Medio ambiente
Sci-innovación
Cosmos
Natura
Beneficios D
Orbe cultural
Ecotech
Noticias
Hazlo fácil

SCI-INNOVACIÓN

Descubren en Argentina restos del ‘Dragón de la Muerte’

Por: Ecoo sfera25 de mayo de 2022

Investigadores descubrieron una nueva especie de reptil volador, probablemente el más grande de toda Sudamérica, al que apodaron el ‘dragón de la muerte’ (Thanatosdrakon) que vivió hace millones de años, junto a las criaturas más impresionantes que han vivido en el planeta, los dinosaurios. La investigación arroja nuevos datos sobre el gran depredador que supera en tamaño a un autobús escolar.

El equipo de científicos de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad Nacional de Cuyo en Argentina, hizo el hallazgo en el sur de la provincia de Mendoza. Los investigadores informaron que los huesos de dos Dragones de la Muerte se encontraron en un yacimiento minero próximo al Río Colorado.

Ante el descubrimiento, los paleontólogos dijeron que se trata de una de las criaturas voladoras más grandes que hayan vivido en Sudamérica y en el mundo. Probablemente se trate del reptil volador con mayor tamaño encontrado en el sur del continente americano.

Llamado Thanatosdrakon amaru (Deidad Amaru) o Thanatosdrakon (Dragón de la muerte), se trata de un dinosaurio de orden pterosaurio. Estos animales son un orden extinto de saurópsidos arcosaurios voladores que existieron durante casi toda la era Mesozoica y que fueron los primeros vertebrados en conquistar el aire, explican los investigadores.

No uno, sino dos Dragones de la Muerte

El equipo de paleontólogos argentinos dijo que en el lugar encontraron dos ejemplares de lo que jamás se halló en toda Sudamérica, los restos de dos pterosaurios. También dijeron que sorprendentemente se encontraban excepcionalmente preservados y corresponden al esqueleto axial, que se refiere a las vértebras, y al esqueleto apendicular, que comprende los huesos de los miembros anteriores y posteriores.

Las dos criaturas tenían un tamaño distinto, siendo uno más grande que el otro. Del primero, el que describen como el más grande, también se encontraron otros restos óseos como el húmero.

Luego de la recuperación de los restos y el análisis de estos, pudieron determinar que la envergadura de uno de ellos alcanzaba hasta siete metros en total, mientras que el más grande roza los nueve metros. Lamentablemente no lograron descifrar las causas de su muerte y tampoco confirmar o negar su teoría de que se trata de madre e hijo. Sin embargo, el hallazgo sigue siendo único en su especie ya que trae luz sobre una nueva especie de pterosaurio nunca antes vista.

“Este hallazgo es de suma importancia para la paleontología de la provincia, no sólo debido a que los huesos presentan características singulares nunca vistas en otros ejemplares hallados, sino que nunca se encontró, en el mundo, ejemplar con estas características de conservación, a tal punto que podemos verlos como en 3D. Esto nos indica que estábamos ante una especie nunca antes vista en el planeta, por eso su nombre”, explica el paleontólogo Leonardo Ortiz y autor principal de la investigación.

Se cree que los Dragones de la Muerte vivieron entre 250 y 66 millones de años atrás y compartieron hábitat con las criaturas más impresionantes que hayan pisado la Tierra.


Recomendados: Enlaces promovidos por Taboola: