Desde que la Organización Mundial de la Salud reconoció que el SARS-CoV-2 se transmite por pequeñas gotículas en entornos cerrados, no hemos podido dejar de pensar en cómo limpiar el aire. Sabemos que cuando respiramos se liberan partículas, al igual que cuando tosemos, estornudamos o hablamos, pero nunca nos preocupamos por la exposición a un virus mortal.

Tras descubrir la existencia de un virus en el aire, muchos se preguntan: ¿cómo crear un escenario limpio?, ¿qué medidas podemos tomar?, ¿cómo defenderse de algo invisible? La realidad es que es difícil crear un ambiente 100% limpio, pero hay algunas cosas que podemos hacer para disminuir los riesgos.

coronavirus-aire-contagio-pandemia-covid-19-riesgo
AP

 

¿Cuáles son las probabilidades de contagio?

Ashish Jha, profesor de la Facultad de Medicina de Harvard, asegura que las tasas de contagio por el aire se mueven entre un 15% a 20%. Esto quiere decir que si alguien en casa se infecta, sólo un 15% de los miembros de la familia podrían contagiarse.

Es importante resaltar que este porcentaje sólo se limita al contagio por el aire. Si alguien tiene contacto directo, las tasas de riesgo se elevan. Asimismo, el número de integrantes en la vivienda también influye. Considera que el virus trabaja como el humo del cigarro o como la laca para el cabello. Las partículas se transportan de una habitación a otra si no hay suficiente ventilación, e incluso pueden viajar por el sistema de aire acondicionado o calefacción.

aire-coronavirus-filtros-limpiar
Getty Images

También en Ecoosfera: Síntomas del coronavirus día a día (desde casos leves hasta críticos)

 

¿Cómo reducir el riesgo? A limpiar el aire

La clave para disminuir la exposición al virus está en la ventilación. Los desinfectantes ayudan, pero es mucho mejor mantener el aire fluyendo dentro de cualquier espacio interior. Para esto basta con algunas ideas de bricolaje para limpiar el aire.

Si hay una persona contagiada en casa, la mejor opción para evitar el contagio es el aislamiento máximo. Una habitación cerrada, evitar el contacto directo, que nadie pueda entrar a la habitación sin protección (y quien lo haga, debe salir rápidamente). Sin embargo, tenemos otras ideas de bricolaje para limpiar el aire muy sencillas y funcionales:

 

Caja ventilador: consigue una caja con un ventilador y colócala en la ventana de la habitación del paciente para asegurar que el aire salga de la habitación. No la coloques de manera que el ventilador pueda generar corrientes que contaminen el resto de la casa.

 

Abre las ventanas: no creas que al cerrar las ventanas el viento no se moverá. Al contrario, sin aire hay mayor probabilidad de que el virus permanezca. Abre las ventanas e invita al aire fresco a diluir el virus.

 

Actualiza los filtros de aire: si te es imposible deshacerte del aire acondicionado deberás adquirir filtros reemplazables, o bien, limpiarlos continuamente para evitar la acumulación de bacterias.

 

Purificador de aire: no es estrictamente necesario comprar un purificador de aire, pero si tu espacio no cuenta con muchas ventanas deberías hacerlo. Los purificadores evitan que el virus o cualquier bacteria se concentre en el aire.

 

Haz tu propio filtro: aquí te dejamos una forma fácil de hacer un filtro de aire barato y casero. No gastarás mucho y podrás asegurar la disminución de bacterias ene la aire.

 

Sigue leyendo: La contaminación del aire, un riesgo más ante el nuevo coronavirus