Una posible revolución solar en nuestras manos: sobre economía y energía sustentable

A largo plazo la energía solar es mucho más barata y nos permite acercarnos a la autosuficiencia, sin embargo, incomprensiblemente algunos gobiernos prefieren seguir invirtiendo en petróleo.

solar-energy-in-china_KZyVP_69

La energía solar es un tema que la mayoría de las personas apoyan, en el sentido de que casi todos pueden reconocer que es una buena idea, sin embargo pocos se atreven a poner la idea en práctica por los altos costos de la instalación. La energía solar no contamina, usa un recurso ilimitado y ofrece autonomía a las personas, que no dependerían de una compañía energética para recibir electricidad, además crea trabajos. ¿Entonces por qué los gobiernos siguen invirtiendo en un recurso que se está agotando y en una industria que pronto caducará?

En una entrevista con AlterNet, Danny Kennedy, el fundador de Sungevity, una compañía de paneles solares en Estados Unidos, explica como la próxima revolución energética será solar. Cómo también lo hace en su libro,  Rooftop Revolution: How Solar Power Can Save Our Economy — and Our Planet, el activista de Greenpeace, avoca por el uso de energía solar porque esta tiene la capacidad de impactar el “poder en un sentido literal (significando cómo obtenemos electricidad) y en uno figurativo, refiriéndose a como distribuimos las riquezas y el poder en nuestra sociedad. Los combustibles fósiles han llevado a la concentración de poder, mientras que el potencial de la energía solar es otorgar el poder a las personas. Este cambio tiene enormes beneficios para la comunidad y a la vez nos libera de nuestra dependencia centralizada, monopolizada del capital de industria de los fósiles combustibles.”

Entonces, si se trata hasta cierto punto de lograr sustentabilidad al tener tan sólo un poco de sentido común, ¿por qué no vemos a todos los gobiernos del mundo invirtiendo en una energía verde, a favor de la economía, de crear empleos, y de la gente en general? China, uno de los países mejor conocidos por su contaminación y por darle prioridad a su desarrollo económico (a cualquier precio) antes que a la salud y el bienestar de su gente ha comenzado a invertir y apoyar el uso de energía solar. Esto se debe a que el gobierno chino ha podido apreciar las ventajas de una fuente de energía ilimitada y gratuita. El rápido desarrollo de su economía solar se debe a que los chinos reciben un apoyo gubernamental si empiezan un negocio de “tecnología limpia”. El crecimiento de estos negocios también ha beneficiado a usuarios de tecnología solar en el mundo porque han hecho que los precios de los paneles sean más accesibles.

Otra manera en que la energía solar beneficia al desarrollo de un país es a través de la creación de empleos. Mientras que las compañías mineras han estado recortando personal en todo el mundo, la industria de energía solar ha creado empleos. En Estados Unidos la creación de empleos ha ido de 0 a 120 mil en unos cuantos años. Sin embargo, la industria de los combustibles fósiles sigue recibiendo más subsidios gubernamentales que otras ramas energéticas.

El hecho es que muchas personas temen que la energía solar (y otras energías limpias) no sean capaces de cumplir con la demanda de la vida moderna. La energía eléctrica crea energía de más, “por si acaso”, de manera que realmente mucha de la quema de fósiles se desperdicia porque no la necesitamos. Kennedy explica que “la suposición que debemos proveer en exceso para asegurar un buen servicio es algo que está cambiando en el mundo. Con la energía solar, creamos tan solo suficiente energía, y en el caso de que no sea suficiente entonces puedes confiar en las formas antiguas.”

Kennedy enfatiza que la manera de asegurar que la energía solar se vuelva más popular y accesible es haciendo entender a la gente que esta no es sólo mejor para el medio ambiente sino que fortalecerá la economía, y quitará de en medio a industrias que parecen más mafias que empresas que prestan un servicio. Los empleos solares tienen que ser locales, no dependen de personas haciendo el trabajo sucio en el exterior. Informar a las personas que la energía solar es sinónimo de autosuficiencia y sustentabilidad podría representar el primer paso hacia una revolución solar.

[AlterNet]



Esta pintura creará energía solar en casas y edificios

Esta innovadora pintura es capaz de absorber la energía solar para ayudar a casas y a edificios a producir su propia energía.

En los últimos años, la energía ecosustentable no se ha convertido en una herramienta indispensable para la la transición hacia un bienestar ecológico. Una manera de lograrlo es el desarrollo de dispositivos y tecnologías inovadoras. 

Entre los programas que actualmente se encuentran formándose, se encuentra el uso de páneles solares que dan vida a una nueva generación de energía mediante la pintura. Este proyecto ha estado a cargo de un grupo de investigadores de Royal Melbourne Institute of Technology –RMIT–, el cual creó una pintura que puede ser usada para generar energía limpia. 

La pintura combina óxido de titanio y sulfuro de molibdeno sintético, la cual actúa como gel sílice que encapsula con productos protectores la humedad. De acuerdo con el reporte de RMIT, el material absorbe tanto energía solar como humedad en el aire, separándolo después en moléculas de oxígeno y nitrógeno y resguardando el hidrógeno para en células semejantes a un pánel solar para brindar energía a un vehículo. 

En palabras de Torben Daeneke, el investigador principal, “la simple adición de un nuevo material puede convertir una pared de ladrillos en energía y producción de combustible.” Se espera que esta pintura alcance un precio accesible para el uso cotidiano en una variedad de climas, ambientes y humedades: “Cualquier lugar que tenga vapor acuático en el aire, incluyendo las remotas áreas de cuerpos de agua para que se pueda producir combustible.”

Puede ser usada para cualquier tipo de superficie, permitiendo que se transforme la pared en una estructura de productora de energía. Se trata de una tecnología con una tendencia innovadora hacia el cuidado del medio ambiente y del bienestar de la humanidad. 

 

 

 



Atlanta se compromete a usar 100% energía renovable para el 2035

Pese al escepticismo en torno al cambio climático que ha rondado en los últimos meses en EE.UU., hay quienes deciden hacer un frente a esta situación.

En los últimos años numerosos sitios han apostado por la implementación de energías renovables a grandes escalas. Algunos ejemplos son Escocia y Chile, así como parques nacionales que funcionan con energías renovables de Tesla. Sin embargo aún queda trabajo que realizar a lo largo de las numerosas ciudades del mundo; en especial aquellas que tienen un alto impacto en relación la contaminación ambiental. 

Frente al impacto de la energía tradicional en el medio ambiente, Atlanta –en EE.UU.– lanzó una resolución que compromete al gobierno a desarrollar un plan para la transición de energía limpia. Esta resolución, introducida por el miembro del consejo Kwanza Hall,  pretende lograr que la energía solar y eólica provee la electricidad de toda la ciudad para el 2035. 

En palabras de Hall, “Sabemos que movernos hacia una energía limpia creará trabajos, limpiará el aire y el agua y reducir el costo de los residentes.” Lo ideal es lograr que Atlanta se convierta en la 27º ciudad de EE.UU. y la primera en el estado de Georgia, que goce del consumo de 100 por ciento energía renovable. 

 

 

 

Pese al escepticismo en torno al cambio climático que ha rondado en los últimos meses en EE.UU., hay quienes deciden hacer un frente a esta situación. Para Hall, quien es un creyente en la sustentabilidad, es importante dar a conocer la realidad sin propaganda falsa: es tiempo de cuidar al medio ambiente.