Cuando Emma Watson llevó un vestido de plástico al Met Gala

Con un bustier, pantalón y falda, la actriz de Harry Potter presentó un vestido que brindó una segunda vida a algunas botellas de plástico que se consumen alrededor del mundo.

“La industria de la moda es el segundo contaminante más grande de agua pura en el planeta”, así es como Emma Watson justifica la decisión de usar un vestido de gala ecosustentable para el evento Met Gala, cuya temática era la moda en la época de la tecnología –explorando la relación entre la ropa hecha a mano versus la hecha a máquina–.  

Con un bustier, pantalón y falda, la actriz de Harry Potter presentó un vestido que brindó una segunda vida a algunas botellas de plástico que se consumen alrededor del mundo. Esto se trata de una medida de apoyo al medio ambiente, la cual no sólo reutiliza el BPA –el cual tarda más de 100 años en desintegrarse y eliminarse–, también protege de tóxicos a animales como el plancton, insectos, aves y ganados que se han envenenado y afectado por el uso masivo del plástico. 

Además, de acuerdo con una entrevista que la actriz dio a la CNN, ella pretendía reutilizar cada elemento del vestido como una manera de reducir su huella ecológica en el planeta: “Para mí, este es el futuro de la moda. Para mí, así es como la moda puede, y debería, ser: estar innovando.

Es así que Emma Watson invita a los consumidores a reconocer el poder que tienen en sus manos para cuidar el medio ambiente a través de la ropa que usan: “Si vas a comprar algo, ¿crees que lo usarás al menos 30 veces? Y si te comprometes a eso, entonces estás comprando de manera ecosustentable.” Finalmente, ella concluye: “Me quiero ver bien. Me quiero sentir bien. Quiero hacer bien. Y eso, para mí, es riqueza.”

 

 



Vestir aquello en lo que crees: la moda muta de la estética a la ética

Tus creencias definen cómo vistes, y cada vez son más los proyectos que se suman a esa idea, mediante frescas propuestas de moda que toman en cuenta al planeta y la dignidad humana.

Es un hecho que la moda ya no atiende solamente a la estética, sino también a la ética. Conceptos como la moda sostenible (medio ambiente), la moda ética (derechos humanos) y la moda lenta (proceso de creación) cada vez hacen más eco en los ámbitos de personas a las que les gusta vestir valores y filosofías éticas, y no sólo lucir algo superficial.

Y cada vez se suman más proyectos a esta nueva forma de hacer moda, con ideas frescas que además de tomar en cuenta al planeta, consideran la dignidad humana. Cada vez hay más conciencia sobre la fuerza que tiene lo intangible: honestidad, respeto, equidad, ante lo tangible que puede ser cualquier prenda.

moda-etica-sustentable-vestimenta ecologica look-filosofia
The Social Outfit

 

Proyectos que tienen como misión vestir aquello en lo que uno cree:

Pipe Content House

La firma brasileña sigue fielmente los preceptos de moda sostenible, haciendo del lema “Nosotros vestimos lo que creemos” su filosofía de marca. Desde la firma, señalan:

En tiempos como estos, donde reina la velocidad, caminamos lentos sintiendo el suelo bajo nuestros pies, damos la mano y miramos a la gente a los ojos. Es nuestra inspiración para hacer las cosas de manera diferente.

La marca realiza expediciones a través del proyecto Pipe World Tour, que tiene una doble misión: servir como inspiración para las nuevas colecciones de la firma y hacer una serie de viajes solidarios en los que se desarrollan diferentes proyectos sociales en colaboración con ONGs y voluntarios.

moda-etica-sustentable-vestimenta ecologica look-filosofia
Animaná

 

Escudo

Escudo es una marca de moda peruana que produce a partir de técnicas locales tradicionales, asegura que el conocimiento tradicional sobreviva y al mismo tiempo está comprometida con producir piezas contemporáneas de calidad. Por los procesos de tejido manual realizados por artesanos en Huancavelica, muchas de las piezas son únicas y toda la alpaca con la que trabajan se produce localmente. Los acabados se realizan en el taller de la marca en Lima, e incentivan a quien use sus prendas a continuar con un legado histórico.

 

The Social Outfit

Una empresa social de comercio ético que emplea a refugiados y nuevos inmigrantes en Sídney, Australia. Esta empresa opera principalmente como tienda, y vende ropa hecha de material donado por algunos de los diseñadores más conocidos de Australia. The Social Outfit ofrece a los refugiados y nuevos inmigrantes un primer empleo remunerado, capacita a sus empleados para su desarrollo y les aporta experiencia en el diseño de ropa, la producción y la comercialización.

moda-etica-sustentable-vestimenta ecologica look-filosofia
Pipe Content House

 

RTD Remade

Esta línea, consciente del desperdicio y contaminación que genera la moda, trabaja a partir de la deconstrucción de prendas. La ropa de segunda mano se desinfecta y se modifica, se interviene o desarma por completo y se reconfigura para crear una prenda que, además de las ventajas mencionadas, tiene su propia estética.

