Estas son los productos mexicanos que usan transgénicos (y sus alternativas)

En México, los alimentos que no contengan ingredientes derivados de maíz –industrializada–, soya, canola, algodón, papa, jitomate o alfalfa, pueden considerarse libres de transgénicos.

Imagen: http://kluv.cbslocal.com/

Los transgénicos no producen más ayuda ni soberanía alimentaria de los pueblos. Los transgénicos ponen la producción de alimentos bajo el control de las empresas multinacionales, que fomentan la inequidad, el hambre y la contaminación en el planeta.

Por ello, las políticas públicas han buscado promover la capacidad de cada país para producir sus propios alimentos sanos con el fin de distribuirlos con justicia. Sin embargo, no sólo se trata de políticas públicas que lleguen los tribunales, también de reivindicar los estilos de vida que permiten una dieta libre de transgénicos.

La primera sugerencia de Greenpeace para evitar comer transgénicos es comer alimentos frescos preparados en casa, reducir el consumo de alimentos industrializados que puedan contener ingredientes transgénicos. Esta acción puede garantizar una alimentación sana al evitar el exceso de azúcares, grasas hidrogenadas, aditivos, colorantes y conservadores.

Incluso, en el mismo informe de esta ONG, se presentan datos que “nos llevan a señalar fuertemente que no hay ninguna buena razón para sembrarlos: los impactos ecológicos, sociales y ahora económicos bastan por sí mismos para rechazar este tipo de tecnología.

Conseguir alimentos frescos y libres de transgénicos puede ser una tarea fácil visitando mercados y tianguis tradicionales, pues ahí se encuentran los productores de diversas partes del mundo que continúan enfrentándose a la supremacía de los transgénicos y sus consecuencias: desde el cero incremento de la productividad, cero ganancias, costos adicionales, incremento en la necesidad de utilizar agroquímicos, dificultades para comercializar su producción, etcétera.

Otra sugerencia es buscar y preferir alimentos orgánicos, con una certificación y denominación de orgánicos reconocida internacionalmente que prohibe la utilizaciónn de transgénicos –o derivados– en los productos de la agricultura y ganadería: “La agricultura orgánica tampoco permite el uso de hormonas, plaguicidas y agroquímicos que dejan residuos tóxicos en los alimentos.”

En México, los alimentos que no contengan ingredientes derivados de maíz –industrializada–, soya, canola, algodón, papa, jitomate o alfalfa, pueden considerarse libres de transgénicos. Para distinguirlos, es preciso leer las etiquetas para verificar si los alimentos que consumimos contienen alguno de los ingredientes de posible origen transgénico.

Para apoyar un poco en esta labor, te compartimos una guía roja y verde de las productoras de alimentos sobre su política de utilización de ingredientes transgénicos o sus derivados en los productos que venden en el país. Greenpeace explica que aún faltan muchas compañías y productos para brindar información de una manera más amplia, sin embargo, por el momento, estos son los datos inmediatos:

1

2

3

4

5

6

7

8

 



El mundo nos sigue asombrando: mejores fotografías del National Geographic Photo Contest 2018

Deja a estas capturas mostrarte lo mucho que aún desconocemos del mundo.

Las capturas que cada año compiten en el National Geographic Photo Contest son una forma de recorrer instantes apabullantes. Desde hace más de un siglo, esta publicación nos ha permitido conocer el mundo a profundidad: sus grandes ecosistemas, sus pequeñas ecosferas, y a todos sus habitantes.

Y aunque ahora vivimos en una época del desencanto, bombardeados por los contenidos digitales de Internet que nos dejan anonadados, estas fotografías siguen siendo capaces de despertar el asombro. Porque nos dan cuenta de todo lo que desconocemos, de lo diminutos que somos y que, no obstante, formamos parte de ese gran todo.

En ese sentido, estas fotografías nos dan también la oportunidad de reconectar con el mundo natural, al cual estamos desplazando como algo secundario, pero con el cual es imprescindible volver a tejer lazos de todo tipo.

