Descubre aquí cómo podrás ayudar a detener el proyecto inmobiliario en el Bosque de Chapultepec

Para enfrentar esta injusticia tanto ciudadana como ambiental, numerosos habitantes de la CDMX han decidido formar parte de una petición en la plataforma Change.org con el objetivo de salvar al Bosque de Chapultepec.

La tercera sección del Bosque de Chapultepec en la CDMX es un  área de alrededor 686 hectáreas que albergan tanto la residencia presidencial, Campo Marte, el Castillo de Chapultepec, la Estela de Luz, el zoológico, la Casa del Lago, el Auditorio Nacional, siete museos, seis teatros como oficinas gubernamentales. Es una zona importante no sólo por razones políticas o ejecutivas, también de preservación ecológica ya que fue decretada en 1992 como Área Natural Protegida

Desafortunadamente, la Secretaría de Medio Ambiente capitalina –Sedema– pretende convertir un predio abandonado de la tercera sección del Bosque de Chapultepec en un proyecto recreativo cultural. A través de una convocatoria publicada el 28 de octubre de 2016 en la Gaceta oficial de la Ciudad de México, se comenzó la violación al derecho a un medio ambiente sano, a la participación ciudadana y la información.

Se trata de un predio ubicado en José María Velasco #130, en la colonia Lomas Altas, el cual pretende convertirse en una ““zonificación de equipamiento recreativo y cultural” pese a no tener criterios muy específicos sobre su rehabilitación y reestructuración del lugar. Es decir, la convocatoria no aclara ni especifica: 

– el número de metros que ocupará el espacio recreativo cultural ni la extensión de la obra; 

– las técnicas ni facultades sobre la propiedad que se le otorgará al ganador; 

– detalles sobre las características del proyecto inmobiliario ni de los requisitos conservacionistas –ni sustentables–. 

bosque-de-chapultepec

Pese a que el jefe de gobierno de la CDMX, Miguel Ángel Mancera, no consultó con la ciudadanía si estaba de acuerdo con el proyecto, la convocatoria continuó estando abierta. Y de acuerdo con la investigación de Iván Restrepo, periodista para el periódico mexicano La Jornada, los interesados sólo tenían 30 días para presentar propuestas con cada uno de los requisitos, lo cual “es imposible presentar en el tiempo establecido un espacio recreativo-cultural que cumpla con las mínimas normas de sustentabilidad ambiental, lo que lleva a pensar que la citada convocatoria es un traje a la medida para favorecer los intereses de alguien previamente elegido.

Para enfrentar esta injusticia tanto ciudadana como ambiental, numerosos habitantes de la CDMX han decidido formar parte de una petición en la plataforma Change.org con el objetivo de salvar al Bosque de Chapultepec. Hasta el momento se han logrado reunir 3 853 firmas de 5 000, para apoyar a este movimiento ciudadano y ambiental dale click aquí.  

Mientras tanto el diputado del grupo parlamentario de Morena, José Alfonso Suárez del Real y Aguilera, invitó a solicitar que en este proyecto “se instruyan a la Secretaría del Medio Ambiente y al Oficial Mayor para que rindan un informe pormenorizado que sustente la convocatoria del presente año.”; así como integrar a las secretarías de Cultura, Ciencia y Tecnología y a la de Educación, ya que son dependencias facultadas a emitir un juicio de contenido cultural, científico y educativo.  De alguna manera, en caso que se realice el proyecto, que sea de manera ecosustentable y segura. 



6 tratamientos caseros para el cabello reseco

Con aplicar un poco de este tratamiento cada tres días durante la noche, se notarán resultados sorprendentes.

La contaminación, secados con electrodomésticos, dieta baja en nutrientes y productos químicos, son algunas de las causas que pueden provocar un cabello reseco. Es por ello importante contemplar cuáles son las alternativas naturales y caseras para cuidar la salud tanto del cuero cabelludo como del cabello en su longitud. 

– Mascarilla de aguacate. Después de machacar un aguacate, agrega una cucharadita de aceite de oliva y otra de jojoba. Combina todos los ingredientes y aplícalo después del shampoo. Empieza por el cuero cabelludo, dando masaje hasta llegar a las puntas. Déjalo actuar durante diez y quince minutos; enjuaga y repite una vez por semana. 

– Grenetina. Es un shot de proteínas, por lo que se necesita hacer sólo una vez al mes. Mezcla una cucharada de grenetina y una taza de agua, y una vez que tenga la forma de un gel, agrega una cucharadita de vinagre de manzana y dos gotas de aceite esencial de jazmín y romero. Aplíquese después del shampoo, dejarlo actuar durante cinco o diez minutos. 