 

Menesthò Sustainable Swimwear

Realiza bañadores de lujo sostenibles y bikinis hechos en Europa. La firma utiliza telas orgánicas y tiene su centro de producción en Londres. Menesthò ha diseñado una línea de producción especializada en el desperdicio cero de telas. Esto asegura estándares más altos de empleabilidad y reducción de la huella de carbono. Las prendas de vestir están hechas a mano en Londres. Cuando adquieres una de estas prendas, sabes exactamente de dónde viene y estás apoyando un negocio artesanal local.

 

Matea Benedetti

Diseñadora de moda ética y sostenible vinculada al concepto de belleza, lujo e innovación. Cada prenda diseñada por Matea Benedetti está confeccionada con telas naturales, orgánicas siempre que sea posible y teñidas con extractos botánicos o colorantes ecológicos. Los fertilizantes artificiales, los antibióticos y las hormonas de crecimiento están estrictamente prohibidos. Todos los materiales que usa están certificados y son biodegradables o reciclados. Cada temporada, Benedetti realiza una exploración de las especies animales en serio declive debido a la expansión humana en sus hábitats naturales, la caza y el cambio climático.

moda-etica-sustentable-vestir-filosofia textiles
Escudo

 

Etxaburu

Etxaburu está basada en la idea de la naturaleza y el campo:

Hemos incorporado tres elementos al diseño: piedras de río como florituras, madera, que no es de las talas, sino recuperada de demoliciones, construcciones o poda, y el metacrilato, ya que su combustión sólo provoca agua y dióxido de carbono.

Sus zapatos elaborados con madera recuperada de derribos y restos de podas fueron reconocidos en el Laboratorio de MSFHOW.

 

Animaná

Adriana Marina es la fundadora de Animaná, un proyecto argentino que no sólo hace moda. Marina trabaja con productores de fibras naturales, cooperativas, emprendimientos sociales y artesanos de comunidades vulnerables para preservar las tradiciones artísticas de la región y mejorar su calidad de vida. La marca ofrece prendas básicas tejidas en lana y alpaca, y además de ropa también tienen complementos, mantas y piezas tejidas para decoración.

 

* Fotografía principal: Neonyt en Luxiders



Indumentaria hecha con hongos para avanzar hacia la muerte de manera ecológica

La controversial pieza de Jae Rhim Lee propone una alternativa ecológica a los funerales convencionales.

Más allá de la poética que rodea el acto de morir y, ser absorbido por la naturaleza, nuestros cuerpos son, al fin y al cabo, desechos que se disuelven en el planeta y le contaminan. 

Aunque nuestros restos implican, de alguna forma, la regeneración de la vida, estamos hablando de que, cuando un cuerpo muere, arroja desechos altamente tóxicos, pues está cargado de sustancias químicas que dañan al suelo, al agua y al aire. Es en este sentido que la artista Jae Rhim nos recuerda que la muerte también es una responsabilidad ambiental.

Evidentemente es difícil hablar de la muerte –de deshabitar nuestro espacio– y al mismo tiempo pensar en un impacto ecológico. Sin embargo, a Jae Rhim Lee le parece que es responsabilidad de cada uno de nosotros trabajar activamente sobre nuestra propia muerte. Y de esta manera nos propone un prototipo de indumentaria fascinante, un traje ecológico para vestir durante nuestro viaje a la muerte.

arte-ecologico-funeral-jae-rhim-lee-infinity-burial-suit

La controversial pieza de Jae Rhim Lee propone una alternativa ecológica a los funerales convencionales. Su pieza se construye combinando arte, teoría cultural, diseño y ciencia. Se trata de un traje –el “Infinity Burial Suit”– que permite la pronta descomposición orgánica del cuerpo humano, a partir del uso de hongos y champiñones “entrenados” para generar el proceso de putrefacción. Estos hongos han sido especialmente criados para descomponer el cuerpo del dueño del traje. Esta persona, previamente, los habrá alimentado en vida con sus uñas, cabello y piel muerta. Las toxinas que están en el cuerpo (como el Bisefenol-A o BPA) son procesadas por los hongos y champiñones, “limpiando” la materia orgánica y “alimentando” la tierra.

Recuerda activar los subtítulos en español para el video.

 

Pensemos que la pieza de Jae Rhim contempla que hay que ser compasivo con uno mismo. Hablar de la muerte y trabajarla como parte del día a día no puede ser un proceso sencillo. Por otro lado, podemos encontrar formas de hacerlo más ligero, si nos permitimos aceptarla, poco a poco, como parte del proceso de la vida. Y en efecto, vale la pena trabajar activamente en que nuestros desechos se conviertan en una carga positiva para la Tierra, aunque sea difícil concebirnos como “desechos orgánicos”.

jae-rhim-lee-arte-ecologico-funerales-alternativos-verdes