¿Qué tienen en común tu mat de yoga, el pan del Subway y otros 499 alimentos?

Casi 500 alimentos comúnmente vendidos alrededor del mundo contienen un compuesto químico que también se usa en pieles sintéticas y mats de yoga.

El mes de febrero, la cadena de restaurantes Subway se enteró de que a sus clientes no les gusta comer un químico que se encuentra en los mats de yoga, las suelas de zapatos y la piel sintética. La cadena ahora planea retirar el ingrediente, llamado azodicarbonamida, o ADA,  de su pan.

Este ingrediente se utiliza como un “acondicionador de masa” que permite una mayor producción de esta y hace que el producto final sea más “esponjoso” y firme. Pero mientras Subway, después de una ruidosa difamación, decidió retirar el químico de su empresa, más de 450 empresas la siguen utilizando en su pan; entre ellas Starbucks, Wendy’s, McDonalds, Arbys, Burger King y Dunkin Donuts (puedes ver la lista completa aquí).

Los peligros de consumir este químico están vinculados con problemas respiratorios, alergias y asma, según el World Health Organization. Pero la Administración de Drogas y Alimentos de Estados Unidos aún sigue aprobando su uso comestible, siempre y cuando no exceda el 0.0045 por ciento del peso de la harina usada.

La buena noticia es que, después de la miríada de notas y artículos escritos al respecto y difundidos en redes sociales, y de una exitosa recolección de firmas, el Senador estadounidense Charles Schumer (NY) pidió a la FDA prohibir por completo el azodicarbonamida. Veremos cómo evoluciona el retiro de este químico de productos que no sólo se consumen en EU sino en todo el mundo.



Los 10 químicos tóxicos más peligrosos que se encuentran en el polvo de tu hogar

Tras analizar varios estudios sobre los compuestos del polvo en los hogares, se encontraron químicos tóxicos relacionados con productos de limpieza y la contaminación en el medio ambiente.

Cuando se era pequeño, era fácil jugar en un cuarto con muebles viejos y kilos de polvo. En esa época no importaba cómo quedarían nuestras manos ni lo negra que quedaría nuestra ropa. Sólo era cuestión de imaginar, crear y divertirnos. No teníamos que preocuparnos por la toxicidad del polvo, pues para ese entonces, la vida solía ser más natural. Sin embargo, en la actualidad, de acuerdo con un estudio realizado por la Escuela de Salud Pública de George Washington University, el polvo que alberga en nuestros hogares pueden estar compuestos de químicos tóxicos que podrían afectar la salud de las personas. 

Tras analizar varios estudios sobre los compuestos del polvo en los hogares, se encontraron químicos tóxicos relacionados con productos de limpieza y la contaminación en el medio ambiente. Como por ejemplo: hidrocarburos para prevenir inciendios, antiadherentes, ftalatos, productos químicos fluorados en cosméticos, productos de cocina, muebles, juguetes, envasado de alimentos, jabones líquidos, detergentes, etcétera. 

La mayoría de las personas expuestas durante periodos largos de tiempo a este polvo tienden a enfrentarse a problemas de la salud. Para Veena Singla, autora de la investigación y científica del Natural Resources Defense Council, “el número y niveles de químicos tóxicos se encuentran en cada una de las recámaras de nuestros hogares.” En total son 45 químicos de cinco diferentes clases químicas; de los cuales, 10 son potencialmente tóxicos en el 90 por ciento de las muestras de polvo. Conócelos: 

 

quimicos toxicos en polvo

Pese a que se desconoce aún los impactos específicos sobre los humanos, se sabe que la exposición constante a ellos se ha relacionado con enfermedades hormonales, trastornos del desarrollo, diferentes tipos de cáncer e incluso malformaciones. En palabras de Tracey Woodruff, directora del Programa en Salud Reproductiva y Ambiental en la Universidad de California en San Francisco, no solemos prestarle importancia a esta exposición significativa al polvo lleno de tóxicos, los cuales se derivaron de los constantes productos artificiales que usamos en la limpieza del hogar. 

¿Será momento de regresar a la base, buscando alternativas naturales y efectivas para no sólo la limpieza del hogar, también la salud tanto de uno como de nuestros seres queridos? Todo parece indicar que sí. 

Más en Ecoosfera

Tóxicos ¿en mi ropa? Mira lo que Greenpeace tiene que decir al respecto

3 consejos prácticos (y necesarios) para desinfectar tu habitación

 



Conoce (y evita) estos químicos tóxicos contenidos en los productos para el cuerpo

Tu piel absorbe el 60% de los productos que le aplicas a tu; ubicar los químicos que debes evitar es básico.

Foto: http://mundoejecutivoexpress.mx/

Con la diseminación de la información de esta era; así como a veces es fácil perdernos, también es afortunado encontrar datos que pueden sernos útiles enormemente. Hace unos días publicamos un artículo sobre la gran cantidad de químicos que circulan en el mercado, sobre todo en los artículos de belleza y limpieza para el cuerpo, de lo cuales solo están estudiados a profundidad el 1%.

Se trata de una cifra alarmante, pues solemos creer que existen reglas seguras de mercado (o al menos algo aproximado a ello). Darnos cuenta que no es así siempre es shockeante, especialmente por la enorme presencia del químico formaldehído.

Un práctico infográfico hecho por el sitio Natural Healthy Concepts nos presenta de una manera sintética cuáles son los químicos que debemos evitar en los productos que aplicamos a la cuerpo. Recuerda que el 60% de las sustancias que te aplicas a la piel son absorbidas, así que, sin alarmismos, es una buena idea que vayamos conociendo qué es lo que aplicamos a diario.

Traducción de izquierda a derecha:

 

Peróxido de Benzoilo: usado usualmente en productos para el acné, podría ser un cancerígeno, pues ha probado dañar las células mamarias. También es tóxico en inhalación y un irritante de la piel, ojos y sistema respiratorio.

DEA (Dietanolamina), MEA (Monoetanolamina) (TEA) Trietanolamina: se absorbe muy rapidamente por la piel y ha probado acumularse en el cerebro y otros órganos. Es un generador de espuma que irrita la piel y los ojos y ha sido relacionado con la dermatitis.

Dioxina: Suele no aparecer en la lista de ingredientes y estar contenida en antibacteriales. Se le ha relacionado al cáncer, afectación del sistema inmunológico, desórdenes del sistema nervioso e incluso deformaciones congénitas.

DMDM Hidantoína, Imidazolidinyl Urea: son dos preservativos que tienen formaldehído; asociado este último a alergias, dolor, cáncer, depresión, dolores de cabeza, fatiga, insomnio, etc.

Colores y pigmentos FD&C: estos colores artificiales tienen metales que causan irritación. En estudios en animales han sido asociados al cáncer.

Parabenos (metilo, butilo, etilo, propilo, etc.): usados como preservativos, en desodorantes y otros productos de cuidado personal han sido encontrados en tumores de seno. Se cree que puede contribuir a la infertilidad en hombres.

PEG (Polietileno glicol): han sido encontrados niveles peligrosos de dioxina en esta sustancia.

Ftalatos: asociados a defectos de nacimiento, decrecimiento de espermas y crecimiento temprano de senos en niños niñas.

Propileno Glicol (PG) y Butileno Glicol:son derivados del petróleo contenidos en ropa; puede causar anormalidades al contacto con la piel al riñón, hígado, cerebro, etc.

Lauril Sulfato de Sodio: está contenido en el 90% de los productos que hacen espuma. Asociado al daño de ojos, depresión, diarrea, irritación de piel o dificultades respiratorias.

Químicos de filtros solares: como la avobenzona, benzofenona, están  relacionados al daño de ADN o al cáncer.

Triclosan: relacionado al cáncer.

 

toxic-skin-infographic-ingredients-12-avoid_0