– Aceite de linaza. Con una cucharadita de aceite de linaza en las comidas, hará una maravilla con el cabello. 

– Mezcla de leche, huevo y unas gotas de aceite de almendras. Esta mezcla la podrás aplicar directamente al cabello y cubrirlo con una toalla durante 20 minutos. Enjuaga al final. 

– Aceite de oliva para la orzuela o puntas abiertas. Con aplicar un poco de este aceite cada tres días durante la noche, tendrá resultados sorprendentes. 

– Mantequilla sin sal. Aplicar un poco de mantequilla sin sal en las puntas y cubrirlas con una toalla tibia durante 15 minutos, ayudará a la salud del cabello. Lava la mantequilla con una mezcla de 1/2 de vinagre, 1/2 cucharadita de jugo de limón y 1/2 litro de agua tibia. 



Comunidades zapotecas buscan administración comunitaria del agua

Esta propuesta funge como demanda para reconocer los derechos territoriales y de libre determinación y autonomía para las comunidades zapotecas de la región.

En los últimos años, el tema del agua está fuertemente relacionado con la contaminación y la escasez mundial; pero en los últimos días, en las comunidades zapotecas de Oaxaca, en México, se ha tornado hacia la defensa de este recurso natural para el hábitat y sus pobladores locales. El día 8 de febrero del 2017, la comunidad zapoteca de San Pedro Apóstol, Oaxaca, presentó a la Comisión Nacional del Agua –CONAGUA– su propuesta para “el uso, disfrute y administración comunitaria del agua, en el marco de la consulta indígena que se está llevando a cabo en los Valles Centrales”. 

Esta propuesta funge como demanda para reconocer los derechos territoriales y de libre determinación y autonomía para las comunidades zapotecas de la región, y así brindarles la facultar de elaborar y emitir las normas que regulen el uso de las aguas del subsuelo. En otras palabras, que se levante el Decreto de Veda –1967– para que las 16 comunidades de esta región hagan uso y cuidado del agua subterránea sin la intervención de empresas extranjeras. 

Por esta razón, las 16 comunidades que integran la Coordinadora de Pueblos Unidos por el Cuidado y la Defensa del Agua –COPUDA– han dado “cuenta de su capacidad, para gestionar, diseñar y construir obras de captación de agua de lluvia que hasta ahora revitalizan los mantos acuíferos de la región, de la cual depende su sustento.” De modo que al establecer una relación de corresponsabilidad entre el gobierno de Oaxaca y los pueblos indígenas, se está defendiendo no sólo el recurso natural del país, también los derechos de las comunidades indígenas a la igualdad y al acceso justo a los bienes comunes naturales, a la innovación y propuestas tanto comunitarias como ciudadanas. 

 No es novedad que las comunidades indígenas se encuentren en situaciones de riesgo frente a firmas internacionales que explotan los recursos naturales de las áreas naturales mexicanas. Por esta razón, las mismas comunidades hacen un llamado a las autoridades para que se respeten sus derechos y voluntad en relación con el acceso justo al agua en los Valles Centrales de Oaxaca, de acuerdo con el Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo –OIT– y otros mecanismos de derechos humanos. 

En la presentación de la propuesta, la COPUDA escribió: “Un proceso de consulta con esas características sería un ejemplo de buenas prácticas de gobierno para el cuidado y aprovechamiento de los bienes comunes naturales en México y el mundo, y por lo tanto un ejemplo en el combate a la desigualdad social.” De alguna manera, esta propuesta busca la defensa del agua y de los ciudadanos para la construcción de una economía más justa, humana e igualitaria. 

 

Para más información, dale click aquí. 



El agua: uno de los recursos más importantes y el menos valorado

No hay que olvidar que cotidianamente requerimos del agua para la elaboración de productos o servicios del ser humano y que son indispensables.

Nuestro Planeta es abundante en recursos naturales y como especie humana dependemos de ellos para sobrevivir. El aire, el suelo, la regulación del clima y el agua, son algunos de los servicios ambientales que podemos obtener de la naturaleza, siempre y cuando seamos responsables en su uso y aprovechamiento.

Uno de dichos recursos, el agua, es fundamental para todas las formas de vida en nuestro planeta y aunque la Tierra posee alrededor de 525 millones de kilómetros cúbicos de agua, en la actualidad los recursos de agua potable se han vuelto escasos con el crecimiento de la población mundial y con el mal manejo de desechos y residuos industriales.

