De acuerdo con un comunicado de la Organización Meteorológica Mundial (OMM), una posible reaparición del fenómeno de La Niña a finales del 2021 marcaría una época intensa de lluvias e inundaciones en todo el mundo.

¿Qué es el fenómeno “La Niña”?

La Niña es un fenómeno climático que produce un enfriamiento grande de las aguas de la superficie oceánica. Suele presentarse en la zona central y oriental del Pacífico ecuatorial provocando cambios en la circulación atmosférica tropical, tales como presión, vientos y precipitaciones.

La Niña lluvias fenomeno
NOAA

Aunque los expertos consideran a “La Niña” y “El Niño” como fenómeno climáticos de origen natural, la realidad es que los últimos años han dotado de un nuevo contexto a estos procesos que ya se conocían. Ahora, el aumento de la temperatura exacerba directamente el comportamiento de los fenómenos meteorológicos extremos. Esto quiere decir que…

“El cambio climático antropógeno acrecienta los efectos de los fenómenos de origen natural, como ‘La Niña’, e incide cada vez más en las condiciones meteorológicas, en particular mediante una mayor intensidad del calor y las sequías (y el riesgo conexo de incendios forestales”, así como los diluvios y las inundaciones sin precedentes” – afirma el profesor Petteri Taalas, Secretario General de la OMM.

Los últimos meses son un claro reflejo de que todas las regiones del mundo experimentan devastadores fenómenos como consecuencia de la gravedad de la crisis climática. La organización considera que el camino más viable es disminuir la influencia antropogénica en el ambiente.

Asimismo, mejorar la emisión de alertas tempranas para que todos tengamos la oportunidad de disminuir los riesgos de cualquier desastre. Ser más eficaces con la información resulta en mayor éxito de salvar vidas y menos perdidas socioeconómicas.

inundaciones causa
National Weather Service

Proyecciones sobre el clima

El más reciente boletín publicado por la OMM en torno a “La Niña” (y también “El Niño”) contempla dos escenarios: hay un 60% de probabilidad de que las condiciones se mantengan neutras o bien un 40% de que haya una reaparición de “La Niña”.

Además, se estima que estos pronósticos continúen para los períodos octubre-diciembre y noviembre-enero. Según las proyecciones, también es muy posible que hasta 2022 las condiciones vuelvan a un estado neutro. Sin embargo, expertos previenen que las condiciones secas seguirán presentes para zonas del centro y sur de África Oriental.

Desde ahora la probabilidad de que ocurran fenómenos naturales o meteorológicos poco comunes será más frecuente. Los riesgos aumentan conforme la temperatura global lo hace y marcan el inicio de una posible nueva normalidad. Si es que así lo queremos. Pero pensémoslo mejor, el panorama está cambiando por nosotros y está en nuestras manos hacerlo distinto.

La Niña regreso lluvias
OMM