¿Cómo transplantar una suculenta? Guía práctica y sencilla para lograrlo

En el caso que desees empezar a cuidar este tipo de especies vegetales, te compartimos consejos acerca de cómo transplantarlas a macetas más grandes y adecuadas a sus necesidades

Las suculentas son una especie vegetal que no sólo almacenan en sus hojas y tallos grandes cantidades de agua, también poseen una hipnótica belleza. A lo largo de sus estructuras tan particulares se exalta la perfección de la Naturaleza que requiere pocos cuidados en el día a día y que puede cultivarse en todos los sitios que les de mucho el sol. 

En el caso que desees empezar a cuidar este tipo de especies vegetales, te compartimos consejos acerca de cómo transplantarlas a macetas más grandes y adecuadas a sus necesidades: 

– En una maceta con agujeros de drenaje vierte aproximadamente 2.5 cm de grava; esto ayudará a eliminar la humedad de las raíces de las suculentas previniendo de enfermedades o putrefacción. 

– Agrega un suelo adecuado para las suculentas; es decir, una mezcla de arena, perlita y escoria volcánica. Este tipo de plantas a menudo no crecen o mueren al colocarlas en tierra común para macetas. 

– Coloca la suculenta en la maceta de modo que la corona de la planta –la zona de la unión de las raíces con el follaje– quede al mismo nivel que la parte superior de la maceta. Asegúrate que la planta se encuentre segura y apretada en el suelo. 

– Vierte agua sobre las suculentas hasta que el líquido salga por los agujeros de drenaje; y riégalas sólo cuando el suelo esté seco. Algunas suculentas requieren agua sólo una vez a la semana; mientras que otras sólo necesitan una vez al mes. 

– Fertiliza una suculenta una vez al mes con una fertilizante rico en fósforo. Dilúyelo a la mitad de la dosis recomendada y vierte el fertilizante directamente sobre el suelo. 



4 maneras cotidianas de reducir la hipertensión

La hipertensión, junto con la hipotensión, puede desencadenar en una serie de enfermedades del corazón o cerebrovasculares.

La hipertensión, junto con la hipotensión, puede desencadenar en una serie de enfermedades del corazón o cerebrovasculares. Ésta se encuentra fuertemente relacionada con dolores de cabeza, fatiga, ansiedad, mareos, náuseas o vómitos, confusión, cambios en la visión, sangrado nasal, entre otros. 

Las principales causas o factores que pueden desencadenar la presión arterial son el bajo consumo de agua, el exceso de sal, un mal estado de los riñones, del sistema nervioso o de los vasos sanguíneos, enfermedades hormonales; tener un estilo de vida cargado de estrés y angustia, obesidad, un antecedente familiar de hipertensión arterial, diabetes y un alto consumo de tabaco. 

Para reducir los síntomas de la hipertensión, te compartimos una serie de consejos: 

– Reduce el estrés practicando yoga, meditación, jardinería y técnicas de respiración para relajarte. Estas prácticas regularán al cuerpo de la ansiedad, por lo que bajará la presión arterial y reducirá los síntomas relacionados con él. 

 

–  El ejercicio físico ayuda a regular entre el 20 y 30 por ciento de la hipertensión. Para este tipo de casos se recomienda realizar ejercicio aeróbico; como subir las escaleras, realizar largas caminatas, andar en bicicleta, nadar, correr durante 15 o 30 minutos, entre otros. Se recomienda ejercitarse al menos cinco días a la semana durante 30 minutos. 
 
– Reduce –e incluso evita– el tabaco y el alcohol. 

 

– Consume la dieta DASH, la cual se caracteriza por: 

1. Verduras (de 4 a 5 porciones al día)

2. Frutas (de 4 a 5 porciones al día)

3. Productos lácteos sin grasa o bajos en grasa, tales como leche y yogur (de 2 a 3 porciones al día)

4. Granos enteros (de 7 a 8 porciones al día y 3 deben ser de granos integrales)

5. Pescados, carnes magras y aves de corral (2 porciones o menos al día)

6. Legumbres, semillas y nueces (de 4 a 5 porciones a la semana)

7. Aceites vegetales (de 2 a 3 porciones al día)

8. Dulces o azúcares agregados, tales como gelatina, sorbete, caramelos duros, jarabe de arce y azúcar (menos de 5 porciones a la semana)

Esta dieta es recomendaba pues hay un consumo de entre 45 y 65 de carbohidratos, entre 20 y 35 por ciento de grasas, y entre 10 y 35 por ciento de proteínas. La dieta DASH ayuda a controlar la insulina y los niveles de azúcar en la sangre a un nivel constante. 

 

 


Descubre aquí cómo puedes ayudar a los pingüinos en peligro de extinción

El proyecto, a cargo de la Association of Zoos & Aquariums –AZA–, resulta en una plataforma que ayudará a reducir los riesgos que se enfrentan frente a las catástrofes del cambio climático.

Desde hace más de una década se advirtió sobre las significativas consecuencias del cambio climático: desastres naturales, sequías, inundaciones, guerras, hambruna, desaparición de hábitats, de ecosistemas y de numerosas especies tanto animales como vegetales. Ambos polos y su biodiversidad se encuentran entre las principales preocupaciones de científicos y ambientalistas; por lo que prevenir una catástrofe, como la extinción de los pingüinos, se ha convertido en prioridad de varios proyectos. 

Un ejemplo de ello son los nidos artificiales para pingüinos que un proyecto en Kickstarter está tratando de implementar para fortalecer su hábitat y reducir los impactos del cambio climático en su medio ambiente. Este proyecto pretende salvar a 25 000 pingüinos de África en riesgo de extinción al crearles un refugio privisional;  ya que, de acuerdo con los investigadores del proyecto, estos pájaros son incapaces de forjar sus propios hogares a base de guano –excremento– pues los humanos lo ocupan como fertilizante. Sin olvidar, por supuesto, que los animales están en constante riesgo de depredación, hambruna, cambios en el hábitat, entre otros. 

El proyecto, a cargo de la Association of Zoos & Aquariums –AZA–, resulta en una plataforma que ayudará a reducir los riesgos que se enfrentan frente a las catástrofes del cambio climático. Para llevarlo a cabo, AZA propuso el proyecto para volverlo ecosustentable mediante el apoyo de la comunidad: mediante la plataforma Kickstarter han reunido 95 000 dólares, aunque están tratando de alcanzar 150 000 dólares para volverlo real. Dale click aquí para apoyar a este proyecto. 



4 consejos útiles para cuidar a las suculentas

Basta con tener en cuenta las necesidades básicas de las suculentas para saber cómo cuidarlas dentro del hogar.

Las plantas suculentas, inusuales y geométricamente perfectas, son principalmente de zonas áridas. Cuentan con la capacidad de sobrevivir largos periodos de sequía pues almacenan agua en hojas, tallos y raíces, y requieren de muy pocos cuidados para permanecer plenas durante todo el año. Basta con tener en cuenta las necesidades básicas de las suculentas para saber cómo cuidarlas dentro del hogar: 

Riégalas una vez a la semana durante época de crecimiento. Para eso es importante dejar que la tierra se seque para volver a regarla, echar agua hasta que salga por el fondo de la maceta y retirar la que se haya quedado en la bandeja.

Añade un fertilizante equilibrado. Es recomendable no abonar las plantas en invierno. Conoce aquí los mejores abonos orgánicos para tus plantas. 

Necesita un lugar iluminado, en especial de la luz del sol a lo largo del día. Durante invierno, procura mantenerla a una temperatura entre 7º y 13ºC. Si notas que la planta se vuelve marrón, rojo o amarillo, recibe demasiada luz; si se vuelve verde pálido y alargado, necesita un lugar con más luz.

Transplanta las saculentas cada uno a tres años a una maceta más grande. Para hacerlo coloca un trozo de malla o un filtro de café sobre los agujeros de drenaje y luego llena la maceta con una mezcla para cactus. Entierra la planta en la maceta y evita regarla durante una o dos semanas para permitir que las raíces dañadas se curen. 



¿Qué cuidados necesitan las plantas que la UNAM promueve como regalos de Navidad?

Entre las plantas en peligro de extinción que formarán parte de esta campaña son en total más de 60 cactáceas y crasuláceas propagadas en el Jardín Botánico del Instituto de Biología.

México es uno de los países más diversos en lo que se refiere a ecosistemas, especies animales y vegetales. Su riqueza ambiental ha puesto en relieve programas de prevención y protección a estas zonas en riesgo, así como campañas en búsqueda de la consciencia social a favor de la ecología mexicana. Entre ellos se encuentra el programa del Centro de Adopción de Plantas Mexicanas en Peligro de Extinción del Jardín Botánico de la Universidad Nacional Autónoma de México –UNAM–, en la CDMX. 

Este centro de adopción de plantas, cuyo objetivo es apoyar y proteger a las plantas en algún peligro, ha anunciado una campaña en que fomenta obsequiar plantas como regalos navideños, y así extender la responsabilidad y conciencia de su protección por parte de la comunidad. 

Entre las plantas en peligro de extinción que formarán parte de esta campaña son en total más de 60 cactáceas y crasuláceas propagadas en el Jardín Botánico del Instituto de Biología. A través de sus semillas o hijuelos, los interesados podrán conseguir estas plantas con cuotas de recuperación accesibles. De modo que estos padres adoptivos se convertirán en actores de la conservación ambiental. 

Para la coordinadora del centro, Linda Balcázar Sol, estas plantas podrán ser un motivo vivo y cambiante para dar alegría, belleza y eternidad, la cual es una experiencia que otros regalos podrían proporcionar. La sede se encuentra en la tienda Tigridia del Jardín Botánico. 

Te compartimos las siguientes recomendaciones para este tipo de plantas: 

– Dado que se trata de una serie de especies nobles, son fáciles de mantener ya que tienen una alta capacidad de adaptación y resistencia al clima de la CDMX; 

– No requieren de grandes cantidades para sobrevivir; 

– Son pequeñas y pueden vivir en cualquier espacio soleado, dentro o fuera de las habitaciones de una casa; 

Conoce estos 6 mitos sobre las plantas interiores

– Considera reutilizar utensilios de cocina como macetas, mira estos ejemplos

– Para la trasplantación necesitas recordar que la maceta requiere un buen drenaje: realiza unos cuantos hoyos en su fondo para evitar encharcamientos, reduciendo el daño en las raíces de las plantas. Rellena los agujeros con pequeños trozos de ladrillo o teja y, eventualmente, cubre  la maceta con una capa de arena, continuando con tierra y composta. Conoce más sobre cómo adecuar las macetas con estos útiles consejos

 

 



6 mitos sobre el cuidado de las plantas de interiores

Los cuidados de las plantas requieren más atención que tan sólo regarlas y ponerlas al sol… Y estos son algunos de los mitos que podrán afectar nuestros cuidados.

Mito 1. Las plantas de interiores necesitan la luz directa del sol.

Sólo algunas de las plantas de interiores se benefician de la luz solar. De hecho, la mayoría de las plantas de interiores tienden a tener manchas de quemaduras por recibir directamente los rayos solares. Hay plantas que necesitan mucha luz, eso no significa que necesiten estar bajo los rayos del sol. 

Mito 2. Las hojas amarillas o cafés significa que tienen exceso de agua. 

Estos síntomas pueden tener otras causas; tales como ausencia de agua, luz inadecuada, exceso de fertilizante, agua muy ácida o una tierra de baja calidad. 

Mito 3. Las plantas crecerán más grandes si se transplantan a lugares más grandes. 

Con frecuencia, las plantas que se transplantan ponen mucha de su energía en hacer crecer sus raíces, a expensas de las hojas y flores. Además, las plantas con macetas muy grandes tienden a sufrir de raíces podridas. 

cómo cuidar plantas, remedios para plantas, plantas de interiores

Mito 4. Las plantas enfermas se curarán con fertilizantes. 

Los fertilizantes no son medicina, sólo son nutrientes que facilitan el crecimiento vigoroso. No puedes forzar a las plantas a usar más nutrientes de los que realmente necesita. El exceso de nutrientes acumulados en la tierra tiende a quemar las raíces, causando la descoloración de las hojas. Las plantas enfermas absorben menos nutrientes que las plantas saludables. 

Mito 5. Las plantas de interiores necesitan grandes cantidades de humedad. 

La mayoría de las plantas de interiores tienen la capacidad de adaptarse a un medio ambiente seco. Aunque la mayoría de ellas –salvo las suculentas– provienen de hábitats naturales más húmedos, pueden sobrevivir con niveles bajos de humedad siempre y cuando reciban la humedad necesaria a través de sus raíces. 

Mito 6. Los pesticidas químicos son la única manera efectiva para eliminar pestes. 

No, existen maneras más saludables y efectivas para tratar pestes en las plantas. Dale click aquí para conocer estos remedios. 

 

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca