Millones de aves se dirigen hacia el Golfo de México

Siguiendo su natural patrón migratorio millones de aves se dirigen a la región afectada por el derrame de petróleo del Golfo de México

Las malas noticias en torno al desastre ambiental del Golfo de México, provocado por un masivo derrame petrolero, fluyen con la misma intensidad que este contaminante combustible se dispersa en las aguas del Golfo. Científicos han pronosticado que de acuerdo a las alteraciones climáticas de los últimos años y a los patrones migratorios que siguen naturalmente diversas especies de aves, millones de estos animales se dirigen hacia esta región.

Esta migración amenaza la vida de cientos de miles de pelícanos, gaviotas, y otras especies que obviamente ignoran el desastroso escenario que les espera. Y con el tóxico petróleo que sigue emanando de las profundidades de esas aguas hacia la superficie, estos animales que anidan, se alimentan, o se refugian en estas playas seguramente engrosarán la ya enorme lista de víctimas animales a causa del derrame petrolero.



¿Las cigüeñas dejan de migrar en invierno?

Los científicos consideran que este cambio comportamental en las aves migratorias podría tener un efecto para los ecosistemas en un lapso de tiempo a largo plazo.

De acuerdo con un estudio publicado en la revista Science Advances, las cigüeñas dejaron de migrar a zonas más cálidas para quedarse en los vertederos de España o Marruecos. Parece ser que las aven ahorran más energía con las paradas en los vertederos que las que viajan más lejos –aunque no forzosamente viven más tiempo–.

Los investigadores del Instituto alemán Max-Planck de Ornitología estudiaron el comportamiento de vuelo de 70 cigüeñas blancas jóvenes de distintos países para tener una noción de la energía invertida en el viaje. Para su sorpresa, descubrieron que las aves de los vertederos gastan menos sus fuerzas que las que viajan más lejos, aunque no por ello viven más tiempo.

13387629Ul

Para lograrlo, los investigadores colocaron aparatos GPS con medidores de aceleración a cigüeñas blancas de ocho poblaciones, observándolas durante los primeros cinco meses de su viaje. Se comprobó que los pájaros oriundos de Rusia o Polonia consumieron más energía a lo largo del viaje de la ruta oriental hacia el sur de África, mientras que las cigüeñas procedentes del sur de Alemania se ahorraban la ruta al sur para quedarse en vertederos que encontraban en el camino –en donde encuentran regularmente alimentos abundantes como restos de carne y pescado–.

Andrea Flack, investigadora del estudio, explica que “en los vertederos no tienen que buscar alimentos, mientras que en los hábitats naturales de África la búsqueda de comida es más laboriosa”

Sin embargo, los científicos consideran que este cambio comportamental en las aves migratorias podría tener un efecto para los ecosistemas en un lapso de tiempo a largo plazo. Consideradamente principalmente que las cigüeñas combaten las plagas de langostas, regulando el ecosistema en general. Ahora, ellas al quedarse en los vertederos, no sólo consumen lo que se queda en los basureros, también sufren más heridas y enfermedades. En palabras de Flack, “hay un gran riesgo de que coman algo que no deben”.



#NoMásDesastres: Greenpeace invita a que tomes una foto de los desastres ecológicos en México

De acuerdo con Greenpeace, tanto la contaminación como el cambio climático han disminuido la disponibilidad del agua en México per cápita de 11 mil 500m3 (en 1955) a 4 mil 263m3 en 2011

En los últimos años, México ha sufrido 1,124 desastres ambientales. Debido a la negligencia de la industria privada y del gobierno, esta problemática ha ido perjudicando tanto a ecosistemas como a comunidades de diferentes zonas de este país.

Nuevo León, Sonora, Sinaloa, Jalisco y Durango; estos son sólo algunos de los estados donde ha escaseado el agua y el ecosistema ha disminuido, afectando así a la biodiversidad animal y vegetal. Y estos son sólo unos cuantos ejemplos.

De acuerdo con Greenpeace, tanto la contaminación como el cambio climático han disminuido la disponibilidad del agua en México per cápita de 11 mil 500m3 (en 1955) a 4 mil 263m3 en 2011. Esto se debe a que 70% de los ríos nacionales cuentan con contaminantes altamente nocivos.

Muy pocas soluciones han tomado lugar para revertir esta dinámica. Una de ellas, iniciada por los ciudadanos, Agua Para Todos. Agua Para La Vida, pretende expandir el agua para todos, tanto ecosistemas como soberanía alimentaria, reducir la contaminación, la sobreexplotación y la destrucción de cuencas o acuíferos y reducir la vulnerabilidad de inundaciones y sequías;,entre otros.

Mientras tanto, Greenpeace invita a ciudadanos a tomar fotografías de desastres ambientales, subirlas a redes sociales con el hashtag #NoMásDesastres, etiquetando a @EPN. ¿El objetivo? Ejercer presión a la industria privada y gobierno para exigir un México sustentable y habitable. Alza la voz ciudadana para que sea escuchada.

Fotografía principal: vaXtuxpan