BVO: químico causante de infertilidad, presente en refrescos y bebidas energetizantes

Ante la poca iniciativa por hacer algo al respecto, el portal Change.org lanzó en el mes de noviembre del año pasado una campaña para crear conciencia acerca del BVO, misma que hasta la fecha ha recaudado más de 205,000 firmas de consumidores de todo el mundo y que busca la prohibición de la sustancia como mandato federal.

mike-blake-reuters.n

Seguramente cuando te encuentras apaciblemente disfrutando de tu bebida refrescante favorita, lo último que pasa por tu mente es que contiene ingredientes que, en teoría, deberían hacerla  ilegal.

Refrescos y bebidas energetizantes como el Gatorade, Powerade, Coca Cola o Squirt contienen aceite vegetal bromado (BVO), ingrediente que está prohibido en Japón y Europa. El New York Times ha informado que alrededor del 10 por ciento de las bebidas que se venden en los EEUU y otras partes del Latinoamérica contienen BVO, que es el ingrediente que ayuda a distribuir el sabor, pero que entre los efectos secundarios que llega a producir su ingesta, se encuentran los trastornos neurológicos, alteración de las hormonas y la tiroides.

Mientras la sustancia se ha sustituido por otro ingrediente menos dañino en Europa y Japón, el BVO sigue utilizándose en muchos países de América porque, según empresarios de las refresqueras, es sumamente caro sustituirlo de la patente.

Ante la poca iniciativa por hacer algo al respecto, el portal Change.org lanzó en el mes de noviembre del año pasado una campaña para crear conciencia acerca del BVO, misma que hasta la fecha ha recaudado más de 205,000 firmas de consumidores de todo el mundo y que busca la prohibición de la sustancia como mandato federal.

Sin embargo, la iniciativa se ha topado con muchísimas trabas ya que la Food and Drug Administration de los EEUU  asegura que el suministro de alimentos de ese país es el más seguro del mundo y que su principal preocupación es “proteger la salud pública”, lo cual no dice nada sobre la preocupación civil de seguir permitiendo el uso de una sustancia prohibida por instancias sanitarias de prestigio internacional que han probado la sustancia en animales y han encontrado que se ven afectados con serios problemas de comportamiento y disminución de fertilidad.

[RT Question More]

 



¿Cómo hacer tu propia bebida casera de electrolitos?

Las bebidas energetizantes no son tan elaboradas como parecieran; en casa puedes hacerles la competencia, y más sanamente.

Los electrolitos son esas sustancias que tu cuerpo usa para que las células lleven impulsos eléctricos a otras células. El magnesio, sodio, fosfato, potasio, cloruro, etc., son electrolitos, y son especialmente necesarios al momento y después de hacer ejercicio.

Como recordarás, en la década de los 90 las bebidas de electrolitos se volvieron muy populares, sin duda, la más conocida, Gatorade. Sin embargo, estos líquidos no dejan de ser procesados y de tener endulzantes refinados, por ejemplo. Por ello, una mejor opción es hacer tus propias bebidas de electrolitos caseras (y a mucho menor precio) para mantener el balance en tu cuerpo durante periodos de ejercicio.

El sitio everydayroots comparte una utilísima receta para que te hagas tu bebida casera de electrolitos:

Ingredientes:

1/4 de taza de jugo de limón

1/4 de taza de jugo de lima

De 1 1/2 a 2 tazas de agua natural (depende de qué tanto quieras diluir el sabor de los cítricos).

1/8 de cuchara tetera de sal de mar

2 cucharadas de azúcar natural o de miel

Instrucciones:

Pon todo lo anterior en una licuadora y licúa hasta que la miel haya sido disuelta. O bien, coloca en una jarra y mezcla tú mismo el líquido. Finalmente tómalo con o son hielos y disfruta.



Conoce (y evita) estos químicos tóxicos contenidos en los productos para el cuerpo

Tu piel absorbe el 60% de los productos que le aplicas a tu; ubicar los químicos que debes evitar es básico.

Foto: http://mundoejecutivoexpress.mx/

Con la diseminación de la información de esta era; así como a veces es fácil perdernos, también es afortunado encontrar datos que pueden sernos útiles enormemente. Hace unos días publicamos un artículo sobre la gran cantidad de químicos que circulan en el mercado, sobre todo en los artículos de belleza y limpieza para el cuerpo, de lo cuales solo están estudiados a profundidad el 1%.

Se trata de una cifra alarmante, pues solemos creer que existen reglas seguras de mercado (o al menos algo aproximado a ello). Darnos cuenta que no es así siempre es shockeante, especialmente por la enorme presencia del químico formaldehído.

Un práctico infográfico hecho por el sitio Natural Healthy Concepts nos presenta de una manera sintética cuáles son los químicos que debemos evitar en los productos que aplicamos a la cuerpo. Recuerda que el 60% de las sustancias que te aplicas a la piel son absorbidas, así que, sin alarmismos, es una buena idea que vayamos conociendo qué es lo que aplicamos a diario.

Traducción de izquierda a derecha:

 

Peróxido de Benzoilo: usado usualmente en productos para el acné, podría ser un cancerígeno, pues ha probado dañar las células mamarias. También es tóxico en inhalación y un irritante de la piel, ojos y sistema respiratorio.

DEA (Dietanolamina), MEA (Monoetanolamina) (TEA) Trietanolamina: se absorbe muy rapidamente por la piel y ha probado acumularse en el cerebro y otros órganos. Es un generador de espuma que irrita la piel y los ojos y ha sido relacionado con la dermatitis.

Dioxina: Suele no aparecer en la lista de ingredientes y estar contenida en antibacteriales. Se le ha relacionado al cáncer, afectación del sistema inmunológico, desórdenes del sistema nervioso e incluso deformaciones congénitas.

DMDM Hidantoína, Imidazolidinyl Urea: son dos preservativos que tienen formaldehído; asociado este último a alergias, dolor, cáncer, depresión, dolores de cabeza, fatiga, insomnio, etc.

Colores y pigmentos FD&C: estos colores artificiales tienen metales que causan irritación. En estudios en animales han sido asociados al cáncer.

Parabenos (metilo, butilo, etilo, propilo, etc.): usados como preservativos, en desodorantes y otros productos de cuidado personal han sido encontrados en tumores de seno. Se cree que puede contribuir a la infertilidad en hombres.

PEG (Polietileno glicol): han sido encontrados niveles peligrosos de dioxina en esta sustancia.

Ftalatos: asociados a defectos de nacimiento, decrecimiento de espermas y crecimiento temprano de senos en niños niñas.

Propileno Glicol (PG) y Butileno Glicol:son derivados del petróleo contenidos en ropa; puede causar anormalidades al contacto con la piel al riñón, hígado, cerebro, etc.

Lauril Sulfato de Sodio: está contenido en el 90% de los productos que hacen espuma. Asociado al daño de ojos, depresión, diarrea, irritación de piel o dificultades respiratorias.

Químicos de filtros solares: como la avobenzona, benzofenona, están  relacionados al daño de ADN o al cáncer.

Triclosan: relacionado al cáncer.

 

toxic-skin-infographic-ingredients-12-avoid_0