Las cordilleras de la luna de Saturno: ¿qué tanto sabemos de Iapetus en la actualidad?

Lo característico de Iapetus es su cordillera, lo cual no ha habido nada parecido en el sistema solar hasta ahora.

De entre las principales lunas del sistema solar, Iapetus se encuentra entre las más extrañas e hipnóticas. Se trata del satélite de Saturno, la cual posee una forma de nuez, con una cara negra y una parte trasera blanca y brillante, un cinturón con una cordillera puntiaguda, así como una órbita que viaja tres veces más alejada de Saturno que su vecino, luna Titán.  

¿Qué hace especial a este astro? Parece ser que su recorrido es inclinado, balanceándose hacia arriba y abajo mientras orbita en el plano de los anillos de Saturno. Es como una especie de rebelde en el sistema saturniano, que va a su propia órbita aún si lo hace a su ritmo: “Viaja recta como una flecha a lo largo de tres cuartas partes del ecuador de la luna y es gigantesca: con aproximadamente 20 kilómetros de altura y hasta 200 kilómetros de ancho –a modo de comparación, la cima del Everest tan sólo se eleva 8,85 kilómetros sobre el nivel del mar–. 

Lo característico de Iapetus es su cordillera, lo cual no ha habido nada parecido en el sistema solar hasta ahora. Actualmente los científicos no han logrado identificar cómo pudo formarse: “Las primeras teorías sugieren que se trata de la actividad geológica dentro de la propia luna. Puede que algo similar a las placas tectónicas de la Tierra o el volcanismo hayan provocado que la cesta se haya levantado en el ecuador. […] La corteza de la luna no era esponjosa cuando la cresta se formó, las pruebas de una geología activa se enfriaron.”

 

Los científicos consideraron que la cordillera se formó como una consecuencia de la repentina ralentización de su periodo de rotación: “Las primeras simulaciones sugieren que un día en luna solía durar unas 16 horas. […] Es posible que un enorme impacto haya dejado a Iapetus en su estado rotacional actual, y que el ‘frenazo’ resultante haya provocado que la corteza se doblase.” Se sabe que el recorrido de Iapetus dura alrededor de 79 días terrestres, y permanece dando el mismo rostro como si estuviese anclada gravitacionalmente. 



Aves de la CDMX comienzan a usar colillas de cigarros en sus nidos

Los científicos suponen que esto se debe a que la nicotina posee propiedades antiparásitas.

Si bien los cigarros no son una herramienta saludable para el ser humano ni el medio ambiente, la vida salvaje ha comenzado a reutilizar las colillas que encuentra en las calles como mecanismo de defensa. De acuerdo con un estudio realizado por la Universidad Nacional Autónoma de México –UNAM–, las aves urbanas usan estos restos del cigarro como una “bomba” protectora contra insectos y pestes que puedan acercarse a sus nidos. 

Inteligencia o supervivencia, los pinzones Carpodacus mexicanus han empezado a agregar colillas de cigarro para protegerse en contra de las garrapatas, las cuales tienden a succionar sangre e incluso comerse las plumas de sus crías. De modo que al notar que estos parásitos se mantenían a distancia ante las colillas, las aves decidieron colocar las colillas en sus nidos. 

Los científicos suponen que esto se debe a que la nicotina posee propiedades antiparásitas, de lo contrario no hay razones sustentables para que las aves adquieran conductas distintas a su cotidianidad. Para asegurarse de su hipótesis, investigadores de la Universidad Nacional Autónoma de México –UNAM– comenzaron a analizar el comportamiento de 32 pinzones en donde la peste de garrapatas estaría controlada. e

De acuerdo con Constantino Macías García, líder de la investigación, los padres pinzones suelen agregar fibras de las colillas de cigarro a sus nidos cuando éste contiene garrapatas. Sin embargo, este mecanismo de defensa no es del todo positivo: “Las colillas causan daño genético a los pinzones, pues interfieren con la división celular, lo cual pudimos notar al analizar sus células rojas.” De modo que las aves en la Ciudad de México continúan estando bajo un riesgo en un periodo a largo plazo. 



Oaxaqueño tiene un plan para salvar a las abejas de su extinción

A lo largo de sus estudios, ha descubierto que son algunos hongos, ácaros y el neoniconitoide –químico de los pesticidas– que promueven el debilitamiento de las abejas.

