Descubre cómo esta agua verde ayudará a desintoxicar tu cuerpo

La espirulina –con 1 500 especies de algas verde azules– procede posiblemente de lagos africanos y americanos tropicales, logrando extenderse en numerosas zonas del mundo al adaptarse en sitios inhabitables; tales como espacios acuíferos muy salados o alcalinos, conoces volcánicos, entre otros. Es una especie con una composición rica en:  – Proteínas –hasta un 70 […]

La espirulina –con 1 500 especies de algas verde azules– procede posiblemente de lagos africanos y americanos tropicales, logrando extenderse en numerosas zonas del mundo al adaptarse en sitios inhabitables; tales como espacios acuíferos muy salados o alcalinos, conoces volcánicos, entre otros. Es una especie con una composición rica en: 

– Proteínas –hasta un 70 por ciento de su peso–, 

– aminoácidos esenciales, 

– vitaminas. principalmente del grupo B, B12, ácido fólico, niacina, riboflavina, tiamina, vitamina D, vitamina K, vitamina C, 

– betacarotenos, como provitamina A, xantofilas, zeaxantina, beta-criptoxantina, C-phycocyanin, clorofila, 

– superoxido dismutasa, 

– minerales, como hierro, yodo, calcio, fósforo, magnesio, selenio, zinc, cobre, manganeso, 

– hidratos de carbono. 

Gracias a sus propiedades, la espirulina ha sido utilizada como parte de la medicina tradicional azteca. Solía extraerse de la laguna Texcoco, y consumirse como alimento muy proteico para prevenir enfermedades del corazón. Actualmente se sabe que la espirulina funciona como preventivo del envejecimiento prematuro, enfermedades degenerativas, obesidad, enfermedades del corazón y del sistema nervioso; fortalecimiento del sistema óseo; reductor de la sensación del hambre y facilitador del adelgazamiento; estabilizador del ánimo emocional; reductor de la inflamación corporal; y un propensor a un mejor estado físico y de salud del cabello, entre otros. 

La espirulina es ideal para estimular la eliminación de metales pesados, como el mercurio, cadmio y plomo; así como a promover la expulsión de lípidos dañinos como el colesterol malo –LDL– y los triglicéridos. 

Para consumir la espirulina y recibir los beneficios de la desintoxicar, se puede realizar en un plan de tres días junto con una dieta rica en frutas y verduras: 

Necesitas: 6 tazas de agua–1,5 litros–, 1 cucharada de espirulina en polvo, 1 cucharada de arcilla de bentonita, 1 cucharada de clorela en polvo, 2 gotas de aceite esencial de clavo. 

Método de preparación: Introduciendo las tazas de agua en una jarra grande, agregar todos los ingredientes. Beber la mezcla una vez que haya reposado durante 20 minutos. Se recomienda consumir un vaso en ayunas, y el restante durante el resto del día durante tres días seguidos. 

 



Hackea tu memoria con esta sencilla técnica para recordar cualquier cosa

El “palacio de la memoria” te permite asociar listas de objetos a lugares mentales para recordarlos ordenadamente (es más sencillo de lo que suena).

La memoria es parte de nuestro cuerpo. Al menos esa es la premisa de Nelson Dellis, cuatro veces campeón del USA Memory Championship y entusiasta de la memoria.

mejorar memoria consejos como-
Ilustración: Angelica Alzona

Dellis  considera que su memoria no tiene nada de particular. Pero la memoria y las técnicas para mejorarla entraron en su vida trágicamente, luego de que su abuela fuera diagnosticada con la enfermedad de Alzheimer y comenzara a perder poco a poco los recuerdos. Entonces decidió dedicar su vida a mejorar su memoria y educar a otros. En sus propias palabras:

Todos entendemos lo que significa estar sanos físicamente. Nos ejercitamos, comemos bien, dormimos bien, etc., para mejorar nuestra salud física. Pero nunca consideramos la salud de nuestro cerebro. Utilizar tu memoria y tu cerebro hace que tu cerebro esté… bueno, más agudo y en forma.

Nelson Dellis, memorizador extraordinario

La técnica que ha hecho que Dellis realice proezas como memorizar nueve mazos de cartas (en orden aleatorio) en 30 minutos, en realidad es una práctica vieja como el tiempo. Como él dice, no se requiere tener una memoria extraordinaria, simplemente un poco de disciplina e imaginación.

