¿Sabías que estas son las carreteras ecológicas en México?

El Circuito Exterior Mexiquense, una vía que ha puesto atención biológica, ambiental y social de la biodiversidad en México.

Para muchas personas viajar es una manera de vivir nuevas experiencias, conocer nueva gente, culturas, comida e incluso es una de las mejores oportunidades para sentirse en mayor contacto con el medio ambiente. Sin duda, desplazarnos de un lugar a otro es una de las grandes ventajas que tenemos los seres humanos.

Por otra parte, estamos seguros que cuando planeas realizar algún viaje de vacaciones, o simplemente para disfrutar un momento de relajación, lo primero que viene a tu mente es el destino que quieres visitar, los sitios que vas a recorrer y lo increíble que deseas pasar esos momentos; pero casi nunca pensamos en el camino que se debe seguir para llegar a ellos, especialmente si nuestro traslado será por vía terrestre.

Como viajeros, desearíamos que incluso el camino que recorramos tenga un gran atractivo turístico, sea seguro e incluso que reduzca su impacto al medio ambiente. Por ello, es importante conocer las diversas opciones de vías de comunicación terrestre que pueden llevarnos a nuestro destino.

¿Por qué es importante conocer esta información? Por que nosotros somos responsables del impacto ambiental que se genera con nuestras actividades y consumo. No solo debemos pensar en cuidar el medio ambiente cuando estamos en casa, en la oficina o escuela; incluso cuando nos trasladamos a otro sitio y estamos en él estamos generando un impacto a ese entorno, por ello debemos asumir nuestro compromiso con la mitigación de efectos negativos.

En México, por ejemplo, el sector transporte es la principal fuente de Gases de Efecto Invernadero (GEI) que representa el 22.2% de las emisiones a nivel nacional, del cual el 90% corresponde a los automóviles. Incluso en 2009, de acuerdo con datos de INEGI, la contaminación atmosférica representó grandes costos ambientales, debido a que se destinaron 520,300 millones de pesos a atender sus consecuencias.

circuito exterior mexiquense

Algunos de los sitios de fin de semana más recurridos para disfrutar de la naturaleza, por ejemplo, son Querétaro y Pachuca. Para llegar a estos lugares puedes utilizar el Circuito Exterior Mexiquense, una vía que ha logrado reducir el tiempo de los traslados de dos horas a 40 minutos y que al mismo tiempo reduce los kilómetros recorridos. Esto es muy importante si consideramos que de acuerdo a datos de WWF, los motores de gasolina emiten aproximadamente 2.3 kg de CO2 por cada litro de gasolina quemado.

Además de ello, el pasado 20 de agosto inició el programa de Reforestación del Circuito Exterior Mexiquense, “Circuito Verde”, en el cual participaron sus colaboradores y familiares plantando árboles en el Municipio de Texcoco, Estado de México; siendo ésta una de las regiones de prioridad para la atención biológica y social, debido a su importancia hidrológica al ser una zona lacustre y una zona de paso para aves migratorias así como por presentar algunas amenazas y retos como los desechos clandestinos de basura y ser vertederos de aguas residuales sin tratamiento.

A esta jornada de reforestación se sumaron más de 200 personas al grupo de Voluntariado CEM, quienes se dieron a la tarea de plantar 240 árboles. Como parte del agradecimiento a los voluntarios, Jorge Rubio, Director General de la Concesión, hizo énfasis en la importancia de continuar incentivando a los colaboradores y a sus familias para participar en las diversas actividades en pro del medio ambiente, que ayuden a construir un mejor entorno para las generaciones presentes y futuras.

Estas iniciativas nos muestran la otra cara de algunas empresas que procuran contrarrestar los impactos ambientales. Muchas veces se suele pensar que debemos cuidar el medio ambiente solamente en casa, en la oficina o la escuela, pero la realidad es que somos responsables de nuestras elecciones en bienes o servicios que generan algún impacto al medio ambiente. Nuestro poder de elección es más grande de lo que pensamos, y si poco a poco expandimos nuestro alcance podremos generar grandes cambios por nuestro medio ambiente.

COLABORACIÓN DE EARTHGONOMIC MÉXICO, A.C. Nuestra misión es fomentar el desarrollo de la sociedad en armonía con el entorno natural y el respeto a los seres vivos. Para más información visita: www.earthgonomic.org @Earthgonomic y /Earthgonomic

Earthgonomic
Autor: Earthgonomic


Chihuahua construirá pasos de fauna en sus carreteras (y ya era hora 👏)

Esta es una gran noticia para todo el país. Mira por qué…

En México existe un territorio tan vasto que es hogar de cientos de especies silvestres. Se trata del estado de Chihuahua, cuya extensión (la más grande del país) abarca ecosistemas tan variados como la pradera, la sierra y el desierto. Ahora, según reporta la organización no gubernamental Wildlands Network, estas especies estarán protegidas, pues se acaba de aprobar una reforma que exige la creación de pasos de fauna en todas las carreteras de Chihuahua.

Pero, ¿qué son los pasos de fauna? Son estructuras construidas sobre o debajo de las carreteras, para que los animales como el jaguar, el oso negro y el venado de cola blanca crucen sin arriesgarse a ser arrollados. Son una medida tremendamente exitosa que ayuda a reducir la pérdida de la biodiversidad. Además, garantiza que los animales permanezcan conectados a su fuente de alimento y refugio.

Esta es una noticia genial porque respeta un precepto básico de la fauna: el movimiento. El instinto de varias especies las lleva a querer cruzar y dispersarse. Las construcciones humanas, como las carreteras y los muros fronterizos, interrumpen el flujo esencial de la naturaleza. Soluciones como las que aprobaron los diputados de Chihuahua deberían repetirse en otros estados de México y el mundo. 

El diputado Alejandro Gloria González, presidente de la Comisión de Ecología del Congreso del Estado, expresó a Wildlands Network su fe en el proyecto:

Los impactos que tienen los caminos y carreteras sobre el medioambiente son innegables. Por lo tanto, es necesario generar estrategias que marquen un cambio sustancial de la política que hemos tenido hasta el momento.

Soluciones como esta revelan un cambio de estrategia política, guiada no sólo hacia el beneficio del progreso, sino al de la conservación. Y es que realmente no hay una cosa sin la otra: el éxito de las sociedades depende de un equilibrio entre ambos. Los cambios positivos que se reflejen en el medioambiente también se verán en las ciudades. Por eso, esta acción es digna de celebrarse. Sólo queda esperar que otras legislaciones sigan con el ejemplo.

 

* Imagen destacada: INSH