Ahora la temperatura del océano está generando energía limpia en Hawái

Tomando agua tibia de la orilla del mar, y agua helada de las profundidades, es posible generar energía limpia.

Hace más de cien años, en 188, el  físico francés Jacques Arsene d’Arsonval desarrolló el concepto de Conversión de la Energía Térmica del Océano. Gracias a sus estudios fue descubierto que la diferencia de temperatura entre las aguas frías profundas y las templadas de la superficie de las playas es capaz de producir energía a partir de un método de evaporización.

La primera planta de este tipo existió en Cuba, en 1930, pero  fue destruida por las tormentas. Ahora, luego de décadas, en Hawái está siendo construida una por Maki Ocean Engineering y se espera provea hasta 120 mil hogares de la isla con luz eléctrica.

Según la compañía, con la expansión de 12 plantas de este tipo, podría alimentarse de energía eléctrica a la isla completa.

Funcionamiento

El amoníaco tiene un punto de ebullición más bajo comparado a otros líquidos. Primero pasa por unas pipas rodeadas de agua tibia, lo que provoca que este se evapore en forma de gas; luego este mismo mueve una turbina y genera energía. Por su parte el agua fría tomada de 900 metros de profundidad revierte el gas amoníaco en líquido, el cuál vuelve a mover las turbinas generando energía, y así sucesivamente.

Este tipo de energía limpia ha sido poco explorada y es muy viable. Se espera que crezca cada vez más y por ahora existen también plantas de prueba y sistemas similares en Japón y Corea del Sur. 

[Sciencealert]



Chernobyl podría convertirse en huerto solar que brinde energía renovable a Ucrania

Ahora, tras 30 años del accidente, el gobierno ucraniano anunció un plan para convertir este desastre ambiental en un huerto solar al construir una serie de páneles solares dentro de la zona de alienación.

Imagen principal: www.mcclatchydc.com

Chernobyl, uno de los mayores desastres medioambientales en la historia del planeta, fue el accidente nuclear más grave en la Escala Internacional de Accidentes Nucleares –sobre 7–. La explosión de hidrógeno, dióxido de uranio, carburo de boro, óxido de europio, erbio, aleaciones de circonio y grafito, provocada por el sobrecalentamiento del núcleo del reactor nuclear, liberó  500 veces más materiales radiactivos que la de la bomba atómica en Hiroshima en 1945. Esto provocó no sólo la muerte de 31 personas, también forzó al gobierno soviético a evacuar repentinamente a 116 000 personas y a emitir una alarma internacional de radiactividad en al menos 13 países de Europa central y oriental. 

Este accidente aisló la zona con 30 km de radio alrededor de la central nuclear y se le conoció como zona de alienación, la cual, por cierto, sigue aún vigente. De hecho, inmediatamente después del accidente, se construyó un “sarcófago” que aislara el interior del exterior con el fin de evitar la contaminación de radioactividad que continúe afectando el medio ambiente y la mortalidad poblacional. 

chernobyl huerto solar, paneles solares, energia renovable
globalnews.ca

Ahora, tras 30 años del accidente, el gobierno ucraniano anunció un plan para convertir este desastre ambiental en un huerto solar al construir una serie de páneles solares dentro de la zona de alienación. De acuerdo con Ostap Semerak, el ministro de Medio Ambiente de Ucrania, Chernobyl es un sitio potencial para energía renovable: “Ya tenemos actualmente unas líneas de transmisión de alto voltaje, las cuales fueron usadas previamente para las estaciones nucleares, y la tierra es muy barata y tenemos gente entrenada para trabajar en plantas de energía.

El objetivo no es sólo aprovechar una zona inhabitable por el humano, también conseguir, de manera económica y asequible, fuentes de energía renovable, que permitan reducir la dependencia energética hacia Rusia. De modo que se planea construir una serie de páneles solares que, una vez terminados, proveerán 4 megawatts de energía a todos los ciudadanos del país. 

Esto, de acuerdo con California Energy Commission, tan sólo 1 megawatt es suficiente para casi 1 000 casas; por lo 4 megawatts podría hacer la diferencia para los locales ucranianos. Para Semerak, pretenden establecer la zona con los estándares ecológicos que permitan el cuidado del medio ambiente y el uso ecosustentable de energía renovable para sus ciudadanos. 

Actualmente los oficiales ucranianos están tratando de conseguir los fondos económicos para elaborar este proyecto, pidiendo un préstamo al gobierno de EE.UU. y Canadá. Por lo que, en caso de conseguir la inversión, el proyecto tendrá cuidado en cuidar la vida salvaje que se encuentra al interior de Chernobyl, la cual ha regresado a florecer apenas el año pasado –2015–.