Este chaleco portátil es un proyecto sostenible que podría adaptarse al 100% a la crisis climática que atravesamos. El propósito del chaleco es convertirse en una alternativa para cultivar comida de forma cómoda y accesible a través del aprovechamiento de los desechos personales.

chaleco-jardin-portatil-huerto-propio
Posthuman Habitats

Considerando que la escasez de alimento es un problema que el mundo ya está enfrentando, el proyecto Posthuman Habitats es una alternativa propuesta por Aroussiak Gabrielian (profesora de arquitectura de USC) que podría brindar los nutrientes necesarios para el cuerpo humano de forma sostenible.

El trabajo de Gabrielian es una confluencia entre la arquitectura y una seria preocupación por la emergencia climática. Con base en esta premisa, la profesora pensó que los humanos podíamos usar nuestros cuerpos para alimentarnos, y una prueba de ello es el embarazo.

¿Qué pasaría si pudiéramos crear un ciclo parecido al embarazo, pero a mayor escala?

Esta pregunta fue la que desató el ingenio y la creatividad necesarios para desarrollar Posthuman Habitats. El chaleco funciona como un cordón umbilical, está hecho de fieltro de retención de humedad que puede resguardar semillas.

chaleco-cultivar-comida-alimentos-casa
Posthuman Habitats

Casi como un jardín portátil, el chaleco cultiva y nutre las semillas a través de los desechos corporales de la persona. Asimismo, podría ser hogar para algunos animales o criaturas pequeñas, al mismo tiempo que tiene un diseño innovador.

 

Una opción para cultivar comida desde casa 

Los fuertes cambios en el suelo debido a las sequías, inundaciones, incendios y todo tipo de fenómenos climáticos amenazan la producción de alimentos a nivel mundial. Si para algo sirven el diseño y la arquitectura es para facilitar la rutina del ser humano, y este proyecto es el resultado de esa visión.

comida-alimentos-chaleco-portatil
Posthuman Habitats

Es una manera de ser más empático y colaborativo con el entorno. Este chaleco portátil podría producir cerca de 40 tipos diferentes de vegetales y frutas. El sistema usaría el sudor y la orina del usuario, así como los desechos de las criaturas que habitaran ahí.

Ponerse uno de estos chalecos nos da la oportunidad de hacer conciencia sobre el origen de nuestros alimentos. El peso de la tierra y los elementos que mantienen vivo este cultivo personal son una opción para involucrarnos en la producción de nuestros alimentos de forma sostenible.

 

Sigue leyendo: Consejos para tener un huerto en interiores y producir tu propia comida en casa