El mundo del descanso puede ser un lugar extraordinario de visitar. Algunos asegurarían que no se puede llegar a él sin la ayuda de la mente. Sin embargo, un particular animal demostró que es posible dormir sin necesidad del cerebro.

Por lo general la ciencia asegura que para el ser humano es excelente dormir como terapia para el cerebro. Pero, la naturaleza parece desafiar toda idea que la ciencia de por hecho y esta vez lo hizo a través de un extraño animal marino.

De acuerdo con una investigación realizada por científicos japoneses, un diminuto animal de las profundidades marinas conocido como Hydra es capaz de dormir a pesar de no contar con un cerebro.

animal-dormir-cerebro-sueños-mente-ciencia
PROYECTO AGUA/FLICKR

¿Cómo dormir sin un cerebro?

Para la ciencia sería casi imposible vivir sin la mente. Prácticamente todos los integrantes del reino animal que hasta ahora se conocen requieren de una mente para sobrevivir. Lo cierto es que no conocemos a todos los seres del planeta y afirmar que todos tienen cerebro sería un atrevido error.

Aunque muchos de los seres tienen un cerebro o algo parecido a ello que les ayuda a controlar el organismo. La realidad es que también se encontró un animal que no necesita de la mente para vivir y mucho menos para dormir.

La Hydra vulgaris es un ser simple que pudo haber llegado a la tierra mucho antes que el primer cerebro del mundo. Según el estudio, la actividad de las hydras reveló que estas entran en un estado de sueño o movimiento reducido durante su rutina.

hydra-animal-dormir-sin-cerebro-ciencia

Después de experimentar un ciclo activo, la hydra comienza el ciclo del sueño el cual dura aproximadamente cuatro horas. Pero, al ir más a fondo se comprobó que al tener un ciclo interrumpido del sueño, las hydras experimentan un crecimiento celular reducido y algo de estrés, tal como los humanos.

“Ahora tenemos pruebas sólidas de que los animales deben haber adquirido la necesidad de dormir antes que adquirir un cerebro”, agrega Taichi Q. Itoh, autor principal del estudio y profesor de la Universidad de Kyushu.

En conclusión, es posible que muchos de los mamíferos e incluso otros animales necesiten del cerebro para funcionar mejor. Pero esto no quiere decir que se necesite completamente de la mente para dormir. Aunque, para experimentar el mundo onírico es posible que se necesite mucho más que un proceso biológico simple… ¿tal vez algo de alma? Después de todo el mundo de los sueños se resguarda más allá de la mente.

Sigue leyendo: ¿Cómo afecta a tu cuerpo dormir poco? La ciencia responde