Siendo tan sólo un adolescente, el actual doctor oaxaqueño Ernesto Guzmán-Novoa, supo que las abejas eran seres vivos cuya importancia trasciende fronteras nacionales o culturales. A él no sólo le gustaba la miel que estos polinizadores realizan, también la precisión que tienen para desarrollar sus hogares y organizar sus poblaciones. Por esta razón, 30 años más tarde y sabiendo que la población de las abejas se encuentra en peligro de extinción, Guzmán-Novoa decidió encontrar una manera de salvarlas. 

Ahora el mexicano es el líder del Centro de Investigación de la abeja melífera de la Universidad de Ontario, en la cual se investigan las principales causas que empeoran la salud de las abejas. A lo largo de sus estudios, ha descubierto que son algunos hongos, ácaros y el neoniconitoide –químico de los pesticidas– que promueven el debilitamiento de las abejas. En otros artículos en Ecoosfera hemos hablado al respecto de cómo se busca reducir el consumo y el uso de estos químicos tóxicos en el mercado agroquímico –las cuales poseen unas ganancias de 200 miles de millones de euros–, sin embargo empresas como Monsanto y Pfeizer han salteado los juicios pese a la mayoría de los esfuerzos. 

 

En los últimos años Guzmán-Novoa se ha dedicado a denunciar las compañías argoquímicas, gobiernos e incluso granjeros convencionales que, defendiendo a los pesticidas por interés económicos. Sin embargo, el ambientalista no se da por vencido: “Tenemos partes del puzzle, pero todavía no tenemos la imagen completa de lo que causa la muerte de las abejas.” Y paso a paso, resguardado en la provincia de Ontario, Canadá, está buscando la manera de prohibir este tipo de pesticidas que obligue a los granjeros a rendir cuentas si los usan a partir del 2017. En caso de lo contrario, advierte Guzmán-Novoa, esto pondrá en riesgo la seguridad de las cosechas, “ya que uno de cada tres alimentos que consumimos dependen de la polinización de estos pequeños animales. O lo que es lo mismo: más de 500 miles de millones de euros por año.”



El hipnótico hexágono de Saturno como nunca antes lo habías visto (VIDEO)

De acuerdo con los estudios, el hexágono de Saturno parece ser una serie de patrones de nubes creados por un huracán que se conforma en el centro del polo norte.

El Universo sigue siendo sorprendente; y no importa cuántos años de estudios se realicen sobre el espacio exterior, siempre surgen fenómenos que nos maravillan. Como es el caso del polo norte de Saturno y su intrigante estructura hexagonal, lo cual nunca se había visto algo similar en otro planeta del universo entero. 

Gracias a las astronaves de la NASA, Voyager y Cassini, los científicos pudieron vislumbrar un fenómeno extraordinariamente hipnotizante: una estructura en forma de hexágono, con unos 32 000 km de diámetro y una extensión de 100 km de profundidad, se funde al interior de la atmósfera del planeta.

De acuerdo con los estudios, parece ser que se trata de una serie de patrones de nubes creados por un huracán que se conforma en el centro del polo norte. El ojo del huracán, dicen los expertos, es 50 veces más grande que uno de la Tierra. Además que este huracán ha durado décadas –sino que siglos–, a diferencia de uno terrestre que tiene una duración de una semana. 

Para Andrew Ingersoll, miembro de la NASA, “el hexágono es una corriente de aire, y las características climáticas del planeta, que comparten ciertas similitudes con el nuestro, son notoriamente turbulentas e inestables”. De hecho, los científicos notaron que la velocidad de la rotación del huracán es exactamente la misma que la de Saturno sobre su propio eje. Lo cual provoca una serie de hipótesis al respecto: “Por ejemplo, el remolino de agua dentro de una cubeta puede generar pequeños remolinos con huecos con figuras geométricas. Sin embargo, no hay ninguna cubeta gigante en Saturno que pueda provocar este gigantesco hexágono.”

 

Por otro lado, explica Kunio Sayanagi , del equipo de imagen de Cassini en la Universidad de Hampton, Virginia, que: “En el interior del hexágono, hay menos grandes partículas de neblina y una concentración de pequeñas partículas, mientras que fuera del hexágono ocurre todo lo contrario. La corriente en chorro hexagonal está actuando como una barrera, que se traduce en algo así como el agujero de ozono antártico de la Tierra.” 