Así que aquí te dejamos las mejores fotografías que concursaran en el National Geographic Photo Contest 2018, y que prometen remover en ti el asombro.

mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
Breathtaking Inversion in Senja / Terry Zhang
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
Hope / Aprison Aprison
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
Through The Eyes of Sapa
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
Mid Shed / Mike Dexter
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
The face of the Earth / Todd Kennedy
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
Assertive Albatross / Michael V.
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
Flabellina Eyes / Jim Obester
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
Home sweet Home / Angela Hawes
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
The Tightrope Walker / Guillaume Néry
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
Big Pot Noodles / Jianhui Liao
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
Curious Gantoo / Thomas Vijayan
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
Day of the Dead / Cuck Holzemer
mejores-fotografías-2018-national-geographic-concurso
In the blizzard / Vladimir Kochkin



Visita el nuevo museo del Bosque de Chapultepec

El nuevo Museo de Sitio alberga más de 500 años de historia.

A un costado del Monumento a los Niños Héroes se encuentra la entrada al antiguo Colegio Militar. Lo que por años fue un inmueble a punto de colapsar se abre hoy como el Museo de Sitio del Bosque de Chapultepec, un espacio en el que los visitantes podemos aprender sobre la historia del lugar desde la época prehispánica hasta la actualidad.

museo-de-sitio-bosque-de-chapultepec-3

La restauración de este inmueble, que data de finales del siglo XIX, comenzó hace 2 años bajo la dirección del arquitecto Gabriel Mérigo Basurto, quien emprendió una investigación detallada sobre el estado original de la construcción. Ahora espera que los visitantes se tomen un tiempo para admirarla, pues en sus palabras:

El museo nos invita a reconocer la historia tan rica de este país ejemplificada en un edificio pequeño, pero con mucho significado.

El interior del inmueble se encuentra dividido en dos secciones. Una está dedicada a detallar los esfuerzos de recuperación que revitalizaron el Bosque hace 15 años y sus resultados actuales, mientras que la otra nos lleva a un recorrido histórico que comienza en la época prehispánica y pasa por el porfiriato. 

Las paredes están decoradas con fotografías, parafernalia y datos sobre las especies endémicas de flora y fauna que alberga esta área.

museo-de-chapultepec-visita-4

La museografía corrió a cargo de Sietecolores, quienes se dedican a la conceptualización de espacios públicos. Su presidenta, Marinela Servitje, espera que las familias que visiten el museo los fines de semana se empapen de la historia que ha cruzado el bosque:

Es importante que los visitantes que vengan un domingo o un sábado puedan darse cuenta del valor que tiene este bosque, este parque; que sepan que gran parte de la historia de México desde hace más de 500 años se ha dado y ha pasado por el Bosque de Chapultepec. Desde el punto de vista histórico, tiene un valor muy importante. El rey Nezahualcóyotl pasó por aquí, el emperador Moctezuma pasó por acá; aquí era el lugar de recreo de todos estos emperadores mexicas.

Además, espera que “tomemos conciencia del gran valor que tiene este espacio de la Ciudad de México y que lo cuidemos, pues es importante apreciarlo y protegerlo”.

museo-de-sitio-bosque-de-chapultepec-4

Tal vez por ello es que en varios apartados del museo se hallan consejos para adoptar hábitos más sustentables: no alimentar a los patos, pues ensucia el lago; poner la basura en sus respectivos contenedores y evitar a toda costa las fogatas.

museo de chapultepec visita 2

El Bosque de Chapultepec, según nos platicó el arquitecto Mario Schjetnan, cuenta con ahuehuetes que llegan hasta los 400 años de antigüedad. La gran extensión arbórea de esta zona es única en la Ciudad de México, y por ende tiene un valor de captación de agua y absorción de dióxido de carbono sumamente importante. Como nos dice: 

Lo que tiene que hacer la población en primer lugar es enterarse de lo que se ha hecho y por otro lado también gozar el bosque, vivirlo, venir con sus familias, recrearse aquí, pues es un lugar que tiene una enorme cantidad de riqueza cultural.

museo de chapultepec visita 3

En tu próxima visita a las actividades recreativas que ofrece el Bosque todos los días del año, tómate un momento para llenarte de la historia de este invaluable patrimonio de la Ciudad que forma parte de todos los que la habitan, pues como señala Servitje:

Han pasado los años y casi todas las generaciones han tenido alguna anécdota de algún familiar o de alguien querido que ha pasado por el Bosque de Chapultepec.