Close

Guarda tus sueños en esta bitácora digital

2SHARES
Dreamboard es una aplicación que te permite registrar tus sueños todos los días mientras va creando un árbol algorítmico con ellos.

Es sabido que conservar una bitácora de sueños puede ayudarnos a clarificar lo que ocurre en nuestra mente en ese momento: qué nos aqueja, qué nos llama, qué nos aterra. Escribir, además, es una manera de traer las texturas a un primer plano y de separar por colores, o por luz, una escena de la otra. Es, en otras palabras, hacer la descripción de un guión que ya se filmó. Las sensaciones están allí, lo que falta es atrapar la narrativa y la escenografía antes de que desaparezcan apelando a su efímera naturaleza. Olvidamos el detalle y nos quedamos con la sensación. 

Esa naturaleza es así por algo; sería insoportable recordar cada sueño, cada detalle de cada sueño. Pero para eso está la pluma. La bitácora de sueños es una especie de enciclopedia de estados mentales y sus desarrollos. Y lo más probable es que ninguna terapia nos entregue un paquete tan completo de nuestra psique, ni ninguna interpretación una mirada tan clara de nuestra historia.

suenos remedios varo

Bordando el manto terrestre (Embroidering the Earth’s Mantle), Remedios Varo, 1961

En Internet hay bastantes sitios que ayudan a llevar una de estas bitácoras, pero quizá Dreamboard sea la más fina, no sólo porque los sueños son propiedad sólo de quien los escribe, sino porque arma una especie de árbol de sueños que relaciona unos con otros por los elementos que se repiten. Es decir, hace una lectura general de tus historias y las dibuja en cuanto a su relevancia temática. Le ahorra al soñador la capacidad de lectura que a veces es difícil tener sobre uno mismo. 

Por otro lado, esa lectura propia deja de ser tan difícil cuando nos leemos en retrospectiva. Si leemos un sueño que tuvimos tiempo atrás lo leemos como quien lee un cuento en un libro. No somos los mismos que lo escribimos, y muy probablemente ya hayamos olvidado esa historia en primer lugar. Por lo mismo no es complejo encontrar los elementos que tienen más protagonismo en nuestros sueños, y es una tarea importantísima.

Pero lo que Dreamboard aporta es su lectura algorítmica de nuestro inconsciente. Algo que nunca está demás y puede ser iluminador: es un segundo lector de nuestra novela onírica, que además no tiene juicios de valor ni se aburrirá hasta el hastío de escuchar extrañezas tanáticas. El formato también facilita la empresa. Despertando puedes encender tu móvil e ir recobrando consciencia mientras escribes tu sueño y lo dejas atrás, colgando una fruta más al árbol instintivo. 

Aquí puedes descargar la aplicación de Dreamboard.

Ver Más
Close