Si bien aún falta muchísimo por investigar, la realidad es que este fenómeno es otro indicio de los patrones fractales en el universo; en donde “la geometría, el ritmo y la cromática son tres de los recursos predilectos de este discurso divino, la naturaleza alcanza la más espectacular y al mismo tiempo la más discreta manifestación divina como una hiperestética paradoja.”

 



Investigadores de la NASA publican imágenes de los colores de las auroras en Saturno

Los estudios demuestran que este planeta también tiene aurora pero de color rojizo y morado.

LaTierra tiene sus maravillas naturales: no hay día en que no percibamos su enorme capacidad de sorprendernos. Dicen que no se puede morir sin haber observado, en vivo y en directo, la belleza de las auroras boreales: este espectáculo de luces cósmicas, perfiles de esmeralda y diamante. ¿Qué podremos decir ahora con el descubrimiento de las auroras en Saturno?

Después de observaciones durante un año, la NASA acaba de publicar las imágenes del espectáculo de luces que las auroras producen en Saturno. La agencia estadounidense consiguió estas fotografías gracias al telescopio Hubble y a la aeronave Cassini.

Como hemos mencionado anteriormente, mientras que las auroras de la Tierra son fenómenos espectaculares de color verde, Saturno da vida a una danza de luces rojas y moradas. La NASA descubrió que estos colores son producidos por el choque entre las partículas del Sol y los átomos en las capas superiores de la atmósfera del planeta. Y no sólo eso, sino también que los patrones de las emisiones van cambiando conforme el evento; lo que permitió pensar en la posible relación entre las auroras y las fluctuaciones de la actividad solar.

Sarah Badman, participante del equipo investigador, comenta que: “Al mirar estas secuencias de imágenes tomadas con diferentes instrumentos, podemos descubrir hasta qué punto la aurora calienta la atmósfera [del planeta], las partículas se sumergen dentro de ella y cuánto tiempo tarda en producir el efecto”. Interpretó además que probablemente este proceso es el mismo que se produce en la Tierra.

En cuanto a la explicación de los colores rojizos y morados del fenómeno, la NASA aclara que, a diferencia de las auroras de la Tierra en donde la sobrexcitación de las moléculas de nitrógeno y oxígeno provocan la quimera, en Saturno sólo producido por las moléculas de hidrógeno. Sin embargo, un investigador asociado del Instituto Tecnológico de California, agrega que la variación de los colores depende también de la energía de las partículas que bombardean la atmósfera y su densidad. Los expertos intuyen que estas conclusiones puede ayudar a estudiar la composición de la atmósfera del planeta en cuestión.

Dicen que el Universo es infinito, por lo tanto depende de nosotros seguir investigando; quizás no para ser sabelotodos, sino para cumplir una necesidad de curiosidad, de comprensión, de libertad, de admiración de maravillas.



Cassini toma estas impresionantes imágenes de tormenta que lleva años ocurriendo en Saturno (FOTOS, VIDEO)

Esta impresionante tormenta de más de 2 mil km de ancho y vientos 4 veces más veloces que el más potente de los huracanes terrestres lleva años y años manteniéndose en el polo norte de Saturno.

Si bien en nuestro planeta estamos más o menos habituados a las manifestaciones magnas del poder y la presencia de la naturaleza, en cierto modo estás son más bien menores en comparación con las que suceden en el espacio exterior, en donde las condiciones son notablemente más inclementes y al mismo tiempo más impresionantes.

Prueba de esto es una tormenta captada recientemente por la sonda espacial Cassini, que desde hace varios años tiene como misión explorar Saturno. Ahí, en el planeta anillado, tuvo lugar este sorprendente meteoro que según los científicos del proyecto tuvo 2 mil kilómetros de ancho (20 veces el tamaño del huracán Sandy) con vientos hasta 4 veces más veloces que los huracanes más potentes que ocurren en nuestro planeta.

Sin embargo, todavía más inquietante es el hecho de que, al parecer, esta tormenta ha estado “atorada” en el polo norte de Saturno desde hace varios años, no se sabe cuántos, pero Cassini estuvo a la espera por casi 7, hasta que pudo acercarse a 420,000 kilómetros de distancia para obtener estas imágenes.

saturn-1

sat

Al parecer tanto la formación como la duración del fenómeno se encuentran relacionados de una manera todavía desconocida con el hecho de que en el planeta no hay océanos, y el agua existente solo se encuentra en pequeñas cantidades en forma de vapor en la atmósfera hidrogenada.

vortex

Una imagen de 2012

 

En este enlace, la información de la NASA al respecto.

 

[RT]

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca