Razones para comer estas deliciosas galletas con cardamomo

Las propiedades del cardamomo incluyen el anticancerígeno, principalmente el derivado del cáncer de colon.

El cardamomo es una planta digestiva que ha gozado de una importante popularidad ancestral. Sus propiedades químicas liberan numerosos beneficios para el sistema digestivo, pues estimula la secreción de la saliva, aumenta el apetito, reduce la cantidad de grasa en el cuerpo, mejora la digestión pesada y brinda mayores protectores al estómago. 

Las propiedades del cardamomo incluyen el anticancerígeno, principalmente el derivado del cáncer de colon. La especia ayuda a desinflamar, antirpliferativizar, estimular la apoptosis –muerte natural de las células dañas o viejas– y reducir significativamente el dolor. Además la tintura de cardamomo también se utiliza como tratamiento para el dolor de hemorroides, aliviar retortijones y cólicos causados por gases. 

El sabor del cardamomo incrementa la intensidad del gusto, por lo que si deseas consumir un poco de esta especia te compartimos la siguiente receta: 

Necesitas: 2 tazas de harina, 1 taza de azúcar glass, 1/2 cucharadita de polvo para hornear, 1/2 cucharadita de cardamomo en polvo,  1/4 cucharadita de sal, 1/4 de taza de pasta de almendra, 1 cucharada de mantequilla sin sal, 1/3 de taza de jugo de naranja, 3 cucharadas de aceite vegetal, 2 tazas de azúar glass, 3 cucharadas de leche entera. 

Método de preparación: Durante se está precalentando el horno a 180ºC, se mezcla en un bowl el harina, azúcar glass, polvo para hornear, cardamomo y la sal, pasta de almendra y mantequilla. Agrega el jugo de naranja, aceite y mezcla con toda la masa hasta conseguir una consistencia de masa de galleta. Divide la masa en dos pedazos: trabaja con ambos por separado amasando un poco, colócalos en plástico y refrigéralos durante una hora. Después de ello, con un rodillo aplana la masa, y utiliza un cortador de galletas para cortar la figura. Coloca las galletas en una charola para hornear, previamente engrasada con mantequilla. Hornea durante 10 minutos, hasta que estén ligeramente doradas.  Deja que se enfríen y agrega el betún con azúcar glass. 



Música fresca: un poco de lo mejor del momento sonoro (III)

Una carta de navegación sonora: recomendaciones de algo de la mejor música que se está creando hoy.

Una carta de navegación sonora…

Aquí compartimos algo de la música más estimulante, y siempre de reciente manufactura, que el camino nos va compartiendo. Géneros varios y artistas diversos, reunidos en breves selecciones bajo una sola constante: celebrar la sensibilidad que alimenta el imaginario musical y que acompaña nuestros soles y tormentas.  

Curaduría: Javier Barros

Ediciones anteriores:

Música fresca I

Música fresca II

Música fresca (III) 

1. Maria Somerville 

2. log(m) & Laraaji

3. Kikagaku Moyo

4. La Dispute

5. Tomas Nordmark

 

All my People (2019) / Maria Somerville

Dream pop identitario, que sabe a raíces del folclore irlandés y que, sobretodo, presume un espíritu genuinamente onírico; este álbum podría bien ser el sueño electrónico de una chica rural (y es precioso). 

Dream pop

 

 

The Onrush Of Eternity (2019) / log(m) & Laraaji

Un poco de dub astral, ecualizado con fino IDM, de la mano del discreto mago Laraaji en colaboración con los hermanos Rew & Lex MacCrimmon.

Dub, IDM, Ambient

 

Masana Temples / Kikagaku Moyo – 幾何学模様

Muy fina psicodelia con pinceladas de jazz progresivo cortesía del cuarto álbum de estos exploradores japoneses. 

Rock psicodélico 

 

Panorama (2019) / La Dispute

Sus poderosas letras inducen a un estado literario que raya entre el shoegaze y el grunge; esta banda de Michigan demuestra en Panorama por que es considerada el más refinado exponente del subgénero conocido como The Wave (o la versión “new wave del post-hardcore”).

Wave 

 

Eternal Words (2019) / Tomas Nordmark

Dioramas sonoros compuestos por una miríada de texturas que, al condensarse, forman cuerpos de electrónica seducción; algo así es lo que este artista sueco hace germinar en este álbum.   

Abstract ambient

Imagen principal: Anna Marenenko