Buenas noticias para los líderes empresariales: cada vez hay más evidencia de que la sustentabilidad sí va de la mano con las ganancias. Así lo confirmó el reporte “The Innovation Bottom Line” del MIT y el Boston Consulting Group, en el cual se examinó la administración de 2,600 ejecutivos alrededor del mundo.

De acuerdo con este estudio, el número de compañías que han obtenido ganancias al cambiar sus modelos de negocios y al incorporar iniciativas sustentables aumentó del 23% en 2016 al 37% en 2017. El estudio tomó de ejemplo a Kraft Foods, ahora conocidos como Mondelez International:

A través de innovaciones en su cadena de suplementos, la compañía redujo significativamente los costos de empaque. El nuevo plástico contendedor requiere 50% menos energía para producirse y utiliza 28% menos material que sus predecesores. Los nuevos contenedores, más grandes y más fáciles de usar, y que también son menos caros de producir, son extremadamente útiles para los restaurantes, lo que le ha dado a Kraft una ventaja competitiva debido a sus menores costos.

Impresionantemente, el 61% de las compañías que han cambiado sus modelos de negocios al incorporar la sustentabilidad como una parte primordial de su administración, afirman que han obtenido beneficios económicos de sus esfuerzos.

Todas estas compañías tienen cinco prácticas en común:

    1. Están preparadas para cambiar sus modelos de negocios.

    2. Integran la sustentabilidad directamente en sus negocios.

    3. Mantienen un registro del desempeño de los nuevos modelos.

    4. Entienden cómo sus clientes ven la sustentabilidad y cuánto están dispuestos a pagar por ello.

    5. Colaboran con personas y grupos ajenos a su organización.

En resumen, el reporte sólo reiteró lo que muchos profesionales sabían instintivamente: que los esfuerzos sustentables deben ser integrados en un negocio a todos los niveles y que la responsabilidad es clave para obtener metas.