Red para mariposas en 3D que las escanea (en vez de matarlas)

El E-catch Net brinda tecnología 3D a las redes para atrapar mariposas, y con esto educa a los niños a cuidar la naturaleza mientras juegan y exploran.

e_catch_net2.jpg.662x0_q100_crop-scale

El E-catch-Net, diseñada por Zhang Cheng, Tuo Jin, Lin en Wang & Xiaoneng Jin es un concepto que combina la exploración lúdica de los niños con la más alta tecnología de aprendizaje.

Se trata de una red que escanea a las mariposas cuando estas pasan a través del aro, y le dice a los niños todo sobre el insecto que acaban de encontrar, permitiéndoles imprimir el modelo de la mariposa (y hasta hacer origami con él). El atributo de este aparato, además de la tecnología en 3D, es que brinda la posibilidad de atrapar a un animal sin matarlo.

Es un increíble medio para proteger a la naturaleza, al tiempo que insta a los niños a explorarla mediante el juego. Uno de los diseños de juguetes más sorprendente y ético hasta ahora.

e_catch_net3.jpg.492x0_q85_crop-smart

 

[treehugger]



Escuelas que están rediseñando el paradigma convencional (y cambiando el futuro)

Escuelas de improbable arquitectura y con planes de estudio que incluyen meditación están marcando la pauta rumbo a nuevas maneras de educar.

En un libro dedicado a repensar la educación, Buckminster Fuller llegó a la conclusión de que la educación del futuro tendría que realizarse –primordialmente– a partir de la tecnología. Cual profeta, Fuller auguró el desarrollo de una educación entre sujetos “conectados inalámbricamente”, capaz de sortear las limitantes del espacio-tiempo.

No obstante, este poeta de la ciencia no planteaba la desaparición del sistema escolar tradicional; antes al contrario, pues su idea de una educación en línea empataba con la de una renovación de los centros escolares, que debían ser futuristas y visionarios.

escuelas-innovadoras-sustentables-educacion-futuro

La educación se ocupará principalmente de explorar, no sólo para descubrir más sobre el universo y su historia, sino sobre lo que el universo intenta hacer, sobre por qué el hombre es parte de él y sobre cómo puede el hombre funcionar mejor en la evolución universal. 

En síntesis, Bucky Fuller planteaba que en las escuelas no se enseñara a memorizar, sino a vivir. En ese sentido, auguraba que: 

Las universidades serán lugares asombrosos, donde los estudiantes se quedarían por mucho, mucho tiempo –el resto de sus vidas– mientras desarrollan más y más conocimiento sobre la total experiencia del hombre. 

En la actualidad existen –o se están construyendo– escuelas donde las visiones de Bucky Fuller se están materializando.

Las cinco escuelas que te mostramos a continuación marcan la pauta rumbo a nuevas maneras de entender la educación y de afrontar sus retos –como por ejemplo, ser sustentables, acogedoras y tecnológicas a un mismo tiempo–. Todas tienen en común aproximarse de una u otra forma a la visión que Buckminster Fuller tenía sobre la educación del futuro.

 

Green School, Indonesia

escuelas-innovadoras-sustentables-educacion-futuro

escuelas-innovadoras-sustentables-educacion-futuro

Situada en plena selva, esta escuela fue reconocida en el 2012 como “la escuela más verde del planeta”. Green School es un paraíso en Bali hecho de bambú, lodo y plantas locales, que desde el 2008 ha demostrado que la sustentabilidad debe –y puede– ser un pilar de la educación. Aquí rige un enfoque verde, se enseña sobre autosuficiencia y se estimula el pensamiento crítico en niños desde primaria y hasta preparatoria.

 

Brygge School, Dinamarca

escuelas-innovadoras-sustentables-educacion-futuro

https://www.brainpickings.org/2014/03/05/buckminster-fuller-education-automation-1962/

Esta escuela, a punto de inaugurarse, contará con un huerto urbano en la azotea y amplias áreas iluminadas. Su arquitectura tiene un objetivo específico: promover una buena salud en los estudiantes, estimulando una buena dieta y el movimiento constante –por eso el comedor es la sala central de la escuela, así como las canchas para deporte–. Además, Brygge School permitirá una educación integral, al facilitar a los estudiantes la vinculación entre la teoría aprendida en las aulas con una enseñanza basada en experiencias sensoriales.

 

Riverbend, India

escuelas-innovadoras-sustentables-educacion-futuro

escuelas-innovadoras-sustentables-educacion-futuro

La búsqueda de la felicidad colectiva y la paz interna serán los dos objetivos primordiales de esta escuela en Chennai, un área rural de la India –lo que por cierto, está en sintonía con otros planes de estudio en este país–. El diseño de Riverbend incluye áreas de meditación, un jardín zen y algunos lagos donde la relajación estará garantizada. Además, los estudiantes podrán decidir su propio esquema de estudios en este pequeño paraíso donde vivirán, estudiarán y meditarán.

