¿Cómo se pueden celebrar las fiestas decembrinas sin dañar el ambiente?

Los bosques son severamente dañados por la extracción ilegal de heno y musgo.

Diciembre es un mes lleno de fiestas y celebraciones que incitan a la alegría y felicidad. Si prestamos un poco de atención, podemos darnos cuenta que es también una temporada donde nos rodeamos de la naturaleza, entre piñas, pinos, nochebuenas, musgo, heno e incluso muérdago.

Lamentablemente, la extracción de algunos de estos recursos se realiza de manera ilegal y cuando los compramos estamos incentivando el comercio no regulado, que además tiene graves consecuencias en los ecosistemas, como sucede con el musgo, heno y piñas de pino . Paradójicamente, otros adornos, como los pinos naturales, son erróneamente catalogados como indeseados y en su lugar se compran pinos artificiales.

Por estos motivos, a continuación te brindamos un poco de información sobre algunos elementos naturales comunes en esta temporada, para que puedas tener unas fiestas verdes, sin dañar el medio ambiente.

Pinos naturales de producción local

Los pinos naturales no son talados, como se acostumbra decir, en realidad se cosechan. Esto es debido a que la raíz y parte del tronco permanecen plantados para que el pino vuelva a crecer. Además, los árboles de navidad naturales tienen grandes beneficios económicos, ambientales y sociales, por ejemplo, ayudan a restaurar el suelo, recuperan mantos acuíferos, captura el CO2 de la atmósfera y crea fuentes de empleo para los productores locales. Al terminar la temporada, los árboles que se reciben en centros de acopio del gobierno local se tritura para convertirse en composta para los pinos en crecimiento.

Los árboles navideños artificiales, en su mayoría, están hechos de polivinilo clorhídrico, que es un material derivado del petróleo, por lo que el índice de contaminación durante su creación es muy alto. Además de este impacto ecológico se debe considerar la transportación y distribución de los productos, actividad que suele ocupar vehículos alimentados de diesel. El costo ambiental de un árbol artificial es alto y desafortunadamente no se compensa con su vida útil que se estima en un promedio de 5 a 6 años, para luego convertirse en un desecho que no biodegradable.

Para que esta práctica siga siendo sustentable se necesita del apoyo de los consumidores. De los árboles navideños naturales que se compran y cultivan únicamente el 40% es mexicano. Adquirir productos hechos en el país también reduce la huella de carbono derivada del gasto en transportación.

A nivel nacional se consume 1,800,000 árboles, de los cuales el 60% son extranjeros y el resto mexicanos. En México, los árboles de Navidad se producen en 19 Estados, en un aproximado de 42 mil hectáreas. Para esta temporada se cuenta con alrededor de 175 mil pinos listos para ser cosechados. Tu decisión es muy importante, ya que tu elección por productor de origen 100% nacional ayuda a fortalecer a México, nuestras tierras, a los productores rurales y nuestra riqueza natural.

El musgo

El musgo o Bryophyta, por ejemplo, es una planta que por tradición se coloca en los nacimientos navideños. Esta especie se encuentra en estado natural en lugares húmedos o cerca del agua. Crece como alfombra en suelos húmedos, sobre piedras, ramas y troncos donde forman un sustrato en el que se pueden arraigar otras plantas de mayor tamaño.

Además, desempeñan un importante rol en los ecosistemas, principalmente en la captación de agua gracias a su capacidad de absorción de hasta 20 veces su peso, posteriormente en tiempo de secas liberan el líquido captado.

Esto también ayuda a retener los minerales disueltos en el agua de lluvia y permite su incorporación al ecosistema. Brindan hogar y protección a miles de pequeños animales, especialmente invertebrados como insectos, arácnidos, rotíferos, nemátodos, moluscos y anélidos; incluso, el musgo es un material empleado por aves como el colibrí para construir sus nidos.

Es decir, que al adquirir musgo como adorno desechable en Navidad se contribuye a su extracción de los ecosistemas, por lo que se propicia la perdida de humedad en los bosques, incremento en la erosión del suelo y la contaminación ambiental.

Generalmente el musgo se obtiene de manera ilegal, debido a que para extraerlo se requiere una autorización por parte de la Secretaría de Medio Ambiente y recursos Naturales bajo procedimientos, y criterios específicos. Evita el comercio ilegal de este preciado recurso natural.

El heno

Crece en zonas templadas y tropicales, generalmente en lugares de alta humedad, tiene tallos largos que llegan a medir hasta 8 metros de largo.

Es muy importante en la captación de humedad de la lluvia, así como del aire, además es de gran ayuda para la fauna, los murciélagos, por ejemplo, lo usan para protegerse o hacer sus nidos.

Lamentablemente es extraído frecuentemente de espacios silvestres no regulados, por ello es importante que en caso de querer comprar un poco, lo hagas en viveros autorizados.

Tu decisión es muy importante, ya que tu elección por productor de origen 100% nacional ayuda a fortalecer a México, nuestras tierras, a los productores rurales y nuestra riqueza natural.

COLABORACIÓN DE EARTHGONOMIC MÉXICO, A.C. Nuestra misión es fomentar el desarrollo de la sociedad en armonía con el entorno natural y el respeto a los seres vivos. Para más información visita: www.earthgonomic.org @Earthgonomic y /Earthgonomic

Earthgonomic
Autor: Earthgonomic


La improbable amistad entre un perro y un delfín que conmueve al mundo (VIDEO)

Ben el perro y Duggie la delfín se conocieron en las costas de Irlanda y ahora son amigos inseparables.

