de la reconstrucción, además de un cerebelo que parece indicar una alta capacidad a rastrear seres en movimiento.

Gracias a la exploración de la reconstrucción del cerebro de un antiguo dinosaurio, los científicos encontraron que en especial este reptil contaba con un mal olfato. Basándose en este descubrimiento, los expertos consideran que el Buriolestes se guiaba por su capacidad visual para cazar.

dinosuario-buriolestes-schultzi-cerebro
Márcio L. Castro and Rodrigo Temp Müller

Un dinosaurio antiguo y peculiar con un cerebro único

Alrededor de la exploración sobre los dinosaurios se ha determinado que estos, en su mayoría, contaban con un sentido del olfato fuera de serie. Los bulbos olfativos de la mayoría de los dinosaurios se creen que era grandes.

No obstante, el cerebro de este antiguo dinosaurio reveló que sus habilidades olfativas lo hacen un reptil distinto a los demás. Aunque, parecer ser que los bulbos de los dinosaurios son capaces de alterarse ante la presencia de una presa.

En realidad, todavía queda mucho por saber de este y otros dinosaurios. El avance la tecnología nos permite acercarnos poco a poco a los misterios que esconden estos maravillosos reptiles. Pero, por el momento nos entretenemos con el primer cerebro de un antiguo dinosaurio.

Sigue leyendo: Descubren nueva extinción masiva que dio origen a los dinosaurios