 

School in Port, Suiza

escuelas-innovadoras-sustentables-educacion-futuro

escuelas-innovadoras-sustentables-educacion-futuro

¿Una escuela o una planta de energía? Ambas cosas. Esta escuela demuestra la importancia de la planeación y el diseño, pues no sólo fue hecha de manera ecoamigable –con madera proveniente de bosques sustentables y usando otros materiales reciclados–, sino que cuenta con un techo de paneles solares que producen suficiente energía para la propia escuela y para proveer a 50 hogares aledaños de luz.

 

Floating Schools, Bangladesh

escuelas-innovadoras-sustentables-educacion-futuro

escuelas-innovadoras-sustentables-educacion-futuro

Una organización llamada Shidhulai Swanirvar Sangstha ideó hace algunos años una formidable alternativa para los estragos que generan las inundaciones en Bangladesh: arquitectura flotante. Ésta se ha usado para hacer escuelas donde la innovación no tiene tanto que ver con tecnología, pero sí con creatividad para afrontar la adversidad. Gracias a esto, los jóvenes pueden continuar sus estudios a bordo y sin precariedad, ya que las escuelas cuentan con energía y computadoras.



Ya agotamos todos los recursos naturales renovables del 2018 (Estudio)

Ecologistas advierten que este 1o de agosto, la población mundial habrá consumido más recursos naturales de los que la Tierra puede regenerar en todo el año.

Todavía queda la mitad del año y ya le debemos al planeta lo que hemos agotado. Este miércoles 1 de agosto se acabaron todos los recursos naturales renovables que el planeta tenía para el 2018. La fecha más adelantada en 46 años, según un cálculo de Global Footprint Network, una ONG.

Para explicarlo mejor, esta ONG hace una analogía: es como si este año los seres humanos hubiéramos vivido de nuestro salario desde el 1o enero hasta el 1o de agosto (7 meses), pero a partir de entonces y hasta el 31 de diciembre nos veremos obligados a vivir a costa de romper nuestras alcancías y endeudarnos con nuestra tarjeta de crédito o pidiendo préstamos al banco.

agotan-recursos-renovables-2018-estudio 1

En un video compartido por Global Footprint Network, Nicolas Hulot, ministro de la Transición Ecológica y Solidaria de Francia, afirma:

Es decir, si quisiéramos darle el tiempo a la naturaleza de regenerar los recursos como el aire, el agua, los peces o los suelos agrícolas de calidad, deberíamos cambiar radicalmente nuestro consumo porque vivimos a crédito y corremos el riesgo de sufrir una escasez de recursos.

En el 2017, el Día de Sobrecapacidad (o Sobregiro) de la Tierra (Earth Overshoot Day) ocurrió el 2 de agosto, justo 1 día después de la fecha anunciada para el 2018. La fecha, que anteriormente se conocía como Día de la Deuda Ecológica, se estableció desde 1971. Ese año, la ONG lo marcó el 21 de diciembre.

 

¿Qué puedes hacer hoy para recorrer la deuda?

Actualmente, la humanidad utiliza los recursos equivalentes a 1.7 planetas y se estima que, para el 2020, la demanda a los ecosistemas de la Tierra excederá en un 75% lo que la naturaleza puede regenerar.

 

Consume menos carne (aplaza tu deuda 6 días)

Si los seres humanos reducen 50% del consumo de carne y reemplazan esas calorías con una dieta vegetariana, el Día de Sobrecapacidad de la Tierra se recorrería al menos 6 días. Comer menos carne puede ser la acción más certera contra la crisis ecológica (aquí te explicamos por qué).

agotan-recursos-renovables-2018-estudio 3

 

Energía renovable (aplaza tu deuda más de 3 meses)

Reducir al menos un 50% de los componentes de carbono podría recorrer 93 días (más de 3 meses) el Día de Sobrecapacidad de la Tierra. Puedes revisar el caso de Costa Rica, que pone el ejemplo y demuestra que reconectar a las sociedades modernas con la naturaleza es posible.

 

En las ciudades (aplaza tu deuda 12 días)

Si los seres humanos alrededor del mundo redujeran el uso de automóviles en un 50% y 1/3 de los tramos fueran ocupados por transporte público y el resto por bicicletas o peatones, se podría recorrer 12 días la deuda ambiental. Revisa el caso de Singapur, que conduce el futuro hacia una sociedad sin autos.

 

Debemos comenzar a hacer que los límites ecológicos sean fundamentales para nuestra toma de decisiones y utilizar el ingenio humano para encontrar nuevas formas de vivir bien, dentro de los límites de la Tierra.