Se estima que sólo el 3% del agua en el Planeta es dulce y de esa cantidad únicamente el 0.007% es potable. Debido a esta situación más de 1,100 millones de personas en el mundo carecen de acceso directo a fuentes de agua potable.

Hay regiones del planeta donde se debe caminar más de 10 kilómetros diarios para conseguir agua potable, lo que causa la muerte de hasta 3 millones y medio de personas al año. El 98% de esas muertes se producen en los países en vías de desarrollo.

El agua es parte de nuestra vida, pero también de nuestra esencia. Se calcula que el cuerpo humano se conforma en un 60% de agua, por ello este líquido es vital para nuestra supervivencia, ya que una persona puede sobrevivir hasta un mes sin alimentos, pero sólo siete días como máximo sin beber agua.

Además, es importante recordar que el ser humano no es el único ser vivo en este Planeta que requiere agua para sobrevivir. Existen millones de formas de especies que también dependen de este valioso líquido y debemos asegurarnos de mantener el abasto de agua en todo el mundo, ya que de no hacerlo la existencia del equilibrio ambiental podría verse afectado y al ser una cadena interconectada de vidas, seguramente la desaparición de alguna especie o alteración climática por falta de agua causaría daños directos en los humanos.

Lamentablemnte las principales fuentes de contaminación del agua están asociadas con la actividad industrial posterior a la Segunda Guerra Mundial y actividades consecuentes. Se estima que cada año se arrojan al mar más de 450 kilómetros cúbicos de aguas servidas, es decir, el agua residual doméstica y que es el resultado de las actividades cotidianas que realizamos. Por si esto no fuera poco, para diluir esta polución se utilizan 6,000 kilómetros cúbicos adicionales de agua dulce.

No hay que olvidar que cotidianamente requerimos del agua para la elaboración de productos o servicios del ser humano y que son indispensables; por ejemplo se necesitan alrededor de 25,700 litros de agua por día para producir los alimentos que consume una familia de cuatro personas, 148,000 litros de agua para fabrica un automóvil, 5,680 litros para producir un barril de cerveza o 200 litros para producir un solo litro de Coca-Cola.

El hecho es que sin el agua no tenemos vida y no es un slogan, es un hecho. Hay que gestionar para proteger el agua y verla no como un producto de consumo, sino como un recurso indispensable para la vida de todos los seres del Planeta.

COLABORACIÓN DE EARTHGONOMIC MÉXICO, A.C. Nuestra misión es fomentar el desarrollo de la sociedad en armonía con el entorno natural y el respeto a los seres vivos. Para más in información visita: www.earthgonomic.org @Earthgonomic y /Earthgonomic



Solicitan ayuda para salvar el Bosque de Chapultepec

La Secretaría de Medio Ambiente capitalina –Sedema– publicó una convocatoria para convertir un predio abandonado de la tercera sección del Bosque de Chapultepec en un parque recreativo-cultural.

Imagen principal: www.chapultepec.tv

Con 686 hectáreas, la tercera sección del Bosque de Chapultepec en la CDMX, alberga la residencia presidencial, el Campo Marte, el Castillo de Chapultepec, la Estela de Luz, el zoológico, la Casa del Lago, el Auditorio Nacional, siete museos, seis teatros y oficinas gubernamentales. Se trata, en otras palabras, de una zona importante de preservación ecológica para sus especies florales y animales, así como una fuente significativa de servicios ambientales para la ciudad. De hecho, la tercera sección de Chapultepec fue decretada en 1992 Área Natural Protegida. 

Desgraciadamente, la Secretaría de Medio Ambiente capitalina –Sedema– publicó una convocatoria para convertir un predio abandonado de la tercera sección del Bosque de Chapultepec en un parque recreativo-cultural. Esto se realizó en un aviso en la Gaceta Oficial, detallando que el predio, ubicado en José María Velasco #130, en la colonia Lomas Altas, podría ser usado como “zonificación de equipamiento recreativo y cultural”, después de presentar una propuesta de rehabilitación y reestructuración del lugar

 

El proyecto debe contemplar en las zonas ya afectadas construcciones sustentables para las obras nuevas a realizarse; de tal suerte que se considere un proyecto integral, sustentable y resiliente que armonice con los escenarios naturales, paisajísticos y urbanos que representa el Bosque de Chapultepec. 

bosque-de-chapultepec-tercera-seccion
Imagen: Kimera

La convocatoria, publicada el 28 de octubre del 2016, no especifica el número de metros que ocupará el espacio recreativo cultural ni la extensión de la obra ni las especificaciones técnicas ni las facultades sobre la propiedad que se le otorgará al ganador. Para Iván Restrepo, periodista para el periódico mexicano La Jornada, “tampoco se dan mayores detalles sobre las características del proyecto inmobiliario, pero sí se advierte, en un tono de simulación conservacionista, que debe ser sustentable.”

