Cómo tranquilizar una psique hipersensible

Las personas hipersensibles no tienen que corregir nada en sí mismas, sino ponerse en sintonía con lo que son.

Para quienes son más apáticos ante la vida, puede costar trabajo entender lo que las personas hipersensibles experimentan cotidianamente. Pero lo cierto es que la psique de estos individuos es más delicada, y necesita de cuidados intensivos para mantener su equilibrio.

Christina Salerno, una entrenadora vital (o alquimista del corazón, como le gusta autodenominarse), asegura que el sistema nervioso de las personas hipersensibles es, en su conjunto, radicalmente distinto al común. Y lo cierto es que las estructuras culturales de las cuales estamos rodeados afectan más a la sensibilidad cotidiana, por lo cual pueden llegar a ser muy transgresoras para las psiques hipersensibles.

como relajarse tranquilizarse-habitos-equilibrar-mente-sensible
Arte: Michael Cina

Las personas sensibles necesitan de una hoja de ruta para la vida, pues muchas veces ni siquiera comprenden en dónde reside lo que los diferencia de los demás. Para empezar, deben escucharse más a ellos mismos para tener un contacto sano con el mundo, y encontrar la manera de relacionarse sin renunciar a su sensibilidad (que, por lo demás, es una exquisita virtud).

Por ahí debemos comenzar si somos hipersensibles. Con eso y con algunos otros actos de alquimia para el corazón, nuestra mente podrá encontrar equilibrio.

 

Entabla un diálogo interno

como relajarse tranquilizarse-habitos-equilibrar-mente-sensible

No se puede empezar a trazar la hoja de ruta para la mente hipersensible si antes no hacemos un viaje introspectivo a nuestras emociones, muchas de las cuales se encuentran en el fondo de nosotros mismos. Lo mejor para esto es practicar meditación, lo que incluye aprender a respirar para oxigenar nuestro cuerpo y dejar brotar libremente lo que sentimos.

 

Encuentra cómo canalizar tu espiritualidad

guia-basica-aprender-meditar-meditacion-01
Foto: Sanja Marusic

Es muy probable que, con la meditación, encuentres huecos que debes llenar. Sin duda, las necesidades de nuestra espiritualidad están por encima de todo; lo bueno es que hay muchas maneras de canalizarla. En estos tiempos, quizá lo más rico sea participar activamente en algún proyecto social (pues las personas hipersensibles suelen estar muy preocupadas por su entorno). Así que no dudes en hacerte parte de cualquier colectivo que persiga buenas causas, como pueden ser los que se dedican al activismo medioambiental, a la protección de los pueblos originarios o al acompañamiento y protección de cualquier sector vulnerable.

 

Haz contacto con la tierra

meditación beneficios meditar

A menudo las personas hipersensibles son muy introspectivas, lo cual no es malo. Pero es malsano salir de este mundo y no aterrizar jamás en él. Tus emociones necesitan pisar terreno firme para no salirse de control, así que conviértelas en alguna actividad: escribir, dibujar, hacer muebles, o cualquier cosa que te ponga en contacto con ellas materialmente. Mejor aún si lo haces como un ejercicio colectivo, intentando expresarte con los demás a través de tus creaciones. Investiga cómo te estimulan distintas experiencias.

Las personas hipensensibles experimentan de maneras radicalmente distintas el mundo. Desde tomar cualquier sustancia estimulante (como una copa) hasta ver una película puede desatar ríos de emociones en las psiques más sensibles. Así que debes indagar en cómo te estimula cada una de las cosas que haces y estar al tanto para no exponerte a una sobreestimulación nociva. Sólo conoce tus límites, respetalos y hazlos respetar.

 

No busques que nada o nadie te “arregle

como relajarse tranquilizarse-habitos-equilibrar-mente-sensible

No padeces una enfermedad o algún desorden. ¡Al contrario! Estás superdotado de una manera que puedes aprovechar. Por supuesto, es probable que sufras más cualquier alergia, o que cualquier olor o sonido te perturbe; pero no se trata de que inhibas tu sensibilidad para protegerte, sino de que la eduques para poder lidiar con lo bueno y con lo malo. Si es necesario, háblalo con las personas más cercanas a tu entorno, sin pena: estás en tu derecho a ser hipersensible.

 

Disciplínate sólo un poco

como-relajarse-tranquilizarse-habitos-equilibrar-mente-sensible

La dispersión es una característica de las personas hipersensibles; pero tampoco es mala, si le agregas un poco de disciplina. Eso te traerá equilibrio, pues demasiada dispersión o demasiada disciplina pueden resultar intolerables para las personas hipersensibles. Planea tus rutinas, pero guarda espacios que sólo tu sensibilidad espontánea pueda llenar, y seguro te sentirás mejor y más pleno.

 

Acércate a la naturaleza 

como relajarse tranquilizarse-habitos-equilibrar-mente-sensible

Si algo puede ser disruptivo para las personas hipersensibles es el ajetreo urbano. Así que no dudes en incluir en tu agenda algunas escapadas a la naturaleza (para darte unos necesarios baños de bosque). O por lo menos, encuentra parques donde poder respirar aire limpio y huir un poco del ajetreo cotidiano. De esta forma es muy probable, además, que al entrar en contacto con la naturaleza estimules tu creatividad.



¿Qué es la misteriosa luz zodiacal que inunda los cielos de febrero?

