6 mitos sobre el cuidado de las plantas de interiores

Los cuidados de las plantas requieren más atención que tan sólo regarlas y ponerlas al sol… Y estos son algunos de los mitos que podrán afectar nuestros cuidados.

Mito 1. Las plantas de interiores necesitan la luz directa del sol.

Sólo algunas de las plantas de interiores se benefician de la luz solar. De hecho, la mayoría de las plantas de interiores tienden a tener manchas de quemaduras por recibir directamente los rayos solares. Hay plantas que necesitan mucha luz, eso no significa que necesiten estar bajo los rayos del sol. 

Mito 2. Las hojas amarillas o cafés significa que tienen exceso de agua. 

Estos síntomas pueden tener otras causas; tales como ausencia de agua, luz inadecuada, exceso de fertilizante, agua muy ácida o una tierra de baja calidad. 

Mito 3. Las plantas crecerán más grandes si se transplantan a lugares más grandes. 

Con frecuencia, las plantas que se transplantan ponen mucha de su energía en hacer crecer sus raíces, a expensas de las hojas y flores. Además, las plantas con macetas muy grandes tienden a sufrir de raíces podridas. 

cómo cuidar plantas, remedios para plantas, plantas de interiores

Mito 4. Las plantas enfermas se curarán con fertilizantes. 

Los fertilizantes no son medicina, sólo son nutrientes que facilitan el crecimiento vigoroso. No puedes forzar a las plantas a usar más nutrientes de los que realmente necesita. El exceso de nutrientes acumulados en la tierra tiende a quemar las raíces, causando la descoloración de las hojas. Las plantas enfermas absorben menos nutrientes que las plantas saludables. 

Mito 5. Las plantas de interiores necesitan grandes cantidades de humedad. 

La mayoría de las plantas de interiores tienen la capacidad de adaptarse a un medio ambiente seco. Aunque la mayoría de ellas –salvo las suculentas– provienen de hábitats naturales más húmedos, pueden sobrevivir con niveles bajos de humedad siempre y cuando reciban la humedad necesaria a través de sus raíces. 

Mito 6. Los pesticidas químicos son la única manera efectiva para eliminar pestes. 

No, existen maneras más saludables y efectivas para tratar pestes en las plantas. Dale click aquí para conocer estos remedios. 

 



Esto hacen tus plantas cuando no las ves (🎥)

¿Te has preguntado qué hacen las plantas cuando no les prestas atención?

No olvidemos algo: las plantas son seres vivos. Tienen mecanismos de defensa ante el daño, y la capacidad de adaptación que es inherente a toda la naturaleza. Sabemos que se abren al sol para recibir energía y también cierran sus hojas, pero, ¿qué tanto se mueven en realidad?

Según un video publicado por houseplantjournal en Instagram, las plantas se mueven, y mucho. El clip muestra a dos ejemplares caseros -una oxalis y una marantra- grabados a lo largo de 1 día, y el resultado es fascinante. 

Sus hojas ondulan, vibran y se balancean como si quisieran hacer un llamado. Al observar su baile, no queda ninguna duda de que son seres llenos de vitalidad, aunque su ritmo difiera del nuestro.

Míralas moverse:

¿No te dan ganas de ponerle un poco de música a tus plantas?



¿Cómo hacer y utilizar la composta? Consejos prácticos

Verás que nutrir adecuadamente tus plantas es más fácil de lo que creías.

En vez de aumentar la cantidad de basura que llega a los tiraderos a cielo abierto, puedes nutrir la tierra de tu jardín o de tu huerto urbano haciendo una sencilla composta. 

La basura orgánica constituye aproximadamente un 50% del total de desperdicios en las ciudades. Y aunque esta puede ser fácilmente reciclada haciendo composta, en muchos países no se tiene esta costumbre.

como-hacer-composta-como-utilizar-consejos-practicos-tips-jardineria-2

Pero hacer y utiizar composta no tiene que depender de iniciativas gubernamentales. Nosotros mismos podemos hacerlo con los deshechos orgánicos de nuestro hogar, haciéndole un favor al planeta y a nuestro jardín. Utilizar esta mezcla casera, además, es muy sencillo: sólo tienes que saber cómo hacerlo, y aquí te decimos cómo.

Antes que nada, debes separar tus deshechos orgánicos e inorgánicos. En los orgánicos puedes contemplar también plantas secas del jardín, aserrín y cualquier material de origen natural, como los siguientes:

  • Corchos
  • Filtros de café
  • Bolsitas de té
  • Palillos de dientes
  • Corchos de vino natural
  • Decoraciones de rafia
  • Servilletas de papel
  • Coronas y guirnaldas naturales, u otra decoración navideña natural
  • Plantas de acuario
  • Platos de papel utilizados que no contengan una capa de cera
  • Cajas de pizza
  • Goma de mascar
  • Plumas
  • Cabello
  • Ceniza de la chimenea
  • Desechos de tabaco orgánico

Evita usar restos de carne o huesos, pues éstos pueden provocar plagas. Luego:

  1. Lo que utilices colócalo en un bote de basura que puedas mantener a la sombra.
  2. Hidrata los desechos orgánicos (material verde) y una capa de tierra (material marrón).
  3. Por cada capa de material verde, aplica una de material marrón. 

    como-hacer-composta-como-utilizar-consejos-practicos-tips-jardineria-4

¿Cúal es cual?

Material verde: Plantas frescas, cascaras, residuos de café, frutas y vegetales.

Material marrón: Plantas secas, ramas, cartón, papel, azerrín, filtros de café.

Al empezar el proceso de descomposición puede ser que huela un poco mal: no te sorprendas, justo eso es lo que buscamos.

Tu composta estará lista entre los 3 y los 9 meses.

Cuando esté lista, tu composta será un material de tono marrón oscuro también llamado humus. Éste es ya el resultado de la descomposición, y su ventaja ante los desechos orgánicos sencillos es que no se mineraliza tan rápido, pudiendo proveer así de nutrientes a las plantas de manera paulatina. En cambio, si se mineraliza rápidamente se pueden producir pérdidas por lavado.

Además, el humus, o composta, le proporciona al suelo porosidad y capacidad de retención de agua.

¿Cómo lo utilizo?

Sólo añádelo a la tierra de las plantas en tu jardín, cavando para poder ponerlo alrededor de cada una. O esparcido en algún terreno sobre el que vayas a cultivar, poniendo una capa de tierra por encima.