Música radicalmente orgánica: La Orquesta de Vegetales

Este proyecto musical, innegablemente sustentable, fue fundado durante 1998 en Austria y consta de un grupo de músicos que tocan instrumentos hechos a partir de vegetales

Como dios, la música también se encuentra en todos lados. Y este panteísmo musical queda comprobado cuando escuchas por primera vez a la genial Vegetable Orchestra. Parte de la esencia de este proyecto es mostrar un acercamiento multidisciplinario al plano de la música, mientras se exploran los límites, o la falta de ellos, en el mundo de lo sonoro.

La intención es crear una experiencia sónica que involucre a múltiples sentidos del espectador. De algún modo esta filosofía se encuentra inspirada por las propuestas musicales del movimiento Fluxus, que incluyó al magistral John Cage. Por otro lado, la orquesta de vegetales también denota una cierta influencia del arte sonoro, los pioneros de la música electrónica, e incluso de algunas piezas de la música clásica, como obras “underground” de Igor Stravinsky.

No es fácil concebir un proyecto musical más orgánico que un grupo de vegetales sonoramente orquestados. Con la Vegetable Orchestra se cultivan atmósferas melódicas y ritmos generados a partir de frescas zanahorias, calabazas, apios y pepinos, todo de la mano de diez hábiles austriacos.

Fundada a mediados de 1998 en Viena, el equipo se compone por trece incluyendo a los músicos, un ingeniero de sonido, un cocinero, y un videoartista. Al terminar cada una de sus presentaciones, todos los presentes reciben un reconfortante caldo de verdura fresca y con esto se completa una extraordinaria experiencia multisensorial.

via Raramour



Escucha a Sean Lennon y otros artistas cantar un precioso himno en defensa de la naturaleza (Video)

Rachel Carson y Joni Mitchell inspiraron a un grupo de músicos para interpretar una popular canción de resistencia, y a favor de la naturaleza.

El título original del libro Primavera silenciosa (1960) era Los hombres contra la naturaleza (Men Against Nature), una forma muy cruda y literal de la bióloga Rachel Carson para dar un mensaje sobre una realidad inevitable: el cambio climático.

Antes de publicar el libro que la marcaría para siempre como la primer activista ecológica de la historia, Carson recordó que la poesía suele ser una manera sutil y poderosa de mover corazones y mentes, por lo que decidió titularlo como actualmente se conoce. El título es una referencia al grave problema que los pesticidas provocan tanto en las plantas como en los animales, lo que tiene como consecuencia una primavera silenciosa.

rachel-carson-cancion-ecologia-joni-mitchell-version 3
Rachel Carson / The Wildlife Society

En los años 70, una peculiar artista destacó al sumarse a las poéticas y estridentes ideas de Carson: Joni Mitchell. La cantante de 27 años escribió “Big Yellow Taxi” (de la cual Bob Dylan hizo una versión), canción inspirada en el libro de Carson y que se convirtió en el himno del movimiento proambiental.

Ahora, el grupo The Decomposers (Sean Lennon, Amanda Palmer y Zoe Keating) revivió esta genial obra musical que celebra y, a su vez, defiende el derecho de la naturaleza a cohabitar con nosotros este planeta sin ser destruida. Se trata de una reivindicación de la necesidad de escuchar y aplicar un claro mensaje: el mundo es nuestro, en tanto nos reconozcamos como parte de la naturaleza y aprendamos a vivir en tal armonía. 

Conformada por la vocalista Amanda Palmer, el guitarrista Sean Ono Lennon y la chelista Zoe Keating, la banda ha lanzado el sencillo en colaboración con la escritora Maria Popova y el Consejo de Defensa de Recursos Naturales en Estados Unidos, para recaudar ingresos a partir de las descargas y utilizarlos en beneficio de la naturaleza.

Aquí puedes escuchar esta nueva y preciosa versión en vivo:

 

¿Y tú cómo actúas contra la destrucción del planeta?



Espontáneos retratos de animales salvajes en la oscuridad

George Shiras revela lo desconocido y da fe de la belleza de un mundo en el corazón de la noche.

Para retratar la naturaleza salvaje hace falta una fotografía salvaje, una imagen que tenga una relativa falta de control en la composición y que se arriesgue en el proceso experimental.

Así es la fotografía de George Shiras, el padre de la fotografía de la vida silvestre nocturna. Shiras fue el primero en utilizar el flash para retratar a los animales salvajes en la oscuridad, revelando lo desconocido y dando fe de la belleza de un mundo en peligro de extinción.

animales salvajes en la oscuridad
George Shiras y su asistente John Hammer a bordo de su canoa equipada en el Lago Whitefish, región del Lago Superior, Michigan, 1893

En la colección George Shiras: In the Heart of the Dark Night, los animales quedan paralizados por la luz  que emite la cámara. Las imágenes fueron recolectadas en las aguas del Lago Superior de Michigan, EE.UU., durante la noche, cuando los sonidos, las formas y los movimientos parecían más misteriosos y dramáticos.

Poco a poco Shiras fue retratando ciervos de cola blanca, un búho nevado, un alce en la niebla y un mapache, entre otros animales silvestres.

En cada imagen lograba cazar a estos animales en sus rutinas nocturnas donde se detenían a observar, darse la vuelta o correr.

animales salvajes en la oscuridad 9
George Shiras

Las imágenes documentan una especie de intervención y registran la interacción humana y animal. Para fotografiar de noche, Shiras imitaba una técnica de caza que aprendió de la tribu ojibwa llamada jacklighting, cuando el fuego se coloca en una bandeja en la parte delantera de una canoa, y el cazador se sienta en la proa del bote.

Así como a Shiras, la noche ha inspirado a grandes artistas e intelectuales, como Charles Baudelaire, que encontraba inspiración en los búhos y los gatos, animales salvajes en la oscuridad y emblemas de su encanto.

animales salvajes en la oscuridad 2
George Shiras
animales en la oscuridad 3
George Shiras
animales en la oscuridad 4
George Shiras
animales en la oscuridad 6
George Shiras
animales en la oscuridad 5
George Shiras
animales en la oscuridad 8
George Shiras