¡Atención! Comer nueces reduce los riesgos de cualquier tipo de muerte en un 20%

Diversas instituciones (entre ellas, Harvard) participaron en un extenso estudio que determinó que comer nueces cotidianamente conlleva beneficios que fácilmente podrían considerarse milagrosos.

Los radicales beneficios de comer nueces fueron confirmados en un reciente estudio realizado por investigadores del Dana-Farber Cancer Institute, el Brigham and Women’s Hospital y la Harvard School of Public Health. Podría parecer que los resultados de esta investigación son la propaganda de un producto milagroso pues, aparentemente, consumir “nueces de árbol” reduce en un impresionante 20% los riesgos de cualquier tipo de muerte. Entre las especies que incluye esta familia se encuentran los pistaches, las macadamias, las nueces de la India, las almendras, las nueces de Castilla y otras. Por cierto, en el estudio también se descubrió que, contrario a la idea popular de que este alimento engorda, los comedores de nueces son en promedio más esbeltos que los demás. Los resultados de la investigación fueron publicados en la prestigiosa revista médica New England Journal of Medicine.

El estudio incluyó el análisis de dos grandes investigaciones previas, el Nurses’ Health Study, que entre 1980 y el 2010 registró datos de 76,464 mujeres y el Health Professionals’ Follow-up Study, que incluyó data de 42,498 hombres entre 1986 y el 2010. A lo largo de estos períodos, los participantes de ambas investigaciones respondieron cada 2 o 4 años un cuestionario sobre sus hábitos alimenticios, entre ello, cada cuándo consumían nueces.

nueces-salud-beneficios

Como bien apunta John Phillip en un artículo, la validación científica de las propiedades de las nueces que calificarían como “milagrosas” ameritaría ser un magno suceso al menos entre médicos y nutriólogos, y debería obtener decenas de encabezados y mucho “tiempo aire” en los grandes medios alrededor del mundo. Sin embargo, esta noticia apenas ha sido cubierta por algunos medios, la mayoría de ellos digitales. Dice Phillip que:

Si las nueces fuesen un costoso producto farmacéutico, entonces indudablemente nos enfrentaríamos a una ola de comerciales televisivos, reportajes noticiosos y un representante del medicamento en cuestión en la oficina de cada médico.

Lamentablemente, podemos esperar que esto no ocurrirá, pues al no ser un producto procesado (la manufactura de las nueces no depende de una industria) ni una marca registrada, y puesto que su consumo no representa ningún beneficio para el mercado (al contrario, es más una amenaza), difícilmente la noticia gozará de espacio en los grandes medios.

No cabe duda de que el mercado y la salud no se llevan bien; pero independientemente de esto, si no estás ya comiendo nueces en este preciso instante… ¿qué esperas?



Prevenir la diabetes es posible con una dieta “verde” (Estudio)

Un cambio alimenticio puede significar prevención y sin duda una transformación de vida.

Otra razón para encontrarle el gusto a las verduras y empezar una dieta sana. Tras 16 semanas de consumir una dieta verde, los niveles de insulina se logran regular; esto de acuerdo a un estudio realizado por Physicians for Responsible Medicine (PCRM por sus siglas en inglés).

Los resultados de dicho estudio son alentadores y más para aquellos preocupados por atender una enfermedad como la diabetes, embolias o afecciones cardiovasculares. La Dra. Hana Kahleova, que lidera esta investigación, explica que:

La segregación de células beta y la sensibilidad de la insulina en periodos de ayuno se modifica al cabo de 16 semanas de mantener una dieta verde preventiva.

Desafortunadamente, tan solo en Occidente, se come a diario más del doble de alimentos cárnicos de los que requiere el cuerpo. El mundo entero, de hecho, consume carne en cantidades exacerbadas. Pero este tipo de dieta no solo es relevante como parte de una campaña para la prevención de enfermedades como la diabetes, también resulta de total beneficio para proteger el medioambiente y también la cría de animales.

La salud alimentaria se refleja en la capacidad productiva de las personas, por eso cada vez más nutriólogos y especialistas ven la forma de comer como una manera de prevenir enfermedades tanto en nosotros como en nuestra descendencia.

Al reconocer los beneficios de este régimen alimenticio, para las personas, pero también para la sociedad, limitar la ingesta de carne se plantea como un estilo de vida. Países como Bélgica, Inglaterra, Nueva Zelanda y China promueven entre la población consumir verduras a diario, esto también ayuda al bolsillo, ya que el costo de la proteína animal se dispara.

La diabetes es una pandemia y al año el costo de todos los efectos que produce esta enfermedad, es altísimo. Si el ayuno a intervalos y una alimentación más sana puede evitar los pinchazos de insulina, ¿no es algo que valdría la pena difundir y poner en práctica?

Al día, lo recomendable es ingerir seis porciones de alguna de estas verduras que abajo enlistamos:

Acelga cocida ½ taza

Apio 1 ½ t

Berros 1 t

Brócoli cocido ½ t

Calabaza 1 pza.

Chayote cocido ½ t

Chícharo cocido 2 Cdas.

Chile poblano 1 pza.

Ejote cocido ½ t

Espinaca cocida ½ t

Lechuga 3 t

Nopal 1 t

Pepino rebanado 1 ¼ t

Pimiento 1 pza.

Romeritos cocidos 1 t

Verdolaga cocida 1 t.



20 sustitutos naturales de alimentos artificiales y comunes en tu vida

Conocer las posibilidades naturales a tu al rededor es muy importante para que las adoptes de una vez.

Foto:.lavidalucida.com

Para las madres de familia de hace medio siglo, los alimentos industriales y listos para calentarse fueron un alivio (sobre todo para aquellos que no estaban dedicadas exclusivamente al hogar). Pero este sueño ilusorio tuvo un costo, en algún punto la producción en masa arrasó incluso con nuestro conocimiento sobre las propiedades nutricionales de lo alimentos naturales que estábamos perdiéndonos.

Con la llegada de la era de la información, vamos enterándonos de un montón de efectos nocivos que desconocíamos prácticamente sobre los ingredientes de los productos procesados, y en este mar de información hay que ser muy cuidadosos porque las propias industrian van publicando su propia “información científica” ad hoc... Lo cierto es que sin ser fatalistas, pues también la esperanza de vida nunca había sido tan alta en el planeta, también hay que congraciarnos de que, como nunca, existe más transparencia sobre este mar de alimentos procesados.

Hoy te presentamos una lista de 20 alimentos procesados comunes; que puedes sustituir con su contraparte natural y accesible.

Traducción:

1.Mantequilla, manteca o aceite – puré de manzana

2.Sopas cremosas para preparar- puré de zanahorias u ojuelas de papas machacadas

3. Azúcar- canela

4. Azúcar-miel, salsa de manzana

5. Crema de leche- leche evaporada

6. Mantequilla- plátano, aguacate machacado y semillas de chía

7. Chips de chocolate- semillas de algarroba

8. Aceite de canola- yogurth griego

9. Harina refinada blanca- puré de de frijoles negros

10. Glaseado (pasteles)- crema de malvavisco

11.Huevos- semillas de chía

12. Pasta- cintas de zuchinni

13.Arroz- coliflor al vapor semi molida

14. Puré de papas- coliflor al vapor

15. Spray para cocinar- aceite de oliva con un poco de agua

16. Crema- leche de coco

17.Crema agria- yogurth griego

18. Tortillas- hojas de lechuga

19. Mayonesa- aguacate machacado

20. Harina de avena-quinoa

 

6dcc10c4714e47aa6cbeabfbf97c7073