Esta luz es un bello fenómeno astronómico que puedes ver esta misma noche.

En esta época del año, una misteriosa luz nocturna se erige desde el horizonte. Su forma cónica ilumina el cielo a tal grado que las antiguas civilizaciones tuvieron a bien llamarla “falso amanecer”. Se trata de la luz zodiacal, un fenómeno astronómico que se manifiesta justo después del anochecer. No necesitas un telescopio para admirarla, pues se aprecia a simple vista desde cualquier lugar del mundo. 

luz-zodiacal-febrero-donde-verla-1
Foto: European Southern Observatory/Flickr

¿Qué es la luz zodiacal?

Lo más fascinante de esta luz no es sólo su hermoso aspecto, sino las condiciones que la provocan. La luz zodiacal es el reflejo producido por una enorme nube interplanetaria que se extiende a lo largo del zodiaco, como explica la NASA En el contexto astronómico, zodiaco se refiere al área del cielo por donde el Sol traza anualmente su rumbo. 

La forma que adopta la luz zodiacal se debe a que subraya la silueta de la eclíptica, que es la línea curva dibujada por esta trayectoria solar. Hoy en día, los astrónomos entienden que el misterioso brillo se debe al reflejo de la luz solar en las partículas de polvo que flotan en nuestra galaxia desde tiempos inmemoriales. De hecho, se piensa que estas partículas son residuos del proceso que dio forma al planeta Tierra hace 4,540 millones de años.

¿Cuándo y cómo verla? 

La luz zodiacal no tiene un momento específico de aparición y su espectacular tamaño la hace fácil de divisar. El mejor momento para admirarla es justo a mediados de febrero. Ya entrada la primavera, esta columna de luz alcanza su punto de visibilidad máxima. Si habitas en el hemisferio norte, búscala después de la puesta de sol. Desde el hemisferio sur, es más aparente antes del amanecer.

Será más fácil de divisar durante todo este mes y hasta mayo. Recuerda buscar un sitio oscuro que esté alejado de las luces urbanas. Si quieres un verdadero reto, intenta ubicar el punto Gegenschein: un pálido óvalo de luz en medio de la luz zodiacal que la contaminación visual casi ha borrado del cielo. 



¿Las abejas tienen nociones estéticas? Al parecer pueden diferenciar entre estilos de arte

Y esto ha sido doblemente confirmado.

Saben distinguir rostros, navegar como vikingos y resolver problemas matemáticos: las abejas no sólo son insectos fascinantes, sino que podrían estar entre los animales más inteligentes del planeta. Y quizá también uno de los animales con mejor gusto.

Las abejas, ¿críticas de arte?

abejas-arte-distinguen-estilos-arte-estetica-inteligencia-abeja

Tantas son las capacidades de las abejas que nos hacen preguntarnos sobre la conciencia animal y sus límites.

Más aún porque, según pudo confirmar un estudio, las abejas tienen nociones estéticas. Y –aunque no hay consenso científico al respecto–, se supone que la sensibilidad artística y el pensamiento abstracto son algunas de las habilidades que nos distinguen de los animales. Pero si las abejas tienen una noción del cero, y pueden diferenciar un Picasso de un Monet, ¿qué nos hace humanos? ¿Y que las hace a ellas animales?

Hasta ahora se han llevado a cabo dos pruebas que demuestran que las abejas pueden distinguir un tipo de arte de otro. La primera fue un estudio que se publicó en 2013, llevado a cabo por un equipo de la University of Queensland, utilizando obras de Picasso y Monet. La segunda prueba se llevó a cabo en el programa The Great Australian Bee Challenge, y fue básicamente una recreación del estudio de Queensland.

Cómo las abejas distinguen entre estilos artísticos

Para esta segunda prueba, les fueron mostradas a las abejas entrenadas cuatro pinturas distintas del impresionista francés, Claude Monet. Pero en lugar de obras de Picasso, se les mostró en contraposición cuatro pinturas de la artista indígena australiana Noŋgirrŋa Marawili.

abejas-arte-distinguen-estilos-arte-estetica-inteligencia-abeja
Noŋgirrŋa Marawili // Claude Monet

Al centro de cada una de las pinturas se colocó un pequeño punto azul. En ellos, y para marcar una diferencia entre los artistas que significara algo para las abejas, se colocaron gotas de agua: las pinturas de Marawili tenían gotas con azúcar, y las de Monet una gota de quinina diluida: un líquido que no es dañino pero tiene un sabor amargo.

Las abejas probaron ambos líquidos al ver las pinturas y aproximarse a ellas. Después se les mostraron pinturas de los dos artistas que no habían visto antes. La cuestión era averiguar si podían apreciar la diferencia entre un Marawili y un Monet.

Todas las abejas dirigieron su atención a las pinturas de Marawili, las cuales habían tenido el agua azucarada. Pero esta vez no había nada que las distinguiera. ¿Qué les posibilitó distinguir entre estos artistas? Sería exagerado pensar que realmente las abejas tienen nociones estéticas. No obstante, no queda claro cuáles de sus habilidades les permiten saber la diferencia entre estilos de arte.

Aún así, mientras la ciencia descubre más al respecto sobre el comportamiento y la inteligencia de las abejas, podemos quedarnos con la idea de que algo saben de arte. Quizá algo que nosotros no.