Recorriendo el palacio de la memoria

1.

Haz una lista de 10 o 20 palabras. Las palabras pueden ser aleatorias, o bien pueden ser nombres de presidentes, autores, una lista de objetos comunes, la lista de compras, etc.

2.

Ahora trata de memorizar las palabras, asociando cada objeto o nombre de tu lista con una imagen. Aquí es donde entra la imaginación: si el elemento que quieres memorizar es, digamos, una manzana, puedes asociarla a algo con lo que asocies las manzanas en general. La imagen que puedes visualizar es la de Isaac Newton sosteniendo una manzana para probar su ley de gravitación universal, o la bruja de Blancanieves envenenando la manzana antes de ofrecerla a la princesa, o incluso la serpiente del Paraíso bíblico ofreciéndola a Eva. El punto es particularizar el objeto y asociarlo a algo vívido, y mientras más fantasioso mejor.

3.

Cuando hayas asociado cada objeto de tu lista con una imagen fantasiosa y estrafalaria, imagina que vas mentalmente a un lugar que conozcas bien, como tu casa. Dellis le llama a esto “el palacio de la memoria”, y para cada uno es diferente. Ahora viene lo más divertido: imagina que el primer objeto de tu lista se encuentra en tu sala de estar, el segundo en la cocina, el tercero en el baño, etc.

4.

Una vez que hayas asociado cada objeto con una imagen, y cada imagen con un lugar en tu palacio de la memoria, prueba a recorrer mentalmente tu lista un par de veces. Siguiendo con nuestro ejemplo, tal vez te encuentres a Isaac Newton sosteniendo una manzana en tu jardín, luego al dentista al que temías en tu infancia sosteniendo una pasta de dientes radioactiva en tu baño, y posteriormente al Hombre Araña en tu ventana sosteniendo unas cortinas nuevas.

Según Dellis, con la práctica aprenderás a utilizar tu palacio de la memoria con mucha más fluidez y destreza.

 

 

*Imagen principal:  Eric Edelman



¿Qué es la espirulina y cuáles son sus beneficios para tu salud?

Es uno de los alimentos del mundo que más nutrientes lleva a tu organismo, dándote un levantón de energía de la mano de beneficios a largo plazo.

Foto:mujumama.com.ar

En la superficie de los lagos, crece un tipo de alga (aunque se ha descubierto que más bien son organismos procariotas) conocidos como espirulina. Los antiguos aztecas la secaban y se alimentaban con ella para obtener una boom de energía y nutrientes, obteniéndola del lago de Texcoco; también era usada en África en la zona del lago Chad por los Kanenmbu. En las últimas décadas ha ido creciendo su popularidad, es considerada por los científicos como uno de los superalimentas por excelencia.

Para aquellos que afirman que solo es posible conseguir proteína en grandes cantidades de alimentos de origen animal, en realidad la espirulina rompe con los argumentos de esta naturaleza. Está formada entre un 60 y 65% de proteína, en contraste con la carne que tiene entre un 15 y 35%. También contiene clorofila, hierro, calcio, ácidos grasos como el omega 3, vitaminas A,B,C,D y E; potasio, cromo, cobre, magnesio, fósforo, selenio, etc.

Es así, un superalimento usado para casos extremos de desnutrición o para mantener los niveles de nutrientes en los astronautas, por ejemplo, también por los deportistas, y en la vida diaria puede ser un aliado único. Puedes tomarla en polvo o en cápsulas.

Estos son sus beneficios

  • Es antiinflamatoria por los ácidos grasos que contiene.
  • Contiene Omega 3s, 6s, y 9s, que reducen las enfermedades cardiovasculares, ayudan a disminuir la depresión, y tiene efectos benéficos para el cerebro.
  • Fortalece el sistema inmunológico y ayuda a remover las toxinas de la sangre, gracias a su clorofila.
  • Su hierro es ideal para mujeres embarazadas o para personas con deficiencia de este mineral.
  • Sus altas cantidades de calcio la hacen muy útil para niños, personas de la tercera edad y mujeres embarazadas, sobre todo.
  • Reduce las alergias.
  • Ayuda a quemar grasa durante el ejercicio.