Con el pasar de los años, se ha ido marcando una tendencia creciente de incendios forestales masivos, que tristemente arrasan con todo a su paso y dejan letales consecuencias en el medio ambiente. Quizá el impacto más evidente reside en la destrucción del ecosistema, pero esto es tan sólo la punta del iceberg.

Diversas causas

Explicar las causas de los incendios forestales de forma lineal sería un grave error. No recae sobre una sola acción, sino que son un conjunto de acciones que han derivado de las actividades humanas entendidas en conjunto. La sobrepoblación y la nula relación equilibrada del hombre con la naturaleza, han causado distintas circunstancias que están dañando al planeta. La explotación excesiva de los recursos naturales, así como la emisión de gases de carbono a la atmósfera, han creado una espiral que parece no tener salida.

amazonas-deforestacion-cambio-calimatico-brasil-destruccion-2064
Vinícius Mendonça/Ibama

Los gases de efecto invernadero lanzados a la atmósfera, impiden que la Tierra libere calor. Así, generan que el planeta se caliente cada vez más. Además, la utilización de ciertos gases que contienen cloro y bromuro como los llamados cloroflurocarbonos, desestabilizan la capa de ozono que termina por debilitarse, permitiendo la entrada de radiación ultravioleta que toca la superficie terrestre y la calienta en mayor medida.

En otras palabras, estamos ahogando al planeta en calor y como reacción en cadena vienen diversos fenómenos como los incendios forestales, el derretimiento de los glaciares, el desequilibrio de los ecosistemas y la pérdida de la biodiversidad.

La deforestación y tala excesiva son otra de las causas importantes. A manera que la población aumenta, la demanda de alimento e industria de recursos naturales también se incrementa. Se han deforestado millones de hectáreas con la finalidad de crear monocultivos que satisfagan la necesidad alimentaria del mundo.

La combinación de olas de calor prolongadas, sequías acumuladas y baja humedad unida a una vegetación en extremo seca y bosques sin gestión, está generando incendios mucho más violentos. Tan violentos que han recibido su propia denominación, se les ha llamado megaincendios de sexta generación. Su característica más evidente es que crean tormentas de fuego y son extremadamente difíciles de contener.

consecuencias incendios forestales

Consecuencias de los incendios forestales

La pérdida del paisaje y la destrucción del ecosistema es la más visible de todas, tan sólo el Informe Incendios Forestales 2020 de World Wild Life, indica que en ese año los incendios arrasaron con 5.5 millones de hectáreas. Miles de especies de animales y vegetación sufrieron las consecuencias del fuego. Cabe resaltar que la vegetación se encarga de captura dióxido de carbono y emitir oxígeno tan necesario para la vida. Con la pérdida de los bosques, también perdemos los productores más grandes de oxígeno.

bosque incinerado

Y no sólo esto, sino que, el incendio en sí mismo libera una cantidad impresionante de este gas tóxico para la atmósfera terrestre. Del total de las 5.5 millones de hectáreas que ardieron en 2020, se desprendieron 182 millones de toneladas de CO2.

Una vez que el incendio pasa o logra controlarse, el suelo sufre modificaciones desastrosas por la erosión. Esta es quizá la consecuencia más grave. La destrucción de la estructura superficial del suelo aunado al arrastre de cenizas, ocasiona una compactación del terreno. Así, impide la penetración de agua reduciendo su humidificación significativamente. En consecuencia, el terreno dejará de ser fértil y el renacimiento del bosque se verá comprometido en gran medida.

consecuencias de incendios forestales

Otra consecuencia que recientemente los expertos han divulgado por la preocupación que genera, es que, a mayor pérdida de biodiversidad, mayor riesgo de zoonosis. Existe una relación directa entre incendios, deforestación y pandemias. La exposición directa de los humanos a patógenos que antes resguardaban los bosques, puede producir más pandemias en el futuro.

consecuencias incendios forestales

Pero entre todas las consecuencias de los incendios forestales, la más peligrosa reside en la probabilidad de que se produzcan nuevos episodios del mismo tipo en los años subsiguientes. La muerte de la masa protectora verde formada por las copas de los árboles, significa mayor calor en la superficie terrestre. Al no existir esta masa protectora las probabilidades de nuevos incendios serán mayores.

Sigue leyendo: Las impactantes imágenes de los incendios en Australia (qué está pasando y cómo ayudar)