Pese a todo, la convocatoria siguió en pie gracias al avalo del jefe de gobierno de la ciudad, Miguel Ángel Mancera, quien no realizó consultó con la ciudadanía si se estaba de acuerdo con el proyecto. Se declaró que los interesados tenían cinco días hábiles para registrarse y sólo 30 más para presentar propuestas con cada uno de los requisitos. Sin embargo, según la investigación de Restrepo, “es imposible presentar en el tiempo establecido un espacio recreativo-cultural que cumpla con las mínimas normas de sustentabilidad ambiental, lo que lleva a pensar que la citada convocatoria es un traje a la medida para favorecer los intereses de alguien previamente elegido.

Además, continúa Restrepo: “Si las intenciones fueran para bien de la Tercera Sección, ni de lejos se estaría pensando en impulsar un desarrollo inmobilario cuando lo que urge es fortalecer el bosque, no restarle arbolado.” Este argumento lo justifica con el “inexplicable silencio del Fideicomiso Pro Bosque, del Consejo Rector Ciudadano y de los diputados de la Asamblea de la ciudad. Pero igualmente de la señora Xóchitl Gálvez, delegada en Miguel Hidalgo, quien tanto pugna por la transparencia en el manejo de los bienes de la nación.”

Por su lado, el diputado del grupo parlamentario de Morena, José Alfonso Suárez del Real y Aguilera, invita a solicitar que en este proyecto “se instruyan a la Secretaría del Medio Ambiente y al Oficial Mayor para que rindan un informe pormenorizado que sustente la convocatoria del presente año.”; así como integrar a las secretarías de Cultura, Ciencia y Tecnología y a la de Educación, ya que son dependencias facultadas a emitir un juicio de contenido cultural, científico y educativo.  



En litigio predio de Bosque de Chapultepec para la construcción de inmuebles

Dado que el Bosque de Chapultepec nos pertenece a todos, nos corresponde su conservación.

Los manantiales de Chapultepec solían proveer de agua potable a la antigua México-Tenochtitlán, los cuales llevaban el agua al centro de la ciudad hasta que el venero se secó a finales del siglo XIX. A las orillas del manantial, los mexicas construyeron jardines, palacio y baños; sin embargo, durante la Conquista, Cortés se apropió del lugar donándolo a la perpetuidad por Carlos V. 

Fue así, a lo largo de la construcción de la ciudad, el bosque de Chapultepec se convirtió en fuente y pulmón de la enorme metrópoli. Los ahuehuetes y otras 42 especies vegetales, como fresnos y truenos, cedros, sequoias, álamos, palmeras, ailes, pinos, gingkos, sicomoro, liquidámbar,  representan una parte importante del monumento vegetal de la ciudad. 

Dado que el Bosque de Chapultepec nos pertenece a todos, nos corresponde su conservación. A pesar de ser un área verde importante dentro de la capital, no opera su máxima eficacia, principalmente cuando se encuentra en litigio. De acuerdo con el gobierno capitalino, se llevará ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación –SCJN– el predio de Montes Apalaches 525, en Bosque de Chapultepec, con el fin de se que se le reconozca como un área de valor ambiental. Este terreno tiene una extensión de 4 799 metros cuadrados, los cuales poseen fundamentos para preservar su carácter de área verde. 

 Manuel Granados Covarrubias, consejero jurídico y de Servicios Legales capitalino, explica que el predio fue expropiado en 1992 por el gobierno capitalino, pero la inmobiliaria Trepi inició un litigio en 1999 para que le fuera devuelto argumentando que hubo incumplimiento con la causa de utilidad pública. El Tribunal de lo Contencioso Administrativo capitalino falló a favor de la empresa en 2008, pero como el gobierno no cumplió con el mandato judicial, la empresa se amparó ante ese desacato. Y a finales de 2015, el juez volvió a conceder la razón y ordenó al gobierno devolver el predio, y a la ALDF y a la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda local cambiar el uso de suelo “por mandato judicial”. 

En una reunión con vecinos de la zona, se aseguró que la dependencia que llevará el caso a la Corte, será mediante un incidente de inejecución de sentencia para que revise los fundamentos jurídicos que le permitan preservar su carácter de área verde. 

 

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca