Descubren el bosque más antiguo del mundo en Nueva York

Investigando el suelo de un bosque de 385 millones de años en una zona excavada de Nueva York, cazadores de fósiles encontraron evidencia de un complejo ecosistema bullicioso de vida vegetal.

Restos de una inmensa colección de árboles y plantas han sido descubiertos en la presa de Gilboa, en Nueva York. Los investigadores creen que este bosque de 385 millones de años podría ser el bosque más viejo de mundo.

Los troncos de árboles de Gilboa han sido estudiados desde 1850, cuando fueron por primera vez descubiertos, pero desde entonces han avanzado tanto las investigaciones que ahora se puede saber exactamente cómo se veía ese profundo bosque hace tantos millones de años. Lo más revelador de este descubrimiento ha sido los sistemas de raíces, encontrados varios metros debajo de la superficie. Estos sistemas son esencialmente mapas de árboles antiguos, a partir de los cuales los científicos pueden saber qué tipo de árboles había, dónde estaban y qué tan altos eran.

El profesor de biología de la Universidad de Birmingham, Dr. William Stein llama al descubrimiento “el equivalente botánico a las huellas de dinosaurio”, un acontecimiento que nos acerca aún más a entender los ecosistemas del pasado antiguo y su efecto en el cambio climatológico del futuro del planeta.

[inhabitat]



Cada árbol esconde un universo

Estas fotografías microscópicas revelan el asombroso universo encontrado en las entrañas de un árbol.

Nuestras vidas se hilan por fragmentos. Nos forman los instantes, los recuerdos vagos y las conexiones inesperadas que a veces parecen resultar de un plan maestro. Así es también la historia de la naturaleza, que marca permanentemente el tejido de los árboles.

En estas fotografías tomadas directo del microscopio asoma el mapa celular de varias especies de árboles. Sus células forman un cálido caleidoscopio que recuerda a la composición de las estrellas, las mismas de cuyo material está hecha la vida.

arboles por dentro 7
Maytenus micrantha, corte transversal

Estas diapositivas están en exposición en el Museo Smithsonian de Washington, cumpliendo una labor doble. Además de cautivar, forman parte de una base de datos que guarda el perfil químico de estas especies de árboles.

Al consultarla, es mucho más sencillo detectar qué especies están siendo taladas para la trata ilegal de madera y así prevenir esta práctica, que ha arrasado con una cantidad inconmensurable de vegetación en Rusia y Brasil.

arboles por dentro 5
Picea pungens, corte transversal

Los árboles, además de embellecer el paisaje, son el soporte principal de esta vida que compartimos con millones de organismos. Son espectadores callados, que no sólo purifican el aire: guardan en su estructura la memoria de acontecimientos milenarios.

Maravíllate con las figuras que iluminan su interior:

Cornus controversa, corte transversal
Ailanthus integrifolia, corte radial
Quiina negrensis, corte radial
Salix fragilia, corte transversal
Ampelopsis brevipedunculata, corte transversal
Ricinodendron heudelotii, corte tangencial
Cornus kousa, corte transversal
Picea, corte radial
Colubrina arborescens, corte tangencial
Cornus stolonifera, corte transversal
Maytenus micrantha, corte tangencial
Prosopis juliflora, corte transversal
Cornus controversa, corte radial

 

* Fotografías: Brain Pickings