Ben, un perro labrador, disfrutaba sus caminatas cotidianas en la Isla Tory, en Irlanda. Pero un día de 2016, al darse su tradicional chapuzón en el mar, la vida de Ben cambiaría para siempre. Fue cuando conoció a una hembra delfín que, con el tiempo, se convertiría en su mejor amiga.  

Pero la historia es aún más conmovedora. Pues Duggie –nombre que recibió la delfín–, vive en la costa Donegal desde que perdió a su pareja en esas aguas. A partir de lo cual decidió ya no seguir su recorrido y permanecer, quizá como luto, ahí.   

Por eso todos celebraron cuando el labrador y la delfín se conocieron y conectaron instantáneamente. Ahora juegan y recorren juntos el área, nadando a veces hasta por tres horas. Por cierto, cuando Duggie nota que su amigo canino ya esta muy cansado, lo empuja y ayuda a cargar parte de su peso con tal de seguir disfrutando de su compañía. 

Hay sentimientos, por ejemplo la amistad, que superan cualquier frontera –sea esta ideológica, geográfica o incluso biológica–. El caso de Ben y Duggie, como otros, es una muestra perfecta de esto; es, de algún modo, una sencilla celebración de la existencia. 



En la naturaleza, la protagonista de “El Rey León” sería una hembra 🦁

Probablemente vaya en contra de tus recuerdos de infancia, pero Nala y Sarabi tendrían mucha más acción que Simba y Mufasa.

El 13 de julio de 1994 se estrenó la primera versión de “El rey león”, y se colocó rápidamente como una de las películas más taquilleras de todos los tiempos. Al cumplirse 25 años de aquel hito, Disney celebra con una versión live action, que seguramente será muy exitosa desde un punto de vista cinematográfico, ¿pero es atinada desde el punto de vista biológico?

En realidad no. En la naturaleza salvaje, las manadas de leones están conformadas en un 99% por hembras relacionadas entre sí: madres e hijas, tías y primas, sobrinas y abuelas controlan grandes extensiones de territorio en las cuales pasan toda su vida.

Las hembras son el núcleo de la manada

En una investigación para National Geographic (dicho sea de paso, compañía propiedad de Disney), Erin Biba recopila testimonios de expertos en grandes felinos, quienes afirman que, en la vida real, las hembras tienen un papel mucho más predominante que el de los machos en la vida de la sabana.

Craig Packer, director del Centro de Investigación de Leones de la Universidad de Minnesota, afirma que en estado salvaje, “las hembras son el núcleo. El corazón y el alma de la manada. Los machos van y vienen.”

Las manadas de leones son sociedades matrilineales (es decir, en las que el parentesco se establece por vía materna); si una manada se hace demasiado grande, las hembras buscan otro territorio para que las hijas puedan vivir, criar y cazar en él, y así evitar conflictos. Además, las hembras crían juntas a los hijos e hijas de todas, como en una “gran guardería.”

También en Ecoosfera: 33 leones fueron rescatados de la esclavitud del circo, y este será su nuevo hogar

Según Packer, si Simba regresara del exilio siendo un adulto para casarse con Nala, su amor de infancia, probablemente estaría casándose con su prima, su tía… o su hermana.

No es que las monarquías ni la historia de la literatura estén libres de historias de incesto, estupro o endogamia (reproducción entre familiares), sino que, al tratarse de una de las fábulas más exitosas de los últimos años, resulta asombroso (y un poco injusto) juzgarla con los lentes estrictos de la ciencia.

Naturaleza vs ficción

Las infancias de muchos milenials están marcadas por el (¿spoiler?) exilio de Simba, el joven heredero de la sabana, cuando su padre, Mufasa, es asesinado por una estampida de ñus, bajo la mirada inclemente de su tío Scar. Ah, recuerdos de infancia.

Pero en la realidad, probablemente Mufasa y Scar hubieran tenido que colaborar para protegerse mutuamente de otras alianzas de machos. Según Packer:

“tienes que tener un compañero de armas para enfrentar los desafíos de todos los demás machos que quieren apoderarse de tu familia y matar a tus bebés.”

Un grupo de machos (nunca de más de cuatro o cinco individuos) puede quedarse en las inmediaciones de una manada y disputársela con el resto, pero al final también serán las hembras quienes elijan un macho residente. Este cargo (propiamente el del “rey león”) no dura más de dos o tres años. Luego se van y recomienzan el ciclo reproductivo y territorial en otra parte.

rey-leon-leonas-sabana
Aunque los leones puedan derribar a una jirafa, las leonas en grupo son prácticamente invencibles.

Según el especialista, la única función de las famosas melenas de los leones machos es precisamente demostrar su valía genética a las hembras:

“Las hembras prefieren al macho que es el más visible y que tiene las características claras en las que puede confiar para garantizar que sus crías sobrevivan y estén sanas”, y lo mejor es una melena negra (como la de Scar), pues esta indica “buena condición física, niveles más altos de testosterona, y es más probable que toleren heridas.”

Por fortuna, no tenemos que elegir entre la naturaleza y la ficción. Las fábulas protagonizadas por animales han maravillado la imaginación desde los tiempos de Esopo en el siglo VII antes de nuestra era, las de Jean de La Fontaine en el siglo XVII hasta, más recientemente, las del escritor guatemalteco Augusto Monterroso.

El rey león maravilla a las audiencias no por su precisión documental de la vida de los leones, sino por su tragedia y su alegría, por las aventuras de sus protagonistas y por los efectos especiales de la producción. Es decir, maravilla porque apela a la imaginación, no al rigor científico.