Los antiguos castillos rodeados de parcelas de naturaleza son una característica intrínseca del viejo continente. Los señores y las damas se han encargado dinastía tras dinastía de administrar estos bienes que sus antecesores les legaron. Deben decidir cómo dirigir estos pequeños escenarios de tiempos lejanos que ahora sólo viven en la historia, pero que su estructura física ha sobrevivido hasta la modernidad. Un joven barón irlandés, amante del death metal, ha tomado muy en serio su compromiso con la administración de sus tierras y ha decidido donar su castillo a la naturaleza.

El duque irlandés permitió resurgir la naturaleza en su castillo

Randal Plunkett, el vigésimo primer barón de Dunsany, es el último de su estirpe, una larga lista de barones que han ocupado el castillo desde 1402. El hombre de 38 años ha salido de los estereotipos, estudiante de cine y amante del death metal, originalmente no estaba interesado en continuar con sus deberes de barón y el cultivo de sus tierras. Aunque hace siete años comenzó un cambio de hábitos que redirigieron su vida.

randal plunkett barón irlandés
Randal Plunkett

Tras ser amante del consumo de carne, decidió acercarse a una alimentación más amigable con la naturaleza, así adoptó un estilo de vida vegano pensando en el cuidado del medio ambiente. Y ahora ha decidido dar un paso más allá que involucra no sólo sus propios hábitos, sino de miles de seres más. Esta permitiendo que las tierras que circundan su castillo, se recuperen por sí mismas en un acto de resalvajismo que tanto le hace falta a la naturaleza.

Casi la mitad de las 650 hectáreas que conforman el castillo del barón irlandés, se han estado reconstruyendo gracias a la naturaleza. Con reconstruir no nos referimos al acto de intervención del hombre, sino la simple oportunidad de que la naturaleza haga lo que sabe hacer, dar vida. La elección de Plunkett está motivada por una profunda preocupación por la salud del medio ambiente de Irlanda y en general de todo el planeta. El hombre permitió que sus tierras volvieran a su estado natural y con ello, ayudar al restablecimiento de los ecosistemas que se habían perdido a causa de los cultivos en la región.

barón irlandés castillo naturaleza

El resurgimiento de los ecosistemas 

Las lechuzas han regresado a los árboles que rodean el castillo y las mariposas han vuelto a polinizar las distintas especies de flores que han renacido. Los pájaros carpinteros también han regresado a habitar los árboles que recuperan poco a poco sus majestuosos tamaños. El barón irlandés está dispuesto a llevar a su castillo hasta una administración totalmente sostenible. Su gestión contempla apenas un 50% de tierras de cultivo, para solventar los gastos del impactante castillo histórico.

Según las Naciones Unidas, el mundo debe ayudar a reconstruir un área del tamaño de China. Sólo así se lograría revertir la pérdida de biodiversidad que estamos ocasionando con los monocultivos. La European Rewilding Network se está encargando de esparcir más consciencias verdes en el viejo continente como la del barón de Dunsany. Para que especies que no se han visto en determinadas áreas, regresen a sus hogares y