¿Por qué el cacao estimula el deseo sexual?

Más allá de los mitos, esto es lo que lo vuelve afrodisiaco.

Desde hace siglos hay quienes comparan la sensación de comer chocolate con un momento sexual placentero. Al comer cacao en forma de chocolate liberamos endorfinas, que también se liberan durante el sexo. Sin embargo, ¿qué tan cierto es que comer cacao es afrodisiaco?

Lo anterior es real, pues las hormonas que se encuentran en el cacao, la feniletilamina (FEA) y la serotonina, son responsables de estimular la sensación de bienestar en el cerebro; aumentan la excitación y el placer durante el orgasmo. Es decir, verdaderamente se trata de un combo afrodisiaco.

Un estudio del  Journal of Sexual Medicine de 2006 encontró que 163 mujeres que consumieron chocolate experimentaron mayor deseo y placer sexual que las que no lo hacían en el periodo de prueba.

También, el cacao aumenta la circulación sanguínea, disminuye los ritmos de oxidación y aumenta los niveles de resistencia y energía, y por ello, también tu vigor sexual.



Después de leer esto, el chocolate se convertirá en tu desayuno favorito

Para la doctora Daniela Jakubowicz, autora de la investigación, este desayuno alto en calorías reduce la presencia de los antojos a lo largo del día, previniendo el consumo de snacks a altas horas de la noche.

No hace mucho la investigadora Georgina Crichton, de la Universidad del Sur de Australia, publicó un estudio que demostraba la potencialidad del chocolate en los procesos cognitivos como la memoria y el aprendizaje. De acuerdo con sus observaciones, el consumo diario –pero moderado– de cacao mejora la actividad cerebral.

Sin embargo, ¿influye el horario en que se consume ese manjar de los dioses?

De acuerdo con un estudio a gran escala de la Syracuse University, en Nueva York, sí. Tras estudiar los efectos del chocolate en 968 personas de entre 23 y 98 años de edad, y sin cambiar sus hábitos alimenticios, el consumo del chocolate podría convertirse en apoyo para un mejor desempeño neuropsicológico.

Esto fue apoyado por otro estudio realizado en Tel Aviv University, en Israel, en donde descubrieron que comer chocolate cada mañana no sólo ayuda a los procesos mentales, también a bajar de peso. Para la doctora Daniela Jakubowicz, autora de la investigación, este desayuno alto en calorías reduce la presencia de los antojos a lo largo del día, previniendo el consumo de snacks a altas horas de la noche: “Cuando despiertas, tu cerebro necesita energía inmediatamente. Este es el primer momento del día en que el cuerpo convierte la comida en energía. Después, cuando comes, el cuerpo y el cerebro están aún en un modo de alerta, guardando energía de la comida como grasa en reserva. Esto es lo que provoca que ganes peso aún si comes menos.”

MTMxNTk1NDA2NDU4MDAwNjU4

Por ello Jakubowicz recomienda tomar un desayuno con postre. Al consumir un alimento matutino de 600 calorías –con postre incluido–, se estará proporcionando al cuerpo proteínas y carbohidratos, lo cual ayudará a perder más peso que las personas que sólo consumen 300 calorías a la hora del desayuno y comen más el resto del día. La investigadora explica que esto se debe al flavonoide del cacao, compuesto que también se encuentra en el té, vino rojo y algunas frutas como las uvas y manzanas.

En caso que esta nota te haya convencido en desayunar chocolate, te compartimos unas recetas veganas, deliciosas y sencillas cuyo ingrediente base es el cacao: 

Hazte este pastel de chocolate saludable en 1 minuto y con 3 ingredientes

Haz chocolate vegano con sólo 5 ingredientes para este San Valentín

También en Ecoosfera:

¿Otra razón para comer chocolate? Sí, mejora la memoria y el aprendizaje

Entérate de las 9 marcas de chocolate asociadas con la explotación de niños

 

 

 



¿Por qué el cacao blanco de Perú podría ser el mejor del mundo?

Las condiciones climáticas del norte de Perú hacen que su cacao blanco tenga un sabor especial.

Foto: .botconsult.de

Las bondades y delicias del chocolate las conocemos y en materia de sabor y propiedades el cacao blanco últimamente ha llamado la atención del mundo.

Lo anterior es curioso porque el cacao blanco históricamente ha sido considerado como defectuoso, como una anormalidad en las vainas de cacao, y ha sido relegado para venderse en el mercado internacional como polvo. Lo anterior podría estar cambiando porque, en especial el cacao blanco de Perú, está sorprendiendo.

Hablando genéticamente, el cacao blanco tiene antiocianinas menos amargas y produce un chocolate menos ácido. Suele producirse solo en árboles que no han sido tocados por cientos de años.

En los útlimos años empresas chocolateras mundiales de gran prestigio han comprado cacao blanco del norte de Perú, entre ellas Pierre Marcolini, Pierrick Chouard, Jean Paul Hevin, Philippe Bernachon, Stéphane Bonnat, and Valrhona. Lo anterior por el sabor distinto y también por que el cacao del norte de Perú es bastante especial.

En esta región, cercana a Piura, la mayor parte del año el clima es seco pero en los meses de enero, febrero y marzo tiene altas precipitaciones, lo que hace que conserve finalmente un clima tropical.

El cacao blanco del norte de Perú tiene una textura delicada y suave, aunque a su vez espesa; el sabor es mucho menos amargo. Además, este cacao es mezclado con chocolate negro entre en un 65 y 70%, lo que resulta en una intensidad parecida a la de un delicioso “espresso italiano”.

[eatwineblog]