Siete formas de construir comederos para aves con materiales reciclados

7 ideas para que con materiales que seguramente tienes en casa, ofrezcas alimento a las aves que vuelan en tu entorno.

Invita a tus amigos con plumas a tu jardín este verano y en todas las estaciones, con estos siete comederos de aves que puedes construir a partir de materiales reciclados como botellas de plástico, cartones de leche o trozos de madera.

1.- Recicla una botella de refresco


Recicla una botella de refresco. Corta pequeños orificios por donde atravesarán las ramas que la sostendrán en el árbol.

Llena la botella con semillas para pájaros, gira la tapa para cerrarla y luego cuelga el comedero para pájaros. De este modo crearás un lugar para que las aves coman tranquilamente.

2.- Utiliza un bote de leche

Adaptar un cartón de leche o de jugo es sencillo: simplemente corta ventanas u orificios del mismo tamaño en tres lados de la caja, dejando 3 cm de separación desde la parte inferior. A continuación haz dos agujeros en la parte superior y un con algún hilo que sea resistente cuélgalo de un árbol.

3.- Bandeja para alimentar aves

Cualquier tabla de madera puede servir para hacer una bandeja que alimentará a las aves, como si formaras un cajón: consigue martillo, clavos y una lámina para poner como piso, esto hará que cuando haya luz de sol, el comedero destelle y llame la atención de los pájaros.

4. Utiliza los viejos disquetes que tienes guardados


Mucha gente ya casi no conoce los disquetes, pero estos son buenos para hacer unas paredes y formar un cubo y así construir un comedero para aves. Necesitarpas silicón y una pistola aplicadora para pegar las esquinas, además de algo de cinta para reforzar la caja.

5.- Recicla madera y botellas de vidrio

Corta dos trozos de madera de un tablón: uno de 11 x 15 cm y otro de 31 x 15 cm. Únelo con tornillos o clavijas de madera para formar un ángulo recto. Usa la botella de vidrio, márcala junta para mostrar dónde se va a conectar las dos asas de alambre, una cerca del cuello de la botella y otra cercade su base. La apertura de la botella debe ser de 3 a 4 cm por encima de la base. Haz los agujeros de la placa con una barrena y el hilo de alambre a través. Engrapa el cable a la parte posterior de la junta para mantenerla en su lugar. El espacio que queda entre la apertura de la botella y la base permitirá que el flujo de alpiste a cabo de forma gradual.

Atornilla el gancho en el tablero para colgar el comedero para pájaros. A continuación, llena la botella cerca de dos tercios de su capacidad con una mezcla de semillas para aves. Cierra la tapa, girar la botella boca abajo. Ahora desenroscar la tapa.

Las semillas llenarán poco a poco el plato, de tal modo que este se recargue de forma automática.

6.- Botella de plástico para colibríes

Si quieres atraer colibríes a tu patio echa un vistazo a este video, ahí te explica con detalle cómo lograrlo:

7.- Elegante botella de plástico para comedero de pájaros

¿Quieres construir un comedero para pájaros reciclado que no sacrifica la estética?. Sigue estos sencillos pasos:

Materiales:
2 discos de madera de 6 pulgadas.
1 trozo de madera en forma de pelota
2 tapas circulares de algún molde plástico, o platos de acrílico
1 perno de corona roscada
2 tuercas
1 varilla roscada
Pinturas vegetales y un gancho de ojo

Herramientas:

Taladro, tijeras, una perforadora, y una sierra para metales.

Paso 1: Pintar todas las piezas con la pintura vegetal y deja que se seque por completo. El color ya depende de tu gusto.

Paso 2: Haz los agujeros con el taladro a través del disco y la tapa, que los orificios sean del mismo tamaño, pero que sean más grandes que la varilla roscada.

Paso 3: Corta la botella de plástico de manera uniforme todo el camino alrededor de la circunferencia con tijeras. Usando una perforadora, añade una abertura lo suficientemente grande como para que la semilla que va a deslizar.

 

 Paso 4: Medir la longitud del tornillo que necesita para asegurar su alimentador juntos, y luego con una sierra, cortar la varilla roscada a la longitud medida.

Paso 5: Unimos todas las piezas de nuestro comedero asegurando que los agujeros se encuentran en la parte inferior de su alimentador para que la gravedad empuje las semillas.

Rellena con variedad de semillas y cuélgalo sobre algún árbol para que los pajarillos se acerquen a comer y listo, así es como debe lucir tu comedero para aves.

[Earth911]



Aves de la CDMX comienzan a usar colillas de cigarros en sus nidos

Los científicos suponen que esto se debe a que la nicotina posee propiedades antiparásitas.

Si bien los cigarros no son una herramienta saludable para el ser humano ni el medio ambiente, la vida salvaje ha comenzado a reutilizar las colillas que encuentra en las calles como mecanismo de defensa. De acuerdo con un estudio realizado por la Universidad Nacional Autónoma de México –UNAM–, las aves urbanas usan estos restos del cigarro como una “bomba” protectora contra insectos y pestes que puedan acercarse a sus nidos. 

Inteligencia o supervivencia, los pinzones Carpodacus mexicanus han empezado a agregar colillas de cigarro para protegerse en contra de las garrapatas, las cuales tienden a succionar sangre e incluso comerse las plumas de sus crías. De modo que al notar que estos parásitos se mantenían a distancia ante las colillas, las aves decidieron colocar las colillas en sus nidos. 

Los científicos suponen que esto se debe a que la nicotina posee propiedades antiparásitas, de lo contrario no hay razones sustentables para que las aves adquieran conductas distintas a su cotidianidad. Para asegurarse de su hipótesis, investigadores de la Universidad Nacional Autónoma de México –UNAM– comenzaron a analizar el comportamiento de 32 pinzones en donde la peste de garrapatas estaría controlada. e

De acuerdo con Constantino Macías García, líder de la investigación, los padres pinzones suelen agregar fibras de las colillas de cigarro a sus nidos cuando éste contiene garrapatas. Sin embargo, este mecanismo de defensa no es del todo positivo: “Las colillas causan daño genético a los pinzones, pues interfieren con la división celular, lo cual pudimos notar al analizar sus células rojas.” De modo que las aves en la Ciudad de México continúan estando bajo un riesgo en un periodo a largo plazo. 



¿Las cigüeñas dejan de migrar en invierno?

Los científicos consideran que este cambio comportamental en las aves migratorias podría tener un efecto para los ecosistemas en un lapso de tiempo a largo plazo.

De acuerdo con un estudio publicado en la revista Science Advances, las cigüeñas dejaron de migrar a zonas más cálidas para quedarse en los vertederos de España o Marruecos. Parece ser que las aven ahorran más energía con las paradas en los vertederos que las que viajan más lejos –aunque no forzosamente viven más tiempo–.

Los investigadores del Instituto alemán Max-Planck de Ornitología estudiaron el comportamiento de vuelo de 70 cigüeñas blancas jóvenes de distintos países para tener una noción de la energía invertida en el viaje. Para su sorpresa, descubrieron que las aves de los vertederos gastan menos sus fuerzas que las que viajan más lejos, aunque no por ello viven más tiempo.

13387629Ul

Para lograrlo, los investigadores colocaron aparatos GPS con medidores de aceleración a cigüeñas blancas de ocho poblaciones, observándolas durante los primeros cinco meses de su viaje. Se comprobó que los pájaros oriundos de Rusia o Polonia consumieron más energía a lo largo del viaje de la ruta oriental hacia el sur de África, mientras que las cigüeñas procedentes del sur de Alemania se ahorraban la ruta al sur para quedarse en vertederos que encontraban en el camino –en donde encuentran regularmente alimentos abundantes como restos de carne y pescado–.

Andrea Flack, investigadora del estudio, explica que “en los vertederos no tienen que buscar alimentos, mientras que en los hábitats naturales de África la búsqueda de comida es más laboriosa”

Sin embargo, los científicos consideran que este cambio comportamental en las aves migratorias podría tener un efecto para los ecosistemas en un lapso de tiempo a largo plazo. Consideradamente principalmente que las cigüeñas combaten las plagas de langostas, regulando el ecosistema en general. Ahora, ellas al quedarse en los vertederos, no sólo consumen lo que se queda en los basureros, también sufren más heridas y enfermedades. En palabras de Flack, “hay un gran riesgo de que coman algo que no deben”.