El hipnótico hexágono de Saturno como nunca antes lo habías visto (VIDEO)

De acuerdo con los estudios, el hexágono de Saturno parece ser una serie de patrones de nubes creados por un huracán que se conforma en el centro del polo norte.

El Universo sigue siendo sorprendente; y no importa cuántos años de estudios se realicen sobre el espacio exterior, siempre surgen fenómenos que nos maravillan. Como es el caso del polo norte de Saturno y su intrigante estructura hexagonal, lo cual nunca se había visto algo similar en otro planeta del universo entero. 

Gracias a las astronaves de la NASA, Voyager y Cassini, los científicos pudieron vislumbrar un fenómeno extraordinariamente hipnotizante: una estructura en forma de hexágono, con unos 32 000 km de diámetro y una extensión de 100 km de profundidad, se funde al interior de la atmósfera del planeta.

De acuerdo con los estudios, parece ser que se trata de una serie de patrones de nubes creados por un huracán que se conforma en el centro del polo norte. El ojo del huracán, dicen los expertos, es 50 veces más grande que uno de la Tierra. Además que este huracán ha durado décadas –sino que siglos–, a diferencia de uno terrestre que tiene una duración de una semana. 

Para Andrew Ingersoll, miembro de la NASA, “el hexágono es una corriente de aire, y las características climáticas del planeta, que comparten ciertas similitudes con el nuestro, son notoriamente turbulentas e inestables”. De hecho, los científicos notaron que la velocidad de la rotación del huracán es exactamente la misma que la de Saturno sobre su propio eje. Lo cual provoca una serie de hipótesis al respecto: “Por ejemplo, el remolino de agua dentro de una cubeta puede generar pequeños remolinos con huecos con figuras geométricas. Sin embargo, no hay ninguna cubeta gigante en Saturno que pueda provocar este gigantesco hexágono.”

 

Por otro lado, explica Kunio Sayanagi , del equipo de imagen de Cassini en la Universidad de Hampton, Virginia, que: “En el interior del hexágono, hay menos grandes partículas de neblina y una concentración de pequeñas partículas, mientras que fuera del hexágono ocurre todo lo contrario. La corriente en chorro hexagonal está actuando como una barrera, que se traduce en algo así como el agujero de ozono antártico de la Tierra.” 

Si bien aún falta muchísimo por investigar, la realidad es que este fenómeno es otro indicio de los patrones fractales en el universo; en donde “la geometría, el ritmo y la cromática son tres de los recursos predilectos de este discurso divino, la naturaleza alcanza la más espectacular y al mismo tiempo la más discreta manifestación divina como una hiperestética paradoja.”

 



6 consejos efectivos para curar a los bonsáis de plagas y enfermedades

Al ser una planta delicada y con necesidades específicas, requiere de atenciones constantes.

Los bonsáis son una especie de pequeños árboles cuyos métodos de cuidado provienen de tiempos inmemoriales. Al ser una planta delicada y con necesidades específicas, requiere de atenciones constantes; pueden sufrir de anomalías por exceso o defecto de riego, falta de luz o humedad ambiental. En especial si se trata de una plaga o enfermedades. 

Para cuidar a un bonsái es importante considerar, desde un principio, sus características; por ejemplo, en el caso que sea del exterior, necesitas saber si requiere protección de las heladas, realizar las podas en las fechas señaladas, etcétera. De modo que si empiezas a notar que hay una plaga afectando al bonsái, es importante tomar en consideración la siguiente información: 

– El pulgón, los ácaros, la mosca blanca o cochinillas, son las plagas más comunes en los bonsáis. 

– Cuando el bonsái se enferma por hongos, la base del tronco posee podredumbre, las hojas se vuelven amarillas y no hay síntomas de ningún otra plaga. Hay hongos que atacan la base del tronco, el cuello y las raíces de las plantas y árboles produciendo podredumbre en sus tejidos. 

– Los fungicidas sistémicos ayudan a controlar este tipo de enfermedades; sin embargo, cuando los hongos se encuentran bajo el suelo, es indispensable hacer uso de sustratos sanos y aireados. En el caso de que la enfermedad sea por un exceso de riego, su sanación se realiza con fungicidas a base de oxicloruro de cobre, pues además funge como tratamiento preventivo a principios de primavera y a mediados de otoño. El fosfito potásico también es un buen inhibidor y fertilizante, el cual puede usarse como parte del riego para el bonsái. 

– El bonsái necesita un tiempo para adaptarse y desarrollar su belleza como parte del reflejo de su sabiduría.  

– El riego de los bonsáis es ideal cuando la tierra se encuentra ligeramente seca. Para controlar el grado de humedad de la superficie –y del interior– de la tierra se puede usar los dedos. No es recomendable regarlos con una rutina diaria. 

– Encuentra la mezcla del suelo adecuada. La mayor parte de los bonsáis requiere una mezcla de akadama, pomice y roca volcánica en una proporción de 1/2 – 1/4 y 1/4. También se puede usar una mezcla que retenga más agua, usando una mayor proporción de akadama. 

 



¿Qué pasará si las orugas empiezan a comer restos de plástico?

Este descubrimiento podría ayudar a eliminar el plástico en sitios como el océano y otras áreas terrenales.

De acuerdo con el sitio web de Phys.org, los científicos descubrieron que una de las orugas más comunes, la Galleria mellonella, se ha estado alimentado de polietileno, un tipo de plástico que es usado principalmente en las bolsas desechables. Sin embargo, ¿qué implica este evento para la conservación del medio ambiente? 

Las orugas de cera son consideradas una peste para la población de las abejas y algunas plantas. Por esta razón, hay quienes usan bolsas de plástico para prevenir su proliferación en jardines y cercanías. Fue así que Bertocchini, la líder de la investigación, se dio cuenta que las bolsas de plástico que había dejado para prevenir a las orugas comenzaban a tener pequeños hoyos; y después de una inspección más cercana, notó que las bolsas estaban siendo consumidas por las orugas para tratar de alcanzar su libertad. 

Al realizar la investigación, Bertocchini y sus colegas, encontraron que las bolsas de plástico se estaban degradando más rápido de lo normal, y esto se debe a que las orugas producen una especie de enzimas que rompe el plástico hasta su desaparición. Gracias a ello, los científicos han considerado un método biodegradable para limpiar al medio ambiente de la contaminación de plástico. 

 

En palabras del primer autor del estudio, Paolo Bombelli, “Si una sola enzima es responsable de este proceso químico, su reproducción a larga escala con métodos biotecnológicos podrá ser viable. Este descubrimiento podría ayudar a eliminar el plástico en sitios como el océano y otras áreas terrenales.” Además, “la oruga produce algo que rompe el vínculo químico, quizá en sus glándulas salibales o una bacteria simbiótica en su estómago. El próximo paso es tratar de identificar el proceso molecular en su reacción e insolar la enxima responsable.”

Dicen que la Naturaleza es sabia, y encuentra siempre la manera de surgir resiliente y victoriosa. Las personas alrededor del mundo desperdician alrededor de miles de millones de bolsas de plástico cada año, las cuales tienden a degradarse en un periodo de un siglo o más y tienen importantes consecuencias en el medio ambiente. 

 



¿Por qué es importante que indígena guatemalteco gane el Premio Ambiental Goldman 2017?

En América Latina han sido asesinados 450 activistas ambientales entre el 2010 y 2014, provocando que sea una de las regiones más peligrosas para este tipo de activismo –en especial si sus practicantes son indígenas–.

Rodrigo Tot, agricultor indígena guatemalteco, ha luchado en los últimos años contra una gigante minera y las autoridades de su país para recuperar las tierras que le corresponden a su comunidad. Ahora, a sus 60 años, Tot fue galardonado con el Premio Ambiental Goldman 2017 –después de que los últimos dos ganadores latinoamericanos fueron asesinados durante el último año– por su “intrépido liderazgo de su pueblo y la defensa de su tierra ancestral” pese a los costos implicados, como el asesinato de su hijo hace cinco años. 

Sin embargo, ¿qué implica recibir uno de los premios más prestigiosos sobre el activismo ambiental? Para el pastor evangélico y líder indígena, “Este premio no cambia nada. Me siento contento pero también me siento el mismo líder, la misma persona. Creo que eso sería un estímulo al trabajo que hacemos, pero estoy tranquilo”. Pese a la continuidad de la cotidianidad y sin darse mucho de cuenta, este premio está brindando el reconocimiento público; es decir que facilita la atención de la sociedad en general frente al riesgo en el que viven los activistas ambientales en Latinoamérica.

En esta región han sido asesinados 450 activistas ambientales entre el 2010 y 2014, provocando que sea una de las regiones más peligrosas para este tipo de activismo –en especial si sus practicantes son indígenas–. Los ejemplos más renombrados han sido el caso de la hondureña Berta Cáceres y del mexicano Isidro Baldenegro, quienes fueron galardonados con el mismo premio pero asesinados en sus casas. 

 

Como sus colegas, Tot inició su lucha hace 43 años para exigir al Estado guatemalteco que devolviera los títulos de propiedad tanto a él como a otros 63 campesinos. Estas tierras, en las montañas del municipio de El Estor, son ricas en oro y níquel, convirtiéndose en zonas importantes para empresas mineras; además de poseer numerosos recursos naturales, como diez nacimientos de agua, que abastecen a varias zonas de alrededor. Para Tot y cada uno de los pobladores que han luchado por su derecho de propiedad, están buscando la equidad en derechos humanos como comunidad indígena y conservación de su medio ambiente. Por esta razón, el galardonado explica que necesita “mayor certeza jurídica sobre la propiedad de sus tierras para seguir luchando por ellas. Estamos pidiendo que nos legalicen. Nosotros ya lo pagamos, tenemos los recibos, tenemos las actas y el derecho. Nosotros ahí estamos y la tenemos que defender hasta donde se pueda.”

 

Desgraciadamente, la lucha entre mineras y miembros de la comunidad indígena de Tot, no han sido los únicos episodios violentos: “A los 18 años, durante la Guerra Civil –1960-1996–, el ejército guatemalteco lo obligó a formar parte de los patrulleros civiles, paramilitares que ayudaban al ejército en labores de control a población civil. […] Hubo muchos desaparecidos y no logro olvidar que el líder de Agua Caliente ‘Lote 9’ de aquella época fue asesinado por su lucha por la tierra.” Pese a ello, la experiencia ha servido para organizar a la población y bloquear los numerosos intentos de las empresas mineras que son apoyadas por las autoridades policiales para ingresar a las comunidades. 

Frente a eso, el 18 de marzo del 2017, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos –CIDH– aceptó una demanda presentada por Tot, en la cual se denuncia que el estado de Guatemala violó los derechos de dominio colectivo sobre las tierras, recursos naturales, libre determinación y autogobierno de los pueblos indígenas al negarles la entrega de sus títulos de propiedad de sus tierras. Y pese al riesgo que implica su trabajo e incluso ganar este premio mundialmente reconocido, el activismo de Tot promueve el respaldo comunitario, el enfrentamiento contra el miedo y la coacción, el respeto por los derechos humanos hacia su comunidad y la conservación de sus tierras: “Jamás me olvidaré de la perdida de mi hijo, pero yo sigo luchando […], ya no estamos en los años 80, cuando desaparecían a un líder y todo quedaba silencio. Hoy no; cuando desaparecen a un líder, se levantan diez más y esa es la ventaja que tenemos”.



Investigadores de la NASA publican imágenes de los colores de las auroras en Saturno

Los estudios demuestran que este planeta también tiene aurora pero de color rojizo y morado.

LaTierra tiene sus maravillas naturales: no hay día en que no percibamos su enorme capacidad de sorprendernos. Dicen que no se puede morir sin haber observado, en vivo y en directo, la belleza de las auroras boreales: este espectáculo de luces cósmicas, perfiles de esmeralda y diamante. ¿Qué podremos decir ahora con el descubrimiento de las auroras en Saturno?

Después de observaciones durante un año, la NASA acaba de publicar las imágenes del espectáculo de luces que las auroras producen en Saturno. La agencia estadounidense consiguió estas fotografías gracias al telescopio Hubble y a la aeronave Cassini.

Como hemos mencionado anteriormente, mientras que las auroras de la Tierra son fenómenos espectaculares de color verde, Saturno da vida a una danza de luces rojas y moradas. La NASA descubrió que estos colores son producidos por el choque entre las partículas del Sol y los átomos en las capas superiores de la atmósfera del planeta. Y no sólo eso, sino también que los patrones de las emisiones van cambiando conforme el evento; lo que permitió pensar en la posible relación entre las auroras y las fluctuaciones de la actividad solar.

Sarah Badman, participante del equipo investigador, comenta que: “Al mirar estas secuencias de imágenes tomadas con diferentes instrumentos, podemos descubrir hasta qué punto la aurora calienta la atmósfera [del planeta], las partículas se sumergen dentro de ella y cuánto tiempo tarda en producir el efecto”. Interpretó además que probablemente este proceso es el mismo que se produce en la Tierra.

En cuanto a la explicación de los colores rojizos y morados del fenómeno, la NASA aclara que, a diferencia de las auroras de la Tierra en donde la sobrexcitación de las moléculas de nitrógeno y oxígeno provocan la quimera, en Saturno sólo producido por las moléculas de hidrógeno. Sin embargo, un investigador asociado del Instituto Tecnológico de California, agrega que la variación de los colores depende también de la energía de las partículas que bombardean la atmósfera y su densidad. Los expertos intuyen que estas conclusiones puede ayudar a estudiar la composición de la atmósfera del planeta en cuestión.

Dicen que el Universo es infinito, por lo tanto depende de nosotros seguir investigando; quizás no para ser sabelotodos, sino para cumplir una necesidad de curiosidad, de comprensión, de libertad, de admiración de maravillas.



Cassini toma estas impresionantes imágenes de tormenta que lleva años ocurriendo en Saturno (FOTOS, VIDEO)

Esta impresionante tormenta de más de 2 mil km de ancho y vientos 4 veces más veloces que el más potente de los huracanes terrestres lleva años y años manteniéndose en el polo norte de Saturno.

Si bien en nuestro planeta estamos más o menos habituados a las manifestaciones magnas del poder y la presencia de la naturaleza, en cierto modo estás son más bien menores en comparación con las que suceden en el espacio exterior, en donde las condiciones son notablemente más inclementes y al mismo tiempo más impresionantes.

Prueba de esto es una tormenta captada recientemente por la sonda espacial Cassini, que desde hace varios años tiene como misión explorar Saturno. Ahí, en el planeta anillado, tuvo lugar este sorprendente meteoro que según los científicos del proyecto tuvo 2 mil kilómetros de ancho (20 veces el tamaño del huracán Sandy) con vientos hasta 4 veces más veloces que los huracanes más potentes que ocurren en nuestro planeta.

Sin embargo, todavía más inquietante es el hecho de que, al parecer, esta tormenta ha estado “atorada” en el polo norte de Saturno desde hace varios años, no se sabe cuántos, pero Cassini estuvo a la espera por casi 7, hasta que pudo acercarse a 420,000 kilómetros de distancia para obtener estas imágenes.

saturn-1

sat

Al parecer tanto la formación como la duración del fenómeno se encuentran relacionados de una manera todavía desconocida con el hecho de que en el planeta no hay océanos, y el agua existente solo se encuentra en pequeñas cantidades en forma de vapor en la atmósfera hidrogenada.

vortex

Una imagen de 2012

 

En este enlace, la información de la NASA al respecto.

 

[RT]

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca