Tour fotográfico por las criaturas más bizarras y bellas del mundo (Fotos)

Este nuevo libro de fotografías presenta animales como el “pene de mar” o el “insecto retorcedor” que el ser humano no conocería de otra forma.

 Animal Earth: The Amazing Diversity of Living Creatures [El mundo animal: la increíble diversidad de las criaturas vivientes] es el nuevo libro del zoólogo Ross Piper, y se enfoca en todas esas criaturas a menudo olvidadas por los seres humanos: las más raras, exóticas y hermosas que habitan nuestro planeta, pero que son muy pequeñas o obscuras para que las podamos ver. En el libro se presentan seres diminutos, seres tóxicos, seres voladores, seres oceánicos en fotografías a todo color. Es verdaderamente fascinante.

“El océano bien podría ser otro planeta, sabemos muy poco sobre él. Es casa de una extrañísima variedad de criaturas bizarras”, apunta Piper. “Muchos animales parecen aliens por completo, pero, fundamentalmente, son lo mismo que tú y yo, sólo variaciones de un tema.

Su propia fascinación con animales comenzó con insectos, las criaturas más diversas del planeta. Hasta ahora se han identificado poco más de un millón de especies y existen miles de otras especies esperando ser descubiertas y descritas. “Solo hemos rascado la superficie del entendimiento del mundo natural y espero que este libro inspire a otras personas a observar mejor nuestro planeta y sus increíbles habitantes”.



Fotografía microscópica: las texturas de terciopelo en las alas de las mariposas (📸)

Una muestra de que la perfección tiene muchos grados de profundidad.

La estética de las alas siempre nos ha seducido. En el caso de los pájaros, es su plumaje de ligera belleza lo que nos encandila, y nos fascina contemplar cada pluma por separado y guardarla como si fuese un tesoro. Con las mariposas y sus alas iridiscentes sucede algo distinto: su belleza sólo se puede apreciar como una totalidad.

Con el deseo de poder asir algo más de ese territorio de exóticos patrones y explosivos colores que es el ala de cada mariposa, el fotógrafo Chris Perani usó fotografía macro para capturar sus microscópicos detalles. Para ello utilizó un microscopio, adherido a su lente, que amplía 10 veces la imagen.

alas-mariposa-fotografia

De esta forma, Perani nos permite conocer una estética oculta en las alas de las mariposas: un territorio repleto de texturas como de terciopelo, de diminutos cabellos casi transparentes y colores yuxtapuestos.

Ante estas imágenes sólo queda la certeza de que la estética de la naturaleza tiene muchos grados de profundidad. Una profundidad que no conocemos todavía en su magnitud.

Si quieres ver otras perspectivas de esta profundidad, puedes ver también las fotografías de Linden Gledhill, que demuestran que las mariposas no son tan frágiles como parecen a simple vista.

alas-mariposa-de-cerca-fotografia-microscopica

alas-mariposa-de-cerca-fotografia-microscopica

alas-mariposa-de-cerca-fotografia-microscopica

alas-mariposa-de-cerca-fotografia-microscopica

alas-mariposa-de-cerca-fotografia-microscopica

alas-mariposa-de-cerca-fotografia-microscopica

alas-mariposa-de-cerca-fotografia-microscopica

alas-mariposa-de-cerca-fotografia-microscopica

alas-mariposa-de-cerca-fotografia-microscopica

alas-mariposa-de-cerca-fotografia-microscopica

 



Espontáneos retratos de animales salvajes en la oscuridad

George Shiras revela lo desconocido y da fe de la belleza de un mundo en el corazón de la noche.

Para retratar la naturaleza salvaje hace falta una fotografía salvaje, una imagen que tenga una relativa falta de control en la composición y que se arriesgue en el proceso experimental.

Así es la fotografía de George Shiras, el padre de la fotografía de la vida silvestre nocturna. Shiras fue el primero en utilizar el flash para retratar a los animales salvajes en la oscuridad, revelando lo desconocido y dando fe de la belleza de un mundo en peligro de extinción.

animales salvajes en la oscuridad
George Shiras y su asistente John Hammer a bordo de su canoa equipada en el Lago Whitefish, región del Lago Superior, Michigan, 1893

En la colección George Shiras: In the Heart of the Dark Night, los animales quedan paralizados por la luz  que emite la cámara. Las imágenes fueron recolectadas en las aguas del Lago Superior de Michigan, EE.UU., durante la noche, cuando los sonidos, las formas y los movimientos parecían más misteriosos y dramáticos.

Poco a poco Shiras fue retratando ciervos de cola blanca, un búho nevado, un alce en la niebla y un mapache, entre otros animales silvestres.

En cada imagen lograba cazar a estos animales en sus rutinas nocturnas donde se detenían a observar, darse la vuelta o correr.

animales salvajes en la oscuridad 9
George Shiras

Las imágenes documentan una especie de intervención y registran la interacción humana y animal. Para fotografiar de noche, Shiras imitaba una técnica de caza que aprendió de la tribu ojibwa llamada jacklighting, cuando el fuego se coloca en una bandeja en la parte delantera de una canoa, y el cazador se sienta en la proa del bote.

Así como a Shiras, la noche ha inspirado a grandes artistas e intelectuales, como Charles Baudelaire, que encontraba inspiración en los búhos y los gatos, animales salvajes en la oscuridad y emblemas de su encanto.

animales salvajes en la oscuridad 2
George Shiras
animales en la oscuridad 3
George Shiras
animales en la oscuridad 4
George Shiras
animales en la oscuridad 6
George Shiras
animales en la oscuridad 5
George Shiras
animales en la oscuridad 8
George Shiras