Lo chicano es una identidad que, musicalmente, nos ha legado un poco de la música más honesta que existe. El principal objetivo de los géneros que recupera la música latina en Estados Unidos es reconectar con las raíces a través de ritmos y melodías que se quedaron del otro lado, mezclándolos con aquello que estos compositores han adoptado del norte.

De este contexto peculiar surge también la posibilidad de usar en las lyrics la sugerente mezcla lingüística conocida como “spanglish”. Esto es algo que el productor y multinstrumentalista Omar Banos, conocido como “Cuco”, ha sabido aprovechar muy bien en sus pegajosas melodías de amor.

Quizá ya has escuchado sus tracks más populares, como “Lo que siento” y “Amor de siempre”. Su trabajo podría definirse como un original dream pop contemporáneo con un toque chicano. Tan sólo el primer single de Cuco en Spotify lo hizo acreedor de más de 300,000 fans. Y aunque esa es la manera en la que muchos artistas se han abierto paso, lo cierto es que, en el caso de Cuco, lo que lo une a sus fans es un lazo más profundo: el de la identidad. Ser latino y vivir en Estados Unidos otorga toda una concepción del mundo.

 

Y por fin… tendremos un álbum

Es quizá por el respeto que hay que guardarle a este vínculo que Cuco se había negado a firmar contrato con cualquier sello. Pero ahora, dejando intacta su libertad creativa y los derechos de sus canciones, Cuco realizará su álbum debut de la mano de Interscope, el mismo sello detrás de fenómenos pop como Lady Gaga, Dr. Dre o U2.

Según Billboard, este álbum verá la luz en junio de este año. Por ahora tenemos un adelanto: el single “Hydrocone”, un tema relacionado a la soledad y la sanción que tomó 2 años –y un doloroso accidente automovilístico del que Cuco se recuperó recientemente–. Pero esperamos con ansias este inédito trabajo de un artista que ya se ha consagrado como uno al cual hay que seguirle la pista.