Las ondas gravitacionales generan que dos personas se separen hasta 20 metros

Este hecho fue predicho por Einstein en 1916, cuando explicó que las ondas gravitacionales eran elementos suficientemente energéticos y violentos para ocasionar que se expanda o contraiga la trama espacio-tiempo.

Tras un siglo de investigaciones científicas, los físicos han logrado observar directamente las ondas gravitacionales que constituyen el espacio-tiempo en el universo. Es decir, los científicos se maravillaron a 1.3 mill millones de años luz con las ondas de dos agujeros negros extendiéndose como olas en un estanque cósmico. 

Cuando estos dos agujeros negros, con 36 y 29 veces la masa del sol, chocaron al acercarse girando, emitieron unas ondas gravitacionales que impactaron en la Tierra el pasado 4 de septiembre. Esto no sólo provocó un cambio mesurable en la distancia entre cuatro juegos de espejos, dos en Luisiana y dos en el estado de Washington, en EE.UU; también la fusión de ambos agujeros negros, la cual liberó 50 veces más energía que todas las estrellas de la galaxia combinadas.

En palabras de David Reitze, esta es la primera vez que el universo habla a través de ondas gravitacionales. Mientras que los científicos del Observatorio de Interferometría Laser de Ondas Gravitacionales –LIGO– explicaron que la señal que se recibió en la Tierra puntualizó la muerte y unificación de ambos agujeros negros.

converted PNM file
converted PNM file

Además de observar al Universo, ahora también hay pruebas científicas que remiten a sentirlo en su totalidad. A pesar que este hecho fue predicho por Einstein en 1916, cuando explicó que las ondas gravitacionales eran elementos suficientemente energéticos y violentos para ocasionar que se expanda o contraiga la trama espacio-tiempo.

Esto significa que conforme esas ondas recorren la Tierra, hay un efecto difícil de medir. Pues puede variar en la distancia entre dos personas sentadas a un metro de distancia y pasar a 21 metros de distancia; es decir, un millonésimo del diámetro de un protón –partícula que constituye el núcleo del átomo–.

[NG en Español]



La NASA detecta un disco que “no debería existir” cerca de un agujero negro

Un extraño morador cósmico fue visto merodeando de forma muy inusual a un agujero negro “hambriento”.

Parece que, mientras más sabemos sobre los agujeros negros, más misterios alrededor de este fenómeno inundan el asombro humano. En la última publicación de Stephen Hawking, una de las figuras que dedicaron su vida a profundizar en la naturaleza de los agujeros negros, Hawkings afirmó por primera vez que los agujeros negros no “desaparecen” lo que se tragan, sino que conservan algo de información grabada en su “pelo suave”. 

Ahora, un equipo de investigadores de la NASA encontró una irregularidad mientras observaban un agujero negro masivo situado en la galaxia NGC 3147, a 130 millones de años luz de la Tierra. Con ayuda del telescopio Hubble, la NASA pudo detectar la presencia de un inusual “disco” orbitando alrededor del agujero negro, algo aparentemente extraordinario puesto que es muy extraño que no haya sido tragado; “no debería estar allí”, explica el investigador Stefano Bianchi.

 

¿Por qué es extraño que este disco merodee alrededor del hoyo negro?

Al parecer, el disco de acreción (una estructura en forma de disco, compuesto de gas y polvo girando en torno un objeto central masivo) merodeaba a un agujero negro “hambriento” (es decir, un hoyo que no “se traga” el suficiente material cósmico como para “ser saciado” con regularidad). La presencia de este disco sorprende porque la galaxia es poco activa. Se considera que las galaxias con un núcleo de baja luminosidad tienen un agujero negro hambriento porque no hay material para alimentarlo regularmente. Lo que sorprende a los investigadores es encontrar un disco delgado muy parecido a los que se hallan en las galaxias activas en este lugar.

De hecho, lo interesante es que los discos de acreción, al estar compuestos de grandes cantidades de gas y polvo, suelen ser objetos muy luminosos. De acuerdo con el informe de la NASA, el disco está tan profundamente incrustado en el intenso campo gravitatorio del agujero negro que la luz del disco de gas se altera, dando a los astrónomos una mirada muy peculiar sobre los procesos dinámicos que ocurren cerca de un agujero negro.

Los investigadores eligieron esta “galaxia activa de baja luminosidad” para su estudio, precisamente por tratarse de un territorio cósmico que alberga suficientes hoyos negros hambrientos. 

Esta observación permite analizar con gran detalle las teorías de la relatividad general de Einstein. El material del disco gira alrededor del agujero negro a más del 10% de la velocidad de la luz, con lo cual el gas es más brillante cuando se acerca a la Tierra y se atenúa cuando se aleja. 

“Nunca hemos visto los efectos de la relatividad general y especial en la luz visible con tanta claridad”, añadió Marco Chiaberge, integrante de la investigación. 



#MúsicaFresca: un álbum creado con sonidos de agujeros negros

Wiliam Basinski, productor de música ambient, estrena nuevo disco titulado “On time Out of Time”.

William Basinski creció entre Houston y California, cobijado por la música clásica, la naturaleza y astronautas de la NASA.

En su obra musical se perciben pequeñas partículas de todo eso. Selva Oscura, Watermusic; y ahora, en On Time Out of Time, de los agujeros negros.

Quizá era cuestión de tiempo para que hiciera un trabajo de esta naturaleza, un disco que samplea el sonido de dos agujeros negros supermasivos fusionándose (30 veces más grandes que el sol) hace 1.3 mil millones de años luz.

Los dos agujeros negros se extienden como olas en un estanque cósmico y fueron percibidos gracias a las ondas gravitacionales captadas en febrero de 2016 por el interferómetro del LIGO (Laser Interferometer Gravitational-Wave Observatory).

El disco de Basinski incluye dos tracks, ambos con los sonidos espaciales.

  • “On Time Out of Time”
  • “4(E+D)4(ER+EPR)”

La última pieza fue comisionada por el LIGO en 2017 para la instalación ER=EPR, una colaboración junto a Jean-Marc Chomaz, Evelina Domnitch y Dmitry Gelfand.

Aquí un video de la instalación presentada en 2017 en Berlín, en la expo Limits of Knowing:

 

¿Pero a qué suenan dos agujeros negros fusionándose?

De acuerdo con una simulación del LIGO, suenan más o menos así:

Y si pudiéramos viajar en una nave espacial, el fenómeno luciría más o menos así:

 

¿Quién es William Basinski?

Nacido en Houston, Texas, en 1958, Basinski es un productor de música ambient que se formó en música clásica, pero al escuchar las obras de Steve Reich, Brian Eno y John Cage, se adentró en la experimentación sonora.

Su carrera despegó con su obra The Disintegration Loops I-IV, considerado uno de los mejores discos de ambient de la historia por el contexto que envolvió a la obra durante todo el proceso.

Basinski concluyó The Disintegration Loops I-IV poco antes de los ataques terroristas a las Torres Gemelas de Nueva York, ciudad donde vivía en ese entonces, lo cual le permitió capturar desde su ventana una escena destructiva y surrealista que poco después unió a su pieza musical.

Este fue el resultado:

 

Tributo a David Bowie

Uno de sus grandes ídolos fue David Bowie, a quien le rindió un homenaje post mortem con dos piezas: “For David Robert Jones” y “A shadow in Time”. 

Aquí está antes de presentar el tributo en Londres:

On Time Out of Time ya está a la venta en formato digital y vinil por Temporary Residence o a través de Bandcamp, y será liberado el 8 de marzo.

Autor: Alex GR