Desde hace años existe una gran controversia alrededor de las costumbres gastronómicas de ciertos países entre los que se encuentran principalmente China y Corea del Sur, mismos que tienen entre ingredientes de sus platillos la carne de perro. Estas prácticas han estado sometidas a la especulación mundial y de asociaciones activistas en pro de los derechos de animales que buscan terminar con ellas para lograr el bienestar animal. No obstante, la geopolítica, las diferencias culturales e ideológicas, han sido un gran impedimento para que estos esfuerzos se concreten. Pero poco a poco la cooperación internacional y la conciencia animalista se ha ido esparciendo, y ahora Moon Jae-in, presidente de Corea del Sur está considerando seriamente la prohibición del consumo de carne de perro en todo el país asiático.

En camino hacia la prohibición de la carne de perro

Según el portavoz presidencial, Moon Jae-in ha planteado la idea de la prohibición de la carne de perro en Corea del Sur, durante las reuniones semanales de trabajo de su gabinete. El presidente lanzó el cuestionamiento “¿no ha llegado el momento de considerar prudentemente la prohibición del consumo de carne de perro?” al primer ministro Kim Boo-kyum. El portavoz dijo que Moon hizo las declaraciones cuando se le informó sobre un plan para mejorar el sistema de cuidado de mascotas abandonadas.

perros enjaulados

La idea de prohibición llega en un momento en que la mayoría de la población de Corea del Sur está a favor de ella. En los últimos años el cuidado de animales de compañía ha ido en crescendo entre los pobladores del país asiático. Por esta razón, la tradición de comer carne de perro se ha posicionado como un tabú entre las generaciones más jóvenes que han ejercido presión para terminar con el consumo. La tradición es practicada únicamente por personas mayores, quienes tienen la creencia de que la carne de perro ayuda a refrescar la sangre durante los duros veranos coreanos.

Va contra el consumo 

La ley de protección animal en Corea del Sur, está destinada principalmente a terminar con la cruel matanza de perros y gatos. No obstante, no prohíbe el consumo en sí. El presidente Moon Jae-in ha sido el primero en considerar esta posibilidad para convertirla en ley. No es la primera vez que el líder surcoreano muestra intenciones para frenar el maltrato animal detrás de esta tradición. Dos años atrás, su gobierno desmanteló el mercado de carne de perro más grande del país.

corea del sur carne perro
AP

Al parecer el país se encamina a la prohibición del consumo de carne de perro y terminar así con esta cruel tradición. Misma que ha causado la muerte de millones de caninos que viven en condiciones deplorables. La sociedad coreana más joven se ha sumado a los esfuerzos internacionales por frenar la matanza de perros y parece que finalmente podría comenzar a gestarse una ley que prohíba definitivamente